Las migraciones vistas desde las tiras cómicas

 

Autor: Jorge Manuel Dueñas Rada


Una definición sencilla de la inmigración puede ser “es el  desplazamiento desde el país  de origen o nacimiento hacia otro”, sin embargo esta definición se queda corta al analizar todo lo que repercute inmigra a otro país, desde muchos siglos atrás el ser humano a decidido dejarlo todo e irse a otro lugar, ya sea por situaciones atmosféricas o en busca de mejores recursos naturales, o simplemente por buscar un lugar mejor, usualmente ese desplazamiento se realizaba  en grupos  es así como  las características sociales podrían seguir casi intactas, un claro ejemplo son los gitanos de Europa del este en el siglo X, que migraron a Europa occidental, pero con ellos sus costumbres y tradiciones sin permitir la interacción con las personas procedentes de donde llegaban. 

Los procesos migratorios han ido cambiando en relación a los cambios culturales, esta situación se ha vivido por años, emigrar era prácticamente desaparecer de la imagen familiar, se tenía que pasar muchos años para poder ver a ese ser querido en la mejor de los casos o esperar unos meses para que llegue la tan esperada carta, si era que llegaba, por cambio de domicilio inesperados o muerte, perdiendo así comunicación entre las partes. Las nuevas tecnologías han logrado cambiar esto hay una mayor interacción entre  la comunicación de la persona que se va con su entorno social, sin embargo la ida de una persona de un entorno crea cambios en el núcleo familiar y social provocando quebramientos familiares y sentimiento de perdida de coherencia social. 

Para poder recrear la infinidad de historias tristes por la lejanía de los seres queridos que mejor que los dibujos animados, que en cierta parte muestran la realidad social y los cambios entre los lugares de destino, esta elección usualmente va marcada por la situación económica y social de la persona que se marcha en busca de un mejor “bienestar”.

Entre estos encontramos a Marcos serie animada japonesa de los años 60 basada en una historia incluida en la novela italiana de Edmondo de amicis, la precariedad y los problemas económicos llevaron a la madre de marcos  a emigrar a Argentina en barco, la historia se sitúa a finales de la segunda guerra mundial, cuando la escases de trabajo propio de la posguerra, motivo a la migración al nuevo continente, la madre logro conseguir trabajo y comunicarse con sus hijos pero al cabo de un tiempo se enfermo y sus hijos dejaron de recibir noticias de su madre, esto motivo a su hijo a comenzar muchas aventuras hasta poder encontrar a su madre, aunque esta historia tuvo un final feliz, lastimosamente la gran mayoría no, las familias se desprendieron, perdiendo comunicación debido a los inconvenientes en las comunicaciones y los medios de transporte.

Una historia diferente la encontramos con Tin Tin creado por el escritor belga Georges Remi, narra las aventuras de un joven reportero a diferentes países como la antigua unión soviética y china en la segunda guerra mundial, con un alto sentido de la humanidad y critica social, muy parecido a muchos profesionales que encuentran la manera de ejercer o mejorar sus actividades profesionales teniendo que dejar su lugar de origen, se muestra una migración elitista no todos los inmigrantes son mirados igual, dependiendo del lugar de procedencia y profesión.

Por otra parte tenemos a Heidi escrito por la suiza Johanna Spyri

Algo parecido le sucedió a Heidi una niña huérfana que vivía en las montañas con su abuelo, tuvo que viajar para buscar una mejor calidad de vida, de los Alpes suizos a Austria, dejando solo a su abuelo y a su amigo Pedro, muchos niños al quedar huérfanos son enviados de familiar en familiar y entregados al cuidado de terceros convirtiéndose en trabajadores de casa a muy temprana edad a mediados del siglo XX,  Candy Candy escrita por la japonesa Kyoko Mizuki, que buscando a su gran amor Terry, recorrió Alemania y Austria, cuando llegaba a un pueblo su amor se acababa de ir. La mayoría de estas historias sucedían a causa de los problemas económicos, donde la única salida era emigrar a otro lugar e intentar sobrevivir, esto es lo único que aun no ha cambiado mucho.

En todo caso, que bueno que contamos con las herramientas de telecomunicaciones y poder tener comunicación aun si estas lejos de tu lugar de origen. Un problema menos a la problemática de la migración.