Intervención para prevenir la conducta suicida en pacientes de riesgo

Autor: Graciela Barbán Hernández


Pensamiento


El suicidio priva a la persona de la libertad de morir con muerte digna.

A wuiman.


La vida de un ser humano vale más que todas las propiedades del hombre más rico de la tierra.

CHE.



Resumen

Se realizó un estudio experimental de intervención comunitaria en 37 pacientes de riesgo suicida, perteneciente al Consejo Popular de Veguitas del policlínico “Ramón Heredia”, ejecutado en el periodo comprendido entre los meses de Octubre a Febrero del año 2011 - 2012: la investigación tuvo como principal objetivo lograr con la psicoterapia didáctica la prevención de la conducta suicida en aquellos sujetos identificados con riesgo. A estos últimos se les aplicó un sistema de actividades de psicoterapia didáctica y se determinó el grado de comprensión y la eficacia terapéutica. Para la conformación del grupo se tomaron en cuenta los resultados de la guía práctica para evaluar el riesgo suicida. A los pacientes escogidos se le impartieron actividades programadas, dos semanales en el bimestre y se observó la conducta suicida durante un año, después de aplicada las actividades de psicoterapia didáctica predominaron en el grupo de control las personas del sexo femenino, edades cronológicas entre 26 a 36 años, escolaridad primaria, ocupación ama de casa y con vínculo matrimonial. Se lograron cambios de conducta de los pacientes, siendo  más significativos los siguientes: se extinguieron los reportes de casos de primer intento suicida, repeticiones de estos intentos, y el nivel de comprensión se elevó al concientizar en los pacientes el plan de intervención comunitaria psicoterapéutico. Sólo se mantuvieron dos pacientes con ideas suicidas.

1. Introducción

El suicidio, acción de quitarse la vida de forma voluntaria, desde la antigüedad, siendo el abate Desfontaine en el siglo XVIII el primero que empleara el término sui (sí mismo) y cidium (matar) que significa matarse a sí mismo, sin embargo a lo largo de la historia a variado la actitud de la sociedad hacia este acto, su forma y frecuencia. (1-2).

En Europa antigua sobre todo durante el Imperio Romano, el suicidio se consentía e incluso era considerado un acto honroso. Los antiguos Romanos bajo la influencia del estoicismo admitían muchas razones legítimas para su práctica y el filósofo romano Séneca lo ensalzaba como el acto último de una persona libre. Para San Agustín el suicidio era un pecado, en la iglesia cristiana decretaron que aquel que cometiera suicidio, no se le aplicarían los rituales religiosos tras su muerte, en la actualidad esta condenado el suicidio en la religión cristiana, judía e islámica. (3,4)

Antiguamente los japoneses respetaban el haraquiri, una práctica en la persona avergonzada compensaba un  fallo o incumplimiento al deber clavándose una daga en el pecho. También ocurrió en la segunda guerra mundial, los pilotos Japoneses Kamikasis consideraban un acto honroso llevar a cabo misiones suicidas de bombardeo estrellando sus aviones contra el objetivo enemigo. Las antiguas leyes hebreas sancionaban el suicidio ordenando que su cuerpo permaneciera insepultado y en Inglaterra el suicidio se consideraba un crimen aunque el suicida no estuviera presente para pulgar sus culpas (5).

Emite Dukheim consideraba el suicidio como consecuencia de una mala adaptación social de un dividuo y de una falta de integración a la sociedad, identificando 4 tipos de suicido; entre ellos el egoísta y altruista, que era el resultado de una fuerte o débil interacción del individuo a la sociedad, y el suicidio anónimo o fatalista que venia determinado respectivamente por una débil o excesiva  regulación por parte de la sociedad. En la actualidad no se identifican de esta forma pero en general se considera una conducta suicida.

En la gran mayoría de los casos el suicidio es inevitable por lo que es necesario tener en cuenta los aspectos preventivos directos, indirectos y generales. La prevención directa de la conducta suicida trata de combatir el proceso suicida (pensamientos suicidas, el intento suicida y suicidio consumado).

La prevención indirecta consiste en la identificación y tratamiento de las condiciones que conllevan al riesgo suicida y la prevención general abarca todas las medidas sociales encaminadas a promover la salud mental y prevenir los daños y las agresiones a los seres humanos.[1-4]

El suicidio constituye un problema de salud en todo el mundo siendo ubicado entre las diez primeras causas de muerte según los datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS), pues cada día se suicidan más de 1000 personas. En Europa la tasa de incidencia urbana es más alta que la rural y en EEUU son casi iguales, se suicidan casi 75 personas diarias y los intentos suicidas ocurren generalmente en los menores de 40 años. [8-10]

El nuevo código penal de España del año 1995 incluye en el artículo 143 pena de prisión de 4 a 8 años al que cooperase a la inducción de un suicidio y de 6 a 10 años si ocurre la ejecución del mismo.

El suicidio es la tercera causa de muerte en jóvenes de 15 a 24 años de edad, según el Instituto de Salud Mental de la Universidad de Virginia (Instituto Of. Mental Heatlh University Of. Virginia), donde se establecen que los principales factores de riesgo en los adolescentes son: cambios importantes en el cuerpo, en los sentimientos, cambios en la familia, divorcio de los padres, mudanza, dificultades en la escuela y entre el 12 al 25 % ven el suicidio como una solución, por eso es importante tener en cuenta las señales de aviso como son: cambio en los hábitos alimentarios en el sueño, uso de drogas, descuido en el aspecto personal, sensación de aburrimiento, deseos de morir ,avisos de planes e intentos.

Para lograr la prevención de la conducta suicida es importante conocer todas estas señales de aviso, escuchar a sus hijos, conocerlos y buscar ayuda profesional, realizarle al adolescente una evaluación mental y que lleve tratamiento si el personal capacitado lo cree necesario, esta investigación se lleva a cabo por la Universidad de Barcelona en el año 2008 [11-12].

A pesar de la labor que desempeña el personal médico y paramédico dentro y fuera del país, aún no se conoce con certeza la cura del suicidio el cual responde a diversos factores biológicos, psicológicos y sociales, la detección de estos factores de riesgo es una estrategia válida para la prevención de la conducta suicida, pues posibilita ejercer sobre ellos diversas acciones de salud para modificarlo siempre que sea posible. Dentro de estos factores se mencionan el alcoholismo, la depresión y los trastornos de la personalidad de tipo antisocial [13].

Existen enfermedades físicas, que conllevan al riesgo suicida como son: la neoplasia, el VIH y la demencia incipiente.

Además de estas enfermedades antes mencionadas se evidencian otras condiciones como: el desempleo, el divorcio, actividades humillantes hacia los niños, jóvenes, ancianos y la manipulación distorsionada de la información. [14].

Los psicólogos y sociólogos han encontrado muchas otras influencias personales y situacionales: circunstancias dolorosas, venganza, pérdida de un ser querido, dolores crónicos, físicos y emocionales, condiciones sociales adversas; no obstante la causa más fuerte es la percepción por parte de la persona de que la vida es dolorosa y que solo la muerte puede proporcionarle alivio.

Se puede decir que los intentos fallidos pueden significar una petición de ayuda, que si es ignorada puede ser precursora de posteriores intentos suicidas, sin embargo hay que saber diferenciarlo de otras formas más manipuladoras de intentos o amenazas de suicidio en busca de llamar la atención, cuyo propósito es controlar las emociones y el comportamiento de otras personas, en especial, seres queridos. [15].

En Cuba se plantea que el 90% de los que efectúan intentos suicidas padecen de algún tipo de trastorno mental, la presencia de síntomas psicóticos, el consumo de alcohol, otros tóxicos aumentan la conducta suicida y se plantea que del 10 al 15 % de los alcohólicos mueren suicidados, el 20 % de los intentos suicidas presentan trastornos de la personalidad y plantean el seguimiento y prevención de la conducta suicida. Después del intento suicida es importante el seguimiento ambulatorio y principalmente la detección precoz del intento y la instauración del desarrollo y la rapidez al tomar medidas oportunas. Por tener alta incidencia fue creado en nuestro país un programa de prevención de la conducta suicida que nos beneficia a todos de una forma u otra. [16].

En la provincia Granma fueron tomadas nuevas estrategias para disminuir el índice de intentos suicidas por la elevada cifra de suicidios en los últimos años. En el año 2008 se produjeron en nuestra provincia más de 450 intentos suicidas y 40 suicidios y en personas menores de 15 años 10 intentos suicidas y 2 suicidios consumados. [16]

En el municipio en que residimos en el año 2008 se produjeron 50 intentos suicidas y 9 suicidios consumados .Especialmente en la comunidad donde desarrollamos nuestro trabajo la conducta suicida constituye un problema de salud debido a la alta tasa registrada en los últimos años, tanto en intento suicida como en suicidio consumado y alto riesgo suicida. [17]

Se decidió aplicar psicoterapia didáctica para mejorar la conducta suicida en el municipio y en el área de salud considerándose que la tasa de suicidio solo va a decrecer cuando se priorice este fenómeno en la atención primaria de salud y se enfrente con esta estrategia efectiva, para mejorar la salud de la población, sobre la base de la comprensión de la unidad de lo biológico y lo social  dando a los factores psicológicos el lugar y la jerarquía que se merecen, este proceder terapéutico permitirá obtener resultados satisfactorios en el área de salud.

Por lo que se declara como problema científico de esta investigación: ¿Cómo lograr a partir de la aplicación de un programa de psicoterapia didáctica la prevención del suicidio en pacientes de riesgo?

Objeto de estudio: suicidio en la población.

Campo de acción: prevención del suicidio.

Se defiende la idea de que la aplicación de este programa puede ser importante en la modificación del riesgo de la conducta suicida en la población objeto de estudio.

La Investigación aporta dividendos teóricos sustentados en el programa de psicoterapia aplicada y  dividendos prácticos sustentados en la prevención misma, previniendo los daños que a la salud de estas personas puede ocasionar la conducta, además de garantizar una estabilidad personal, familiar y social de estas personas.

2. Objetivos

Generales

  1. Prevenir mediante la psicoterapia didáctica la conducta suicida en pacientes de riesgo. Municipio Yara. Provincia Granma, año 2011 - 2012.

Específicos

  1. Determinar los pacientes de riesgo suicida en la población perteneciente al Consejo Popular Veguitas.
  2. Distribuir los pacientes estudiados según las variables demográficas: edad, sexo, ocupación, estado civil, nivel de escolaridad  y antecedentes de la conducta suicida del grupo investigado.
  3. Valorar el nivel de comprensión sobre la conducta suicida antes y después de las actividades de psicoterapia.
  4. Determinar el impacto obtenido en el comportamiento de la conducta suicida después de las actividades de psicoterapia.

3. Control Semántico

Psicoterapia didáctica de grupo: Es la interacción entre un personal calificado y entrenado y un grupo homogéneo por sus riesgos suicidas en las que se les brinda a estos últimos, conocimientos científicos acerca del suicidio y temas afines permitiendo una libre comunicación entre conferencistas y auditorios con relación al tema.

Idea suicida: personas con pensamientos, planes e impulsos o intención de morir [Fase preparatoria de la conducta suicida]

Intento suicida: acto suicida sin desenlace mortal.

Intento suicida único: cuando el acto suicida ha ocurrido una sola vez.

Intento suicida múltiple: cuando el acto ha ocurrido varias veces.

Suicidio: acto suicida con desenlace mortal.

4. Diseño Metodológico

Se realizó una investigación experimental de intervención comunitaria en la población de riesgo suicida del Consejo Popular de Veguitas incluyendo en el grupo personas mayores de 15 años pertenecientes al grupo básico de trabajo, que a su vez pertenece al policlínico “Ramón Heredia Umpierrez” del municipio  Yara, provincia Granma, durante el año 2011 - 2012.

El grupo seleccionado fue sometido a tratamiento mediante psicoterapia didáctica durante dos meses y medio del año 2009 [Octubre, Noviembre, Diciembre] con una secuencia de dos actividades semanales con el fin de que se lograra a través de este proceder la prevención de la conducta suicida en la población escogida para el estudio.

El universo de este trabajo lo constituyeron todos los pacientes mayores de 15 años de este consejo de salud (350 personas). La población entrevistada la constituyeron 300 personas. A partir de la aplicación de la guía práctica, 37 pacientes (muestra) fueron los considerados con riesgo suicida.

 

Criterios de Inclusión.

1. Pacientes mayores de 15 años.

2. Residentes en el consejo popular de Veguitas.

3. Seleccionar los de riesgo suicida por los resultados de la guía práctica.

4. Con capacidad y disposición de participar.

 

Criterios de Exclusión.

1. Menores de 15 años.

2. Los que no acepten participar o no tengan capacidad para ello.

 

Para dar salida al objetivo específico 1 se aplicó la guía práctica [anexo 1] usada para evaluar el riesgo suicida a toda la población mayor de 15 años que fue entrevistada en el Consultorio Médico de la familia por el investigador de la familia, con la ayuda de la enfermera y  la brigadista sanitaria en la localización y citación de los pacientes para realizar este proceder. Avalado por el Grupo Nacional de Psiquiatría y el Ministerio de Salud Pública las personas adultas con alto riesgo suicida fueron aquellas que obtuvieron más de 18 puntos después de aplicar la guía práctica y no fueron incluidos en estas actividades de psicoterapia porque los mismos fueron ingresados en servicio de Psiquiatría como lo establece la propia guía.

Los pacientes que obtuvieron entre 2 y 9 puntos fueron interconsultados con Psicología y/o Psiquiatría en consulta externa y los que oscilaron entre 10 y 18 puntos llevaron seguimiento estricto por el equipo de salud mental del policlínico, incluyendo en ambos la psicoterapia didáctica.

Para dar salida al objetivo específico 2 se procedió de la manera siguiente:

Los grupos de edades, basados en la programación de prevención de la conducta suicida en Cuba, fueron:

  • De 15 a 25 años.
  • De 26 a 36 años.
  • De 37 a 47 años.
  • De 48 a 58 años.
  • De 59 a 69 años.
  • De 70 años y más.

El sexo se operacionalizó como está establecido en:

  • Masculino.
  • Femenino.

La ocupación también se dividió basándose en los programas de prevención de la conducta suicida en Cuba, los grupos escogidos fueron los siguientes:

  • Amas de casa.
  • Trabajadores estatales.
  • Jubilados.
  • Estudiantes.
  • Desocupados.

Por estar presente en  esta zona se decidió también incluir las siguientes ocupaciones:

  • Trabajador por cuenta propia.
  • Asistente social.

El estado civil fue dividido de la siguiente forma, como establece el código del registro civil de la República de Cuba:

  • Casado.
  • Soltero.
  • Viudo.
  • Divorciado.

La escolaridad en esta investigación fue establecida como aparece a continuación:

  • Analfabeto.
  • Primaria sin terminar.
  • Primaria terminada.
  • Secundaria sin terminar.
  • Secundaria terminada.
  • Preuniversitario sin terminar.
  • Preuniversitario terminado.
  • Universidad sin terminar.
  • Universidad terminada.

Se determinaron los antecedentes de la conducta suicida del grupo investigado mediante la aplicación de la guía práctica en la que se contó con la participación de los pacientes y sus familiares, operacionalizada con antecedentes y sin antecedentes de intento suicida.

Par dar salida al objetivo específico 3 se aplicó una encuesta a las personas de grupo investigado para evaluar el nivel de comprensión sobre la conducta suicida antes y después de aplicadas las actividades de psicoterapia didáctica. El nivel de comprensión se evaluó atendiendo a tres categorías: alto, medio y bajo, según las siguientes definiciones.

  • Alto: cuando el paciente responde correctamente todas las preguntas de la encuesta.
  • Medio: cuando el paciente responde incorrectamente al menos una pregunta de la encuesta.
  • Bajo: cuando el paciente responde incorrectamente todas las preguntas de la encuesta.

Para dar salida al objetivo 4 se estudió el comportamiento del intento suicida al terminar la intervención programada  hasta transcurrido un año de la misma y los resultados fueron comparados con los existentes antes de realizar esta intervención.

Para la consecución de este objetivo se usó la psicoterapia didáctica, concebida la misma como una forma de atención a un grupo poblacional vulnerable cuya atención es dirigida desde el punto de vista no sólo profesional sino con enfoque  pedagógico integral. Estas actividades tuvieron el objetivo como categoría rectora y cumplieron los principios didácticos organizativos de lo general a lo particular, se usó una organización  pedagógica adecuada y funcional de los contenidos y medios de enseñanza y herramientas de aprendizaje ajustadas a cada actividad y al nivel de aprendizaje de cada paciente.

Obtención de la información

La información necesaria para la realización del estudio se ha obtenido a partir de los instrumentos aplicados a cada uno de los pacientes en estudio, los mismos fueron corroborados por los datos emitidos por la familia e historia clínica familiar e individual.

Para la obtención de datos se usaron la encuesta y una guía práctica.

Análisis y Procesamiento de la Información

Después de obtenida la información se confeccionó una base de datos en una computadora con el programa estadístico SPSS versión 11,5 en español para Windows XP, lo que permitió el diseño de las tablas. Para el análisis y discusión de los resultados se utilizaron preferentemente la estadística descriptiva y analítica,  que permitió alcanzar los objetivos de trabajo y llegar a conclusiones.

Procedimientos para garantizar aspectos éticos

Se realizaron los exámenes correspondientes respetando los principios éticos y la integridad en cada paciente, así como la voluntad y el grado de mantenimiento en el más absoluto secreto sobre los resultados individuales. Se brindó el adecuado consentimiento informado (Anexo 5) y se respetó la autonomía de los estudiados en su decisión de participar o no en el estudio.

No serán divulgados datos de individualidad  personal de los casos estudiados.

5. Resultados y discusión

El consultorio de la familia de Consejo Popular Veguitas tiene una población de 15 años mayor de 350, con predominio del sexo masculino, como se demuestra en el cuadro 1, se aplicó la guía práctica a 300 personas, también con ligero predominio del sexo masculino, que representa el 85,7% de la población mayor de 15 años en este consultorio médico de la familia. En el cuadro 2 se observan los resultados de la aplicación de la guía práctica  quedando demostrado que 15 pacientes (5% de los investigados) con predominio del sexo femenino se encontraron entre 10 y 18 puntos por lo que fueron considerados con riesgo suicida. También 22 personas fueron consideradas con riesgo suicida bajo (7% de los investigados, con predominio de sexo femenino) por obtener entre 2 y 9 puntos , obtuvieron más de 18 puntos 3 personas de las investigadas (que representan el 1 % de los investigados) con predominio también del sexo femenino y fueron ingresados en el servicio de Psiquiatría . El resto de los investigados mostraron un comportamiento normal  respecto a la conducta suicida (87%) y en este caso un predominio de sexo masculino. La presencia mayoritaria de sexo femenino en los grupos de personas con riesgo suicida (alto y bajo) es un resultado encontrado por otros autores (13,14) reportando que el suicidio está presente con mayor frecuencia entre las mujeres.

Las mayores características demográficas de los sujetos estudiados se demuestran en los cuadros 3, 4, 5 y 6. Predominó la edad de 26 a 36 años (60%) y el estado conyugal casado (26.7%) en el caso de las mujeres se considera que las mujeres casadas (26.7%) cometen actos suicidas con más frecuencia que los hombres casados. 

Con respecto a la escolaridad la mayoría de los pacientes pertenecen al grupo de los que han concluido la enseñanza primaria o los que han comenzado este nivel de enseñanza y no lo han terminado (60% del total investigado). Este resultado está acorde al nivel educacional promedio de la población adulta de la zona y específicamente de las personas con las características incluidas en el grupo objeto de estudio. En la ocupación se observa que hubo un promedio de amas de casa (26.7 %) lo que es reportado en estudio de otros autores referente a este tema (1,8, 16)

Este resultado podía responder a varios factores como: una vulnerabilidad especial de las amas de casa, un incremento de esta categoría por abandonar escolares y una exposición mantenida a situaciones de conflictos hogareños (pareja, familia situaciones hogareñas, etc.). En el cuadro 7 se observa el comportamiento de la conducta suicida en estas personas antes de realizado el presente trabajo investigativo y comprobamos que las ideas suicidas estaban presentes en la mayoría de ellos (53.4%) y le seguía en orden de frecuencia el intento suicida único con 5 pacientes (33,3%) y el intento suicida múltiple con dos pacientes (13,3%). Obsérvese que un 46,6% de este grupo había atentado contra su vida en una o varias ocasiones; resultados que han obtenido otros autores en este estudio sobre el tema [Sarro C de la Cruz y otros quienes plantearon que estas personas pudieran ser portadoras de un factor hereditario no asociado a la conducta suicida propiamente dicha , lo cual no está demostrado científicamente en la actualidad pero sí puede ser para otras enfermedades psiquiátricas suicidas (trastornos afectivos , esquizofrenia), o para determinados rasgos de la personalidad como puede ser un déficit  en el control de la conducta impulsiva] (17).

En el cuadro 8 se pone de manifiesto el nivel de comprensión sobre la conducta suicida por parte del grupo investigado antes y después de realizadas las actividades de psicoterapia didáctica. Obsérvese que el 100% de los casos tenia un nivel de comprensión bajo antes y después de concluido nuestro trabajo el nivel de comprensión fue alto en un 87% y medio en 13,3 %. Esto se corresponde con los dos pacientes que mantuvieron ideas suicidas después de la investigación y consideramos que se deba a que las mismas no tuvieron una asistencia estable a las actividades de psicoterapia didáctica pues con ellas no se pudieron lograr en su totalidad los objetivos y las aspiraciones que nos propusimos con este grupo de pacientes. Llama la atención que al aplicar la encuesta nos permitió elaborar este cuadro, ningún paciente respondió que las actividades desarrolladas con ellos estimulan el suicidio. Estos resultados han sido abordados en los trabajos  del profesor Sergio Pérez Barrero  y expresado al tratar el tema de la conducta suicida en diferentes ocasiones (18).

El comportamiento de la conducta suicida en los pacientes tratados con psicoterapia didáctica después de trascurrido un año de concluidas todas las actividades planificadas en este proceder terapéutico se observa en el cuadro 9. Hasta el momento ninguno de los pacientes realizó acto suicida alguno, lo cual constituye el máximo logro de este estudio. Tampoco se reportaron primeros intentos ni repeticiones y sólo dos pacientes mantuvieron ideas suicidas, acerca de las cuales se abundó suficientemente en el primer análisis y discusión de los resultados.

Estos resultados han sido obtenidos también en otros estudios realizados con el empleo de la psicoterapia didáctica por parte del médico de la familia, a modo de abordar al paciente con riesgo suicida (1, 2, 3, 4 y 8) se debe señalar que el presente trabajo contribuyó para que sus autoras pertrecharan los conocimientos básicos para el manejo de los pacientes con potencialidades suicidas; opinión generalizada entre los que han realizado este tipo de intervención terapéutica. (19)

Esta investigación corrobora lo infundado de los tabúes aún existentes en  determinados profesionales que temen abordar con sus pacientes la temática del suicidio por el temor mismo a sugerir o incrementar la conducta suicida.

6. Conclusiones

La realización de este trabajo nos permitió arribar a las conclusiones que a continuación se muestran, dándole de esta forma solución a los objetivos propuestos.

  1. En la población adulta del Consejo Popular de Veguitas se detectaron 37 personas con riesgo suicida.
  2. Los casos tenían mayoritariamente  entre 26 y 47 años de edad, del sexo femenino, ama de casa, casados y de escolaridad primaria. Más de la mitad de ellos tenían antecedentes de ideas suicidas.
  3. Después de un año de concluida las actividades de psicoterapia didáctica no se han producido primeros intentos suicidas, repeticiones, ni suicidio y solo dos personas de este grupo mantienen ideas suicidas.
  4. La población estudiada tenía en su totalidad un nivel de comprensión bajo sobre la conducta suicida antes de la investigación. Después de aplicada las actividades de psicoterapia didáctica al grupo de estudio el nivel de comprensión fue predominantemente alto en la mayoría de los casos.

7. Recomendaciones

  1. Generalizar la psicoterapia didáctica en la atención primaria de salud, para la prevención de la conducta suicida en los pacientes de riesgo identificados.
  2. Realizar acciones de salud con los pacientes no considerados de riesgo    para evitar que lleguen en estas condiciones.

8. Referencias Bibliográficas

  1. Boletín Informativo. Centro Panamericano de salud. Habana 2008.
  2. Boletín Informativo Bayamo 2003. Centro Municipal de Higiene y  Epidemiología.
  3. Boletín Informativo Bayamo 2005.Centro Municipal de Higiene y Epidemiología.
  4. Boletín Informativo Bayamo   2007. Centro Municipal de Higiene y Epidemiología.
  5. Biblioteca consultada Microsoft Encarta [R] Suicidio 2006 DVD Microsoft Corporation 2006.
  6. DIEAKA A. R. E. W. la epidemiología del suicidio y para el suicidio y para el suicidio 2000.
  7. Farmen RDT valorado la epidemiología del suicidio y para suicidio 2003.
  8. Código civil de la República de Cuba, 2001.
  9. Informe Epidemiológico del Municipio Bartolomé Masó Márquez de Granma 2007.
  10. Informe del departamento de estadística  del policlínico de Río Yara  sobre la recogida de datos en la hoja de cargo acerca del comportamiento de la conducta suicida en el CMF de San Lorenzo.
  11. Información recogida del sitio de Infomed.
  12. Información recogida del sitio de Internet Explored University Of Virginia Heatlh System, 2008.
  13. Osorio Local CM factor asociado a intento suicida y su atención por el médico de la familia Revista Cubana General Integral Habana 2002.
  14. Objetivos, propósitos y directrices MINSAP Cuba.
  15. Pérez barrero Sergio el suicidio y su atención por el médico de la familia revista de MGI 2005: 14[12] 115-35.
  16. Pérez Barrero Sergio lo que usted deberá saber sobre el suicidio 2000.
  17. Pérez Barrero Sergio conferencia sobre la conducta suicida su prevención taller nacional de adolescentes cubano MINED bayazo 2000.

9. Anexos

Anexo 1

Guía práctica para evaluar el riesgo suicida.

  1. La familia teme que el paciente realice un intento suicida.

Si (3 puntos) No (0 puntos)

  1. Actitud poco cooperadora del paciente.

Si (2 puntos) No (0 puntos)

  1. El paciente expresa el deseo de morir.

Si (2 puntos) No (0 puntos)

  1. El paciente expresa las ideas suicidas.

Si (4puntos) No (0 puntos)

  1. Si el paciente expresa el plan suicida.

Si (5 puntos) No (0 puntos)

  1. Tiene antecedentes personales de intento suicida.

Si (3 puntos) No (0 puntos)

  1. Tiene antecedentes de enfermedades mentales.

Si (4puntos) No (0 puntos)

  1. Tiene egreso resiente de servicio de psiquiatría.

Si (2 puntos) No (0 puntos)

  1. Tiene antecedentes familiares con conducta suicida.

Si (3 puntos) No (0 puntos)

  1. Tiene la presencia de conflicto actual (pareja, familia y trabajo)

Si (2 puntos) No (0 puntos)

De 2 a 9 puntos interconsulta con psicología y psiquiatría en consulta externa.

De 10 a 18 puntos: seguimiento estricto por el equipo de salud mental del policlínico incluyendo en su tratamiento entre otras actividades terapéuticas como la psicoterapia didáctica.

Más de 18 puntos: inmediatamente en un servicio hospitalario de psiquiatría.

Anexo 2

Encuesta para determinar el nivel de comprensión de la conducta suicida.

Preguntas:

  1. Usted considera el suicidio una conducta:

Anormal en cualquier situación.

Un síntoma de enfermedad mental grave.

Normal en determinada situación.

Un síntoma de enfermedad mental leve.

No tengo opinión.

  1. Si usted tuviera ideas suicidas:

Se lo diría a alguien.

No se lo diría.

  1. Si usted tuviera intención de quitarse la vida.

Buscaría ayuda médica.

Lo hiciera sin decirlo.

No se que hiciera.

  1. Usted considera que las actividades:

Enseña a evitar el suicidio.

Ayuda a conocerse.

No ayuda.

Estimula a suicidio.

No tengo opinión.

Anexo 3

Actividades de psicoterapia didáctica impartidas al grupo objeto de estudio:

Actividad  #  1

Hoy empezamos impartiendo el curso de actividades del cual ya había hablado con cada uno de ustedes en forma individual.

Como ustedes pueden ver hemos formado un grupo de personas de diferentes edades y sexo pero que todas han presentado problemas, o sea, diversas alteraciones que han permitido escogerlos para nuestro trabajo. Este trabajo tiene como objetivo prevenir el suicidio en grupos de pacientes de riesgo, es decir, el grupo que forman ustedes. Para ello desarrollamos actividades relacionadas con este tema, las que tendrán una periodicidad de dos semanas y una duración de 50 minutos. Al final de cada actividad realizaremos algunas preguntas que serán evaluadas y nos permitirá conocer el grado de entendimiento de los conocimientos que le queremos hacer llegar.

Es de gran importancia asistir a todas las actividades programadas para el grupo. El que se ausente a una actividad presentará dificultades para entender la siguiente, por lo que deberá ponerse al día con alguno de los presentes a esta actividad.

Al finalizar el curso cada uno de ustedes deber sentirse más confiado y tendrá conocimiento científico sobre el suicidio y cómo evitarlo, que les permitirá sobreponerse a esas ideas si algún día aparecieran en su vida y podrá ayudar a otras personas necesitadas.

Ahora quisiera algunas opiniones de ustedes sobre este tema que iniciamos hoy.

¿Por qué es población de riesgo?

Según el programa de prevención de la conducta suicida se considera paciente de riesgo suicida aquellos que presentan los siguientes factores:

  1.  Adolescente con embarazo precoz.
  2.  Maternidad temprana u otros factores de riesgo.
  3.  Deprimido de toda naturaleza.
  4.  Hombres y mujeres de 60 años asociados a otros factores de riesgo.
  5.  Personas sin apoyo y/o atención familiar.
  6.  Personas con enfermedades crónicas, enfermedades terminales o invalidez.
  7.  Los que han sobrevivido a una tentativa de suicidio.
  8.  Los que han llamado la atención por presagiar o amenazar con suicidarse.
  9.  Alcohólicos o fármaco-dependientes.
  10. Antecedentes de familiares de intento suicida y/o suicidio.
  11. Jóvenes que no estudian ni trabajan.

En los escolares debemos tener en cuenta:

  1. Niños y adolescentes procedentes de familias con problemas sociales.
  2. Pacientes de familiares con alteraciones en su dinámica y relación entre sus miembros.
  3. Dificultades docentes asociadas a otros factores.
  4. Trastornos de conducta.

Todos estos factores son los que determinan, qué individuos sean considerados de riesgo suicida. Por eso están aquí, porque reúnen estas condiciones y vamos a desarrollar este curso de psicoterapia didáctica de grupo donde vamos hablar de suicidio con el objetivo de prevenirlo.

Actividad #   2

Según la clasificación de NASH, existen 4 formas de morir y que a continuación vamos a referir.

  1. Causas naturales: se incluyen aquí la mayor parte de la causa de muerte en las personas donde se encuentran las enfermedades cardiovasculares, los tumores, las infecciones en cualquier parte del cuerpo, etc.
  2. Accidentes: se incluyen aquí todo tipo de accidente ya sean de tránsito, de trabajo o de otro tipo, y es una de las primeras causas de muertes en países desarrollados o de más desarrollo que el nuestro.
  3. Suicidio: Es la muerte provocada por uno mismo o auto provocada.
  4. Homicidio: Es la muerte de un sujeto provocada de forma intencional o no, por otro sujeto.

Existen también otras clasificaciones que dividen la muerte en:

  1. Intencional: Cuando existe participación voluntaria del sujeto: (ej. suicidio).
  2. Subintencionada. Cuando no existe una participación plenamente del sujeto, pero este realiza actos temerarios, (manejar el estado de embriaguez; incumplimiento de régimen terapéutico vitales, abuso de alcohol, etc.).
  3. No intencionada: Es cuando el fallecido no ha desempeñado ningún papel en su muerte y esta depende de causas físicas.

Como se pueden evidenciar, a veces los seres humanos asumen actividades en las que ellos mismos se convierten en sus peores enemigos, ahora bien, independientemente que las personas sepan que tienen que morir, la muerte afecta en mayor o menor medida a las que continúan viviendo: aquí cobra importancia capital la forma en que mueren y sobre todo si esa muerte es inesperada o si se esperaba.

La muerte esperada: es la que vemos con mayor frecuencia y le permite a la personalidad del individuo adaptarse a la pérdida pues la presiente.

Es lo que nos pasa cuando vemos morir ya ancianos a nuestros padres y abuelos, aquejados de una enfermedad incurable y mortal.

Esto también ocurre en los casos de suicidio, aunque las personas sepan que el individuo se sienta infeliz, no espere que se suicide. Pueden encontrar indicios que las provengan, que los ponga alerta sobre esta posibilidad, para esperar el suicidio como algo que fatalmente tiene que ocurrir o no.

Preguntas de comprobación.

 ¿Cuáles son las cuatro formas de morir?

 ¿Cual muerte afecta más a los sobrevivientes? La muerte esperada o la muerte inesperada. ¿Por qué?                                                   

 ¿El suicidio es una muerte esperada o inesperada?

Actividad #  3

En la actividad anterior hablamos sobre la forma de morir, así como su intencionalidad o no y también de las muertes esperadas incluyendo el suicidio dentro de la muerte intencional y no esperada.

El término suicidio fue utilizado por primera vez por el Abate Desfontaine en el siglo XVIII y proviene en los términos sui (sí mismo), y que quiere decir matarse a sí mismo.

Muy relacionados con estos términos están los siguientes:

A) -Idea suicida: son pensamientos que expresan los deseos de terminar con nuestra propia existencia.

B) -Acto suicida: todo hecho que denota daño auto infligido con variado grado de intención letal y conocimiento de la posible consecuencia.

C) -Intento suicida: Precedencia de determinados factores en un paciente haciendo suponer que realizará un acto suicida.

Vamos a enfatizar en estos términos:

Las ideas suicidas deben de ser analizadas desde diferentes ángulos:

- Su sistematización: Independientemente que todos los pensamientos suicidas deben de ser tenidos seriamente en cuenta, hay que precisar lo que hemos dado a llamar sistematización. No es lo mismo pensar que uno tiene deseos de morir, que tener deseos de matarse y sí tener la idea, el modo, la forma de hacerlo .Esto último tiene mayor malignidad que las anteriores pues al deseo de morir se añade la manera de lograr este objetivo.

- Su persistencia: este elemento tiene un gran valor, pues no tiene la misma influencia sobre el sujeto una idea suicida pasajera que una idea suicida persistente en el pensamiento lo que impedirá valorar estos aspectos de su vida.

- Su génesis o causa: esto también tiene enorme importancia: no es lo mismo una idea suicida producto de una enfermedad mental grave, contra la que el paciente no puede hacer prácticamente nada pues eso no depende de su voluntad, que una idea suicida en una persona que no esté gravemente enferma y que pueda así realmente si se le propone evitar llevarla a cabo.

- Debemos señalar que hay que tener en cuenta otros elementos de la idea suicida, tales como la edad, sexo, el estado civil de quien la presenta, las circunstancia y el momento en que la presenta, así como otros factores que conforman el llamado riesgo suicida, lo que será motivo para otra conferencia.

Preguntas de control.

  • ¿Qué es el suicidio?
  • ¿Qué es la idea suicida?
  • ¿Qué importancia tiene la sistematización de la idea?
  • ¿Qué importancia tiene la persistencia de la idea suicida?
  • ¿Qué importancia tiene la causa de la idea suicida?

Actividad # 4

En la actividad anterior habíamos hablado principalmente de la idea suicida de algunas de sus particularidades como era: su sistematización, su persistencia y sus causas como elementos importantes a tener en cuenta.

Hoy hablaremos de intento suicida: que es el acto suicida que conduce a la muerte. Hay diferentes clasificaciones de intento suicida. Veamos aquellas que se refieren al método empleado.

Se dividen según el método en intento suicida por métodos violentos o duros, por el uso de armas de fuego, ahorcamiento, precipitación, fuego, etc. Los intentos suicidas por métodos suaves o pasivos seria la investigación de medicamentos, anilina, inhalaciones de gases, etc.

Esta clasificación es útil al valorar a una persona que la cometió; pero no determina por sí solo la gravedad del caso.

Según sus formas clínicas el intento suicida se puede clasificar en:

Intento suicida ampliado: en este caso el que intenta suicidarse primeramente intenta contra otros que no quieren morir y después intentan contra sí mismos. Este tipo de intento suicida es muy grave pues arrastra a otros. Se observa en pacientes psiquiátricos gravemente enfermos, principalmente en la forma nihilista de los trastornos afectivos mayores.

Estos pacientes generalmente tienen una historia de padecimiento psiquiátrico largo que incluye hospitalización y síntomas depresivos graves, con lenguajes y andar lentos, aunque pueden estar agitados. Lo más llamativo es lo que el paciente expresa, es común que digan que todos sus familiares están muertos, que todos están en ruinas o que él mismo está muerto, que oye los quejidos de las personas que sufren por la calamidad de este mundo; todo acabó, debe impedir que los suyos sufran  como lo está haciendo él o que debe impedir que sus seres más queridos pasen por las calamidades que se avecinan.

Desde luego nada de esto es cierto en la realidad, pero para el enfermo sí lo es; es para él como  lo piensa y no de otra forma y es por esto que el paciente intenta contra la vida de sus seres más queridos y cercanos. (cónyuges, hijos, padres) pensando ahorcarles posibles sufrimientos.

Este tipo de intento suicida es de extrema gravedad porque el paciente es capaz de evitarlo por sí mismo, debido a que no tiene juicio crítico para lo que ocurra, ni se le puede convencer de lo absurdo de sus ideas.

Por fortuna este tipo de intento suicida apenas lo vemos en la actualidad, pues los servicios de salud se encuentran en nuestro país hasta en los lugares más intrincados y de más difícil acceso, permitiendo la detección y atención de estos enfermos así como el plan de médico de la familia. Existe la posibilidad de descubrir con eficiencia y rapidez este tipo de enfermo mediante las acciones de salud que debe realizarse (visitas al terreno, consultas e interconsultas con el psiquiatra. Por último los avances de la psiquiatría, junto a los factores antes mencionados hacen que los intentos suicidas ya sean una rareza.

Preguntas de comprobación.

  • Concepto de intento suicida.
  • Clasificación según el método empleado.
  • Describa el intento suicida ampliado.
  • ¿Es evitable el intento suicida ampliado?
  • ¿De qué manera puede ser evitable?

Actividad #  5

En la actividad anterior habíamos hablado del intento suicida ampliado que es aquel en que el suicida arrastra a la muerte a otros que no desean morir. Habíamos señalado que este intento suicida se observa en pacientes con determinada enfermedad psiquiátrica muy grave que debido a los adelantos en la atención médica ya apenas se observa en la actualidad. Otro tipo de intento suicida es el intento por desesperación, que ocurre en el marco de una situación con gran repercusión emocional en sujetos con poca tolerancia a las frustraciones. Este tipo de intento es muy frecuente y se observa después de decepciones amorosas, fracasos escolares, pérdidas de seres queridos, etc.

Detengámonos a reflexionar sobre este tipo de intento. Yo les preguntaría: ¿siempre todo nos tiene que salir bien en la vida? ¿Las cosas tienen que salirnos como queremos y pensamos? ¿Estamos los seres humanos vacunados contra los fracasos, los desengaños amorosos, las frustraciones y cuantos problemas nos ocurran son para que nos suicidemos? Estas son algunas interrogantes que convendría responder de inmediato.

Primero: no todo tiene que salirnos bien en la vida y eso no constituye una tragedia, somos nosotros mismos los que hacemos de esto una tragedia, si tenemos una personalidad mal estructurada. La personalidad que se crece antes las dificultades es una persona bien estructurada, bien educada para vivir.

¿Qué hubiera sido de nuestro país si después del fracaso del Moncada aquellos hombres y mujeres no se hubiesen crecido? ¿Qué hubiera sido de la Revolución si después del revés de Alegría de Pío aquellos hombres no se hubieran crecido? Ustedes pueden responderse lo que quiero significarles; pues por muy difícil que sea una situación determinada, una personalidad bien estructurada puede proponerse resolverla con mecanismos eficaces de adaptación.

Segundo:  las cosas no siempre nos salen como queremos y pensamos, y eso tampoco debe constituir una tragedia, si tenemos una personalidad mal estructurada, una personalidad bien estructurada es capaz de decir a sí mismo  “me equivoqué”, “esto no puede ser” “hay que dejar eso” “perdí”. Una personalidad bien estructurada aprende a renunciar cuando hay que hacerlo.

Tercero: Los seres humanos no estamos vacunados contra los fracasos. Las vacunas evitan algunas enfermedades pero no existe ninguna vacuna “antifracaso” “antidisgusto” ni “antiproblemas” que nos eviten tener fracasos, disgustos y problemas. He oído decir y seguramente ustedes también la frase “ella no puede disgustarse” “yo no puedo molestarme”. Efectivamente hay sujetos que desde pequeños otros les han resuelto sus problemas y ellos no han aprendido.

Hay personas que cuando pequeños siempre fueron complacidos en todo por su familia y creen que el resto del mundo está obligado a complacer también. Ahí vienen los choques con la realidad. La personalidad mal estructurada piensa que no se puede molestar o  disgustar, la personalidad bien estructurada evita disgustarse, pero no rehuye molestia ni disgusto si se presentan.

 La personalidad mal estructurada no ha aprendido ha responder frente a las molestias y los disgustos; en cambio la bien estructurada en el transcurso de la vida aprende a enfrentar disgustos y molestarse.

Preguntas de comprobación.

  1. ¿En qué consiste el intento suicida por desesperación?
  2. ¿A usted tiene que salirle todo en la vida?
  3. ¿Las cosas tienen que pasar siempre como pensamos?

Actividad  # 6

En la actividad anterior estábamos hablando del intento suicida por desesperación que ocurría en personas con poca tolerancia a las frustraciones ante situaciones con gran repercusión emocional, como por ejemplo las decepciones amorosas, los fracasos escolares, la pérdida de seres queridos, etc.

Habíamos señalado tres cosas importantes:

  1. No todo nos tiene que salir bien en la vida.
  2. Las cosas no siempre nos salen como queremos y pensamos.
  3. Los seres humanos no estamos vacunados contra el fracaso, no existe ninguna vacuna antifracaso,  antidisgusto o antiproblemas.

Nos queda una pregunta importante que responder:

  •     ¿Los fracasos, los desengaños amorosos, las frustraciones y cuantos problemas nos ocurran son para que nos suicidemos?

Yo añadiría otra pregunta:

  • ¿Se han suicidado en toda la historia de la humanidad todas las personas que tuvieron desengaños amorosos, frustraciones o problemas?
  • ¿Desengaños amorosos es igual a suicidio?
  • ¿Frustración es igual a suicidio?
  • ¿Problemas es igual  a suicidio?

Todas estas preguntas tienen una misma respuesta “No”.

Los fracasos hacen que las personas se sientan mal, frustradas, quizás un poco desilusionadas, molestas o tal vez con otro tipo de estado anímico tan usual pero tampoco anormal pues es la respuesta a un acontecimiento real.

Una personalidad bien estructurada sufre su malestar pero continúa haciendo, quizás con menos eficacia las cosas que hacías antes, (ej.: trabajar, atender a la familia, estudiar, etc.) puede asistir a su médico, a un psicólogo, a un psiquiatra o simplemente a una persona de su confianza en busca de ayuda, todo es normal.

Una personalidad mal estructurada hace precisamente lo contrario, no soporta estar sufriendo y comienza a dejar de hacer las cosas que le van a disminuir ese sufrimiento. Empieza a desatender el trabajo, los hijos, la familia y se encierra en sí mismo. No busca ayuda médica ni tampoco confía sus problemas a otras personas que pudieran ayudarles y es en esos momentos en que se puede atentar contra la vida.

Primero le sugerimos dos cosas:

  1. Sufra su dolor pero siga funcionando.
  2. Busque ayuda que se le va a dar gratis.

El desengaño amoroso también es un fracaso, una frustración, un problema. Frente a todo ello una personalidad bien estructurada comienza a preguntarse, qué hice, qué dejé de hacer para que esto no me ocurriera o para posibilitarlo. Esta pregunta le permitirá darse cuenta de su participación en el fracaso y evitará hacer lo mismo en futuras relaciones.

Una personalidad mal estructurada se autoengaña creyendo que todo lo hizo bien, que el otro es el culpable, que fue engañada, manipulada, que jugaron con ella, cree que hay que seguirla queriendo porque sí o que con la relación se acabó el mundo y es que en esos momentos para las personas con esas características el mundo es esa persona. El trabajo, los estudios, los hijos, las amistades no forman parte del mundo.

Les repetimos las indicaciones:

Primero: Sufra su dolor pero siga funcionando.

Segundo: Busque ayuda que se le brindará gratis.

 

Preguntas de comprobación:

¿Es evitable el suicidio por desesperación? ¿Cómo?

Actividad  # 7

En la actividad anterior habíamos hablado sobre los fracasos y los desengaños amorosos como los motivos por los cuales personalidades no bien estructuradas realizan intentos suicidas por desesperación.

Habíamos dicho que estos sucesos propician que las personas se sientan emocionalmente afectadas, pero que ello no constituye una catástrofe ni mucho menos, recordamos dos consejos fundamentales en estos casos:

Primero: sufra su dolor pero siga funcionando.

Segundo: busque ayuda que le brindaran gratis.

Hoy conversamos sobre otro tipo  de intento suicida.

El intento suicida por miedo: este intento se realiza cuando se trata de evitar una situación muy temida y cabría preguntarse:

¿Qué es una situación muy temida?

Hay situaciones muy temidas por muchas personas, por ejemplo: hay quienes temen tremendamente a las catástrofes naturales, o a las guerras, a las hambrunas, etc. esto es incuestionable. También existen otras situaciones muy temidas pero solo para determinadas personas por la significación que para ellos tienen dichas situaciones, lo que hace que las personas que están envueltas en ellas determinen en estos casos un intento suicida. Pongamos un ejemplo:

Una muchacha de PRE -Universitario ha sido criada en un hogar en el que ser virgen es la principal divisa de la honra,  la mejor cualidad y no serlo constituye la deshonra familiar, así ha sido criada, escuchando comentarios como estos:

  1. A fulanita la perjudicaron.....
  2. Menganita es una cualquiera porque se acostó con su novio.
  3. La hija mía que haga eso ahí dejó de ser mi hija.....

Comentarios como estos van condicionando  a la joven a sentir miedo por las relaciones sexuales prematrimoniales y sus consecuencias.

Entonces, esta joven por curiosidad, por placer, por amor o por cualquier otra razón tiene relaciones sexuales, ese miedo que le fue condicionado puede llevarla a un intento suicida y hasta conseguirlo, incluso tratando así de evitar el enojo del padre o una relación familiar que van a veces desde los reproches, las vejaciones, hasta la agresión física en ocasiones. En nuestra práctica hemos visto numerosos casos de este tipo.

Pasemos a su análisis.

Primero: rigidez de los padres, que tiene criterios muy limitados de lo que es ser una buena hija. Una hija es buena no porque sea virgen o deje de serlo; sino por poseer otras cualidades como son: ser buena estudiante, buena compañera, buena hija, buena hermana, etc.

Segundo: dificultades en la culminación padre-hija por la rigidez antes descrita.

Tercera: falta de educación sexual en los padres y en la hija. Estos tres factores han facilitado el intento suicida por miedo en este caso de lo que podemos sacar algunas enseñanzas.

  1. Las situaciones más temidas lo son para todos los seres humanos, el resto de las situaciones son: muy importantes o sin importancia.
  2. Darle el justo valor a cada situación: ni la sobrevalores ni la subvalores,  analícela y si no sabe pida consejos o ayuda médica que se la van a dar gratis.
  3. En esos momentos importantes demuestre que es un padre para su hija. Es mejor una hija que no sea virgen, a una hija que esté muerta, es mejor tener una hija viva que la culpa por haber contribuido a su muerte.
  4. Lo importante es que demuestres que eres hija y confías en tus seres queridos. Al principio quizás no reaccionen como tú esperas, continúa cumpliendo tus obligaciones y dales tiempo “a la evidencia”  la gente se acomoda según se dice.

Preguntas de comprobación.

  • Explique el intento suicida por miedo.
  • Ponga ejemplo de situaciones muy temidas.
  • Ponga ejemplo de situaciones muy importante, poco importantes e     importantes
  • ¿Por qué la muchacha del ejemplo atenta contra su vida?

En el día de hoy estudiaremos el intento suicida por venganza o chantaje: en el cual mediante la probable muerte se pretende castigar a otro o culparlo de lo sucedido.

Este tipo de intento suicida se observa en las personalidades mal estructuradas que frecuentemente asumen el papel de víctima en sus relaciones con los demás .Ahora pasaremos a analizar como ocurren las cosas en el intento suicida por venganza o chantaje.

Muchas veces ocurre que a las personas a quienes se pretende castigar está relacionada con el que realiza el intento suicida (padre, hijos, esposo, hermano, novio, etc.) y se pretende castigar por algo que no hizo y la persona quería que se hiciera.

Generalmente el tiempo que media entre el problema y el intento suicida es breves minutos u horas, de manera que la otra persona se de cuenta de qué fue lo que  pasó entre ellos. A veces se pueden dejar notas o mensajes contradictorios donde aparece la persona que se quiere castigar o culpar. Vamos hacer algunas reflexiones sobre este intento o tipo de intento suicida.

Primero: nadie hace que otros se suiciden y nadie tiene la culpa de que otra persona se suicide. Es él propio el que lo intenta, se mata por cuenta propia, él mismo elige el método y lo lleva a cabo, el otro no le puso una pistola en el pecho para que lo hiciera.

Segundo: Quien tiene la culpa es él  por no tener control de los impulsos, no enfrentar situaciones difíciles, por elegir esta situación ineficaz y no buscar otras más adecuadas.

Tercero: ¿Quién se castiga? La persona a quien se pretende castigar seguirá viviendo, y el tiempo u otras personas, el trabajo, la sociedad, lo harán olvidar el incidente. Quien se castiga es el que quiere castigar, pues se puede matar, puede quedar con afectaciones de la salud, pierde la confianza en sus seres queridos, es el comentario del barrio, pierde prestigio ante los demás, etc.

Evidentemente este tipo de suicidio puede disminuir si asumimos la vida con realismo, para lo cual brindamos los siguientes consejos:

  1. Usted no es una víctima. No asuma ese papel en las relaciones con los demás.
  2. No hay necesidad de vengarse de otro de esa manera ni de ninguno.

Preguntas de control.

  • ¿Alguien hace que otro se suicide? 
  • ¿Quien tiene más problemas con el intento suicida por venganza o chantaje?
  • ¿Qué es el intento suicida por venganza o chantaje?

Actividad # 8

En las actividades anteriores hemos revisado los diferentes tipos de intentos suicidas y hoy hablamos de algunas interpretaciones sobre el suicidio, aunque no le dan una respuesta definitiva a la pregunta ¿Por qué una persona se suicida? Son dos las teorías fundamentales que tratan de responder la pregunta en cuestión psicológica y  sociológica.

La teoría psicológica sobre el suicidio fue desarrollada por Freud considerando el suicidio como una hostilidad inconsciente dirigida hacia el objeto amado que ha sido previamente proyectado, es un crimen al que se da un giro de 1802.

Expliquemos que quiere decir Freud con esto:

Para Freud en todo suicida hay mucha agresividad mal controlada, mal dirigida, el futuro suicida se ha relacionado estrechamente con otras personas ( padres, hermanos, cónyuges ) y ha incorporado mucho de él a su persona, pero a pesar de relacionarse estrechamente, de haber incorporado mucho de él, el futuro suicida siente una agresividad por esta persona, sin darse cuenta de eso, entonces cuando intenta matarse, lo que quiere, según este autor, es un crimen, pero al que se le ha dado un giro de 1802.

Zilberg, considera que en el suicida hay una fuerte hostilidad inconsciente y una incapacidad poco común de amar a otro. Expliquemos esto:

Este autor al igual que Freud considera que en el suicidio hay mucha agresividad mal controlada y mal dirigida, sin embargo añade un aspecto interesante y es que el suicida es una persona poco capaz de amar a otras personas. Es lógico, si usted no es capaz de quererse un poco a usted mismo, cuando atenta contra su vida, poco puede querer a los demás.

Si usted es capaz…

De privar de su presencia a sus hijos, padres, hermanos esposa, etc.; poco puede quererlos.

De convertirse en un grave problema para sus familiares, usted poco puede quererlos.

De dejar a sus hijos sin usted, usted poco puede quererlos.

De enseñarle a sus hijos, hermanos, padres, etc.; que se suiciden, poco puede quererlos.

Como se ve estos puntos de vistan nos dan respuesta a la pregunta. ¿Por qué la gente se suicida? Dejan claro dos cosas que en la práctica se ven:

Primero: En algunas personas que intentan suicidarse existe una agresividad mal atendida y mal dirigida.

Segundo: En algunas personas que intentan suicidarse existe una incapacidad poco común de querer a los demás.

Es por eso que debemos dar salida adecuada a nuestros impulsos haciendo diferentes cosas, como pueden ser: discutir abiertamente el problema, enojarse, decir porque no, una palabra fuerte, puede en ese momento hacer otra cosa,  leer un libro, hacer ejercicios, sacar a pasear a sus niños, jugar con sus perritos, bañarse dejándose caer abundante agua fresca etc. cualquier actividad para que esa agresividad salga de usted hacia algo útil y no hacia usted mismo. Otra cosa , en ese momento es cuando usted más debe querer a los suyos, pensar en la falta que le hace,  en lo que su presencia los beneficia y contribuye a su felicidad, no dé un mal ejemplo a los suyos, si usted piensa más en ellos es casi imposible que intente suicidarse.

Preguntas de comprobación.

  1. Hable sobre la explicación psicológica del suicidio.
  2. ¿Cuál es su opinión?

Actividad # 9

En la actividad anterior habíamos hablado de la interpretación psicológica del suicidio, hoy vamos hablar de la interpretación sociológica del mismo.

Drukhein es el autor que le ha dedicado esta interpretación, que si bien no nos explica todos los intentos suicidas, si explica algunos. Este autor señaló que el suicidio es resultado de la fortaleza o debilidad del control de la sociedad sobre el individuo y señala tres posibilidades a recurrir.  

Suicidio altruista: es el pedido literalmente por la sociedad, al individuo no le queda otro remedio que suicidarse, un ejemplo de ellos lo tenemos en aquellas sociedades que tienen un control muy fuerte sobre algunos aspectos de la vida de los  individuos.

En el Japón antiguo era frecuente el harakiri, para lavar la honra perdida. Era la única  forma en que se podía conservar el honor.

En la india era costumbre que al morir el esposo, la esposa fuera quemada viva junto a él, pues seguir viviendo no era honorable. En nuestro país no tenemos esas costumbres, pero en algunas comunidades y en algunas familias se establecen controles muy regidos sobre el individuo en cuanto a determinadas cuestiones. Ejemplo: habíamos hablado en otras conferencias acerca de  la sobrevaloración que se le da a la virginidad en algunas partes del país y por algunas familias, lo cual hace que quien pierde la virginidad no estando casada sea empujada al suicidio. Otro tipo de situación es lo que este autor a denominado suicidio egoísta, que es el que se produce cuando la persona tiene pocos lazos con la comunidad en este caso la soledad del individuo es una causa fundamental en el suicidio. Esta situación la observamos con cierta frecuencia sobre todo en personas que viven solas y que no tienen una vida social activa.

Sin embargo en nuestro país, con las organizaciones que existen, este tipo de suicidio pudiera disminuirse si el individuo supiera aprovecharlo.

¿Cuántas tareas se pueden realizar con el CDR, MTT, FMC, círculos de adolescentes, círculos de ancianos, etc.? Eso sin contar los centros de estudios o trabajo u otras personas y enriquecer su vida personal aportando su energía física e intelectual ( ANAP, ACLIFIM, etc.).

Este también puede disminuirse si aprovechamos las posibilidades de distracción sanas que la sociedad nos brinda (cines, teatros, casa de cultura, estadio, etc.).

Otro tipo de suicidio que este autor plantea es por ruptura repentina en la relación habitual entre la sociedad y el individuo. Este tipo de suicidio se observa con frecuencia y ya habíamos analizado en las conferencias previas, algunos ejemplos que bien pudieran enmarcarse en este acápite, ejemplos: el suicidio por desesperación y el suicidio por venganza o chantaje.

Aquí juega un papel fundamental el individuo y la personalidad, su capacidad de tolerar situaciones conflictivas y su capacidad de adaptarse a situaciones nuevas,  puede aprender a enseñar a los demás. Se puede aprender imitando a otras personas que saben, no realizando las cosas inadecuadas que un día hicimos, se puede aprender probando otras formas de comportamiento y se puede enseñar a los demás solo conque vean lo que hacemos para enfrentar la vida.   

Preguntas de comprobación.

  1. hable sobre la teoría sociológica del suicidio.
  2. Hable sobre el suicidio altruista.
  3. Hable sobre el suicidio egoísta.
  4. Hable sobre el suicidio amónico.
  5. ¿Cuál es su opinión sobre el tema.

Actividad #10

En la actividad de hoy abordaremos algunos mitos sobre el suicidio: es decir, algunas opiniones que tiene las personas sobre el suicidio que no se corresponden con la realidad.

Cuántas veces hemos oído decir la expresión “el que se quiere matar no lo dice”. Seguramente lo hemos oído infinidad de veces. Pues las personas creen que el que habla de suicidio no lo lleva acabo. Esto es falso, este es el primer mito, pues se ha comprobado mediante trabajos rigurosamente científicos que cada 10 personas que se suicidan por lo meno 6 lo habían advertido de forma clara.

Esto no quiere decir tampoco que todo el que lo diga se suicida ni mucho menos, significa que cuando esto ocurre le debemos prestar la debida atención a esa persona, lograr que nos comunique sus dificultades, que reciba la atención médica o psíquica de tal forma que podamos reducir la posibilidad de suicidio.

Otro mito sobre el suicidio es el que se dice de que el suicidio se produce sin previo aviso, aunque se parece a lo anterior no se refiere a lo mismo. Anteriormente nos referimos a lo que la gente dice con las palabras. En este momento nos vamos a referir a lo que la persona que piensa suicidarse demuestra con su comportamiento. Existen pródromo del suicidio, señales que se producen en la palabra cambios, son indicios que da el suicida, a menudos se le ve deprimido, triste,  sin esperanzas, algunas veces realiza un intento suicida aunque solo sea para llamar la atención, para que se le ayude.

Puede retraerse, dejar de comer, de disfrutar de lo que antes le proporcionaba placer, pueda que duerma mucho más de lo normal, padezca insomnios, en ocasiones comienza a deshacerse de sus posesiones, regala su ropas, libros u otras pertenencias a los amigos y parientes.  

Como se ve el probable suicida comienza a decir y hacer una serie de cosas que antes no hacía y que si somos observadores podemos detectar para brindar ayuda necesaria y evitar que esto ocurra.

Otro de los mitos del suicidio es que dice que las personas suicidas están decididas a morir. Esto tampoco es cierto, la mayorías de las personas están indecisas entre morir y vivir, y en la práctica ustedes y nosotros hemos oído como muchos que intentan contra su vida piden que se les salve a última hora, muchas veces cuando hay poco que hacer. Pero también vemos esta indecisión cuando se realiza el intento suicida en presencia de otras personas, o cuando existe la posibilidad de que reciba ayuda.

Esta indecisión entre morir y vivir puede aprovecharse a favor de la vida si actuamos rápidamente.

Otra creencia errónea es que una vez que la persona está en estado suicida ya lo estará siempre, eso no es así, las personas pueden pensar en quitarse la vida a veces en determinado momento pero no por toda la vida, una persona puede intentar contra su vida en un momento dado y no repetir el intento en el resto de su existencia. Una persona puede desear morir y con tratamiento psiquiátrico ese deseo puede desaparecer.

Como vemos existen creencias erróneas sobre el suicidio que debemos eliminar para enfrentar esta  problemática de manera realista.

 Preguntas de comprobación.

Conteste v si es verdadero y f si es falso.

  1. Los que hablan de suicidio no lo llevan a cabo.

V____________ F____________

  1. Las personas suicidas proporcionan muchos indicios sobre sus intenciones.

V____________ F____________

  1. Una vez que una persona está en estado suicida ya lo estará para siempre.

V____________ F____________

Actividad # 11

En las actividades de hoy hablaremos sobre algunos antecedentes del suicidio. Las enfermedades mentales fueron por mucho tiempo valoradas desde una concepción mística o religiosa y se interpretaban como tales conceptos: se predicaban las ideas de los pacientes afectados por ella, eran poseídos por el demonio con desarrollo científico técnico de la sociedad esta patología se fue interpretando con enfoques de mayor rigor.

El suicidio tiene antecedentes que se remontan a la existencia misma del hombre, variando sus características de acuerdo a la cultura socioeconómica. Como fenómeno individual se ha conocido en todas las sociedades.

Entre los griegos el suicidio era relativamente frecuente, hecho que se recoge en su mitología. Su concepción tomó diferentes características y frecuencia según las diferentes culturas y momentos históricos y ya en la edad media se decía que la autodestrucción era un crimen abominable y condenable.

En las culturas cristianas desempeñó un papel importante como pecado y las excesivas restricciones de la iglesia católica dieron lugar en un momento dado a la degradación, difamación y persecución a las personas con conducta suicida. 

En Inglaterra y Francia el suicidio fue considerado como una falta grave, un crimen contra el estado y un hecho que provocaba la represalia y la venganza de la sociedad. No es hasta 1961 que en Inglaterra se aprueba una ley que cambia estos criterios.

Revisando múltiples literaturas a nivel mundial, consideramos importante destacar que el primer suicida al que se hace referencia se remonta al año 1787 a.n.e; en el que el suicida manifestaba según el traductor a un papiro de forma poética, un estado depresivo quizás a nivel psicótico.

Los factores socioculturales influyen en el suicidio; entre los ancianos de servir a la patria; como en el caso de los esquimales la pérdida de su utilidad a la familia  y a la  sociedad, hace que estos decidan su muerte.

 

Actividad  # 12.

En la actividad de hoy hablaremos sobre la evaluación objetiva del intento suicida.

Para evaluar el intento suicida se toman en consideración 3 aspectos:

  1. Letalidad del método empleado.
  2. Gravedad de las circunstancias.
  3. Seriedad de la intención.

1. Letalidad de método empleado:

 De acuerdo con la letalidad el método `puede clasificarse en inocuo, riesgo no letal, riesgo potencialmente letal y  letal.

Método inocuo es el método que usualmente no implica ningún peligro para la salud o la vida del sujeto. Ej.: ingestión de menos de 10 tabletas con propiedades toxicas.

Método riesgo no letal: incluye métodos que sin ser capaces de producir la muerte pueden dar lugar a síntomas de intoxicaciones y alteraciones en el funcionamiento del organismo. Ej.: ingestión de más de 10 tabletas con propiedades toxicas.

Método riesgo potencialmente letal: aquí se agrupan riesgos no letales potencialmente pero son capaces de provocar la muerte en circunstancias agravantes. Ej.: corte de la muñeca que interesa vasos sanguíneos y requiere cirugía.

Método letal: Se refiere a los métodos que necesariamente conducen a la muerte si no media intervención terapéutica oportuna. Ej.: disparo de armas de fuego o uso de explosivos.

2. La gravedad de las circunstancias.

Está dada por las situaciones o condiciones en que se realiza el intento suicida.

Se clasifica en:

-Nula                    -Baja

-Moderada           -Alta

-Gravedad nula: cuando el intento suicida ocurre en circunstancias que de ningún modo puede contribuir a la consumación del suicidio que muy a menudo lo impide de manera afectiva. Ej.: el individuo pretende realizar el acto en lugares públicos o en su domicilio en presencia  de personas interesadas en impedirlo, con el anuncio previo de la disponibilidad inmediata de medios terapéuticos.

-Gravedad moderada: concurre en circunstancias que usualmente contribuyen a la consumación del suicidio, aunque existe alguna posibilidad de evitarlo. El suicidio se realiza en ausencia de familiares, amigos o personas interesadas en impedirlo con las siguientes variantes. Ej.: en presencia de desconocidos sin anunciarlos y no realizándolo en forma obvia.

-Gravedad alta: en este caso las circunstancias favorecen siempre en forma equívoca la consumación del suicidio. Ej.: acto solitario con muy poca posibilidad de ser descubiertos y sin disponibilidad de comunicación o asistencia inmediata.

3. Seriedad de la intención.

Expresa el grado de veracidad del deseo que conduce a cometer un intento suicida. Se clasifica en:

-No serio.

-Poco serio.

-Serio.

-Muy serio.

Intento suicida no serio: No existe intención alguna del suicidio. El individuo realiza el acto llevado por un impulso no premeditado y de poca intensidad y con la intención de obtener alguna ganancia.

Intento suicida poco serio: Existe alguna intención de llevar a cabo el suicidio. Los pacientes que realizan este tipo de acto no han tenido verdadera intención de suicidarse, han realizado el intento motivado por un impulso no premeditado pero de gran intensidad (se busca más una ganancia que la muerte).

Intento suicida serio: Existe verdadera intención de suicidio, pero no se comprueban atenuantes. El paciente ha premeditado el acto buscando más evadir la realidad que poner fin a su vida realmente; puede realizar o no ingestión de alcohol u otro excitante.

Intento suicida muy serio: Existe verdadera intención del suicidio. Los pacientes han premeditado el suicidio como propósito firme de encontrar la muerte, solamente por un hecho casual o inesperado, no se llega a la consumación del mismo.

Preguntas de comprobación.

  1. Mencione la calificación del método según la letalidad. Explique uno.
  2. ¿Cómo se clasifica el método suicida según la gravedad de las circunstancias?
  3. Mencione la clasificación según la seriedad de la intención. Explique.

Actividad  # 13

La conducta social y las creencias religiosas:

No puede faltar en este curso una actividad que aborde la conducta suicida y los aspectos religiosos, pues es sabido que en nuestro medio la religión católica, el espiritismo y la santería son mas frecuentes.

La pregunta que vamos a responder es la siguiente:

¿Qué creen estas religiones y creencias sobre la conducta suicida?

Hoy solo mencionaremos algunos aspectos de la religión católica.

Antes de Constantino I el grande quien oficializó el cristianismo, la conducta suicida era tomada de una manera prácticamente normal o permisiva. Sin embargo después de Constantino I a quien hicimos referencia, el suicidio comenzó a considerarse como lo que es, una conducta anormal. En la lengua religiosa se le llamó pecado, pues privaba a dios de disponer de nuestras vidas y nadie que no sea dios tiene esa atribución, en el antiguo testamento se mencionan varias conductas suicidas, la de Saúl, emperador de Israel, el cual se encontraba psiquiátricamente enfermo de manera grave y al verse acosado por los flecheros de los filisteos ordena a un escudero que lo mate. Este no cumple la orden y se deja  caer sobre su propia espada, atravesándose el escudero, al ver a su jefe muerto por suicidio lo imita y se suicida el también.

En el nuevo testamento, en San mateó  capítulo V refiriéndose al sermón del monte en el versículo XXI Jesús dice: “No matarás, mas cualquiera que mates, será culpado de juicio”.

Este es considerado el primero de los mandamientos y se refiere a matar con hechos, no como homicidio. Precisamente la palabra suicidio viene de sui que significa sí mismo y cidius que significa matar, luego suicidarse es matar también. Y es por ello que se considera una violación de los mandamientos cristianos.

Aquí aparece un caso de suicidio y es nada menos que el ahorcamiento de judas el que entregó a Cristo, que al besarlo le estaba diciendo a sus enemigos que ese era Jesús, quedando para la historia como símbolo del traidor.

Nótese la diferencia con esa obra magnífica de la literatura universal pero muy infeliz en el tratamiento de suicidio que es “Romeo y Julieta” de William  Shakespeare”, de saber este autor ingles del siglo XV lo que su obra a conllevado en muchos adolescentes y adultos jóvenes, seguramente la hubiera terminado de forma distinta o no la hubiese escrito.

Preguntas de comprobación.

1. ¿Cómo considera la religión Católica el suicidio?

Actividad  # 14

La conducta suicida y las creencias religiosas.

En la actividad anterior hablamos sobre los aspectos de la religión católica y el suicidio.

Hoy hablaremos sobre algunos aspectos de la santería y el espiritismo. En Cuba durante la trata fueron introducidos miles de esclavos africanos para trabajar en las plantaciones cañeras y la industria azucarera. Ellos trajeron consigo sus creencias, sus dioses, los cuales fundieron por simple semejanza con el santoral católico.

Así San Lázaro se confundía con Babalu Aye; Santa Bárbara con Changó; San Antonio con Elegua, así un desfile de sincretizaciones, naciendo así la santería que es la de los cultos de Yorubas y la religión católica...

Dentro de sus dioses tenemos algunos que favorecen las desgracias y otros que las evitan. Así tenemos a Elegua que tiene varios caminos, entre ellos el de Echu  Alagbana que originan todo tipo de desgracia siniestra, dolencias, y un tipo de suicidio: el suicidio por fuego.

El llamativo el número de caminos de Elegua en el castigo es a través del fuego, entre ellos:¨Echu Agbalanke. ¨Echu Alagbana.   ¨Echu Alag Akomaco.

¨Echu Alona,      ¨Echu Baralanugbé.

Sin embargo, hay también quienes protegen a los creyentes y entre estos Santos esta Changó o Santa Bárbara que protege específicamente al suicidio por fuego.

En cuanto el empirismo es conocido desde la antigüedad se atribuía a la posición demoníaca el origen de las enfermedades mentales, surgiendo así la interpretación demonológica de las mismas.

En nuestro medio existen personas que creen y practican el espiritismo. Veamos que piensa sobre el suicidio el famoso espiritista Allankardeeen en su libro Colección de Oraciones Escogidas, publicados por Medicina y Hermanos en México 1984. Dice textualmente:

“El hombre nunca tiene derecho de disponer de su propia vida porque solo pertenece a dios sacar del cautiverio terrestre cuando los jueces justos, sin embargo la justicia puede cambiar sus rigores según sus circunstancias, pero reserva toda la severidad para aquel que a querido sustraerse a las pruebas de la vida. El suicidio es como el preso que se escapa de la cárcel antes de cumplir la condena y quien cuando se le vuelve aprender se le requiere con más severidad”. Lo mismo sucede con el suicida que cree escapar de las miserias presentes y se sumerge a las desgracias mayores.

Los comentarios sobran, solo deseo señalar que el espiritismo lo considera como una vía escapista de enfrentar la vida y que origina desgracias, a mi juicio, mayores entre los familiares.

Esperemos que aquellos que practican o creen en alguna de estas religiones les hayan servido estas dos últimas actividades.

Actividad  #  15

La conducta  suicida es un problema a nivel mundial. Diariamente se suicidan mil personas en el mundo y el suicidio ocupa un lugar dentro de las 10 primeras causas de muertes en países desarrollados.

Los datos estadísticos aportados por muchos países no son altamente confiables, pues razones como la religión, y la inadecuada recolección del dato primario y los seguros de vida conspiran contra su veracidad. No obstante se han podido establecer algunas características generales sobre intentos suicidas y el suicidio, que mencionaremos a continuación:

El intento suicida es más frecuente que el suicidio. En muchos trabajos se considera que por cada 8-10  1.8 se producen un suicidio.

El intento suicida es más frecuente en la mujer, mientras que el suicidio lo es en los hombres.

Se considera que los que intentan suicidarse y los que suicidan pertenecen a grupos diferentes de personas. Los 1.8 son personas jóvenes con enfermedades psiquiátricas menores, reacciones, situaciones, trastornos de la personalidad y utilizan métodos suaves y los suicidas son personas de mayor edad, esquizofrénicos u alcohólicos y emplean métodos violentos.

Se considera que el 1% de los intentos suicidas se suicidan al año y el 20% en algún momento ulterior.

A continuación ofrecemos algunos datos estadísticos de diferentes países:

Cada año se suicidan más de 30 000 personas en Estados Unidos 12 000 menores de 15 años realizan intentos suicidas y el intento suicida en niños de 5 –14 años es 5 veces mayor que la meningitis.

En Japón se suicidan de 1 a 3 niños menores de 10 años anualmente.

En Camerún, país africano, la tasa tanto para hombres como para mujeres es elevada.

Las mujeres menores de 30 años tienen taza de 68x10 y para los hombres mayores de esta edad 87x10 (año 2000).

En Sri Lanka 53x5x10 en 2003.

En el 2001 en algunos países latinoamericanos las tazas se comportaron de las siguientes  formas:

 * Canadá: 10,6x10 habitantes          * Argentina: 5.4x10 habitantes.

 * En 2002 Chile: 4.6                        * Ecuador: 3.9     

 * Costa Rica: 4.5 en 2000.

Ahora bien, estos datos son parcialmente confiables por las razones que expresamos al inicio de esta conferencia.

En los países nórdicos (Suecia, Noruega, Finlandia, Dinamarca) las tazas son elevadas a pesar de tratarse de países altamente desarrollados En los países socialistas Hungría tenia la taza más alta.

Los países judío cristianos exhiben baja taza de suicidio debido a la propia religión que considera un pecado mortal privarse la vida pues solo Dios puede disponer de ella .

En Cuba el suicidio ocupa la 3ra causa de muerte entre todas las disfunciones, por lo que se toman medidas sanitarias para disminuir este indicador desfavorable de la salud  publica cubana. En la próxima actividad hablaremos de algunos detalles de la conducta suicida en Cuba.

Actividad  #  16.

En la actividad  anterior hablamos sobre algunos aspectos de la conducta suicida a nivel internacional y concluimos que el suicidio ocupa la 3ra causa de muerte en Cuba, por lo que se toman medidas para disminuir este indicador negativo de la salud pública.

Los antecedentes de estas medidas los tenemos cuando en 1984 se inició un estudio de 4171 intentos suicidas, los cuales  fueron reevaluados en 1986 y 1989.

En 1986 se pudieron localizar 3575 de estos intentos suicidas de los cuales 44 se habían suicidado.

En 1986 se comienza la dispensarizacion del intento suicida, es decir, se incluye en un grupo de atención especializada. No obstante, este paso; la atención a los que atentaban contra su vida y a los que estaban en riesgo  de hacerlo era aún deficiente. En 1989 se pudieron localizar 2963 de los que habían intentado y de ellos 14 habían cometido un suicidio, es decir, que al cabo de 5 años (1984-1989) después del primer intento suicida  1.8 % se habían suicidado .

Como parte de las medidas que ya se venían aplicando para disminuir la conducta suicida y aprovechando la presencia del médico de la familia, guardián de la salud, se decide aplicar a nivel nacional el programa de prevención de la conducta suicida cuyos objetivos fundamentales son:

A) Prevenir el intento suicida.

B) Prevenir su repetición.

C) Prevenir su desenlace fatal.

Para cumplir estos objetivos se identifican una serie de factores de riesgo que el médico debe destacar en los individuos y en la familia, para de esta manera evitar que pueda ocurrir un intento suicida o un suicidio.

En el propio programa se traza la conducta que hay que seguir si ocurriera el intento suicida y que  de manera muy general es la siguiente: remitir al hospital donde debe permanecer en observación 24 horas con la psiquiatra, dependiendo de la gravedad del caso procederá a su ingreso o tratamiento ambulatorio; el paciente es dispensarizado y visitado en la primera semana por su médico de la familia, es interconsultado por psiquiatría en esta primera semana o en la segunda como periodo máximo. El psiquiatra lo valorará mensualmente durante los primeros 6 meses y bimensualmente y después hasta el año. Si los factores de riesgo aumentan, el paciente puede ser visto con mayor frecuencia y hospitalizado. Hasta aquí algunas consideraciones sobre la conducta suicida en Cuba.

En la próxima actividad hablaremos algunas consideraciones sobre la conducta suicida en Granma.

Actividad  # 17

Le corresponde a nuestra provincia Granma ocupar uno de los primeros lugares en cuanto al suicidio en nuestro país, ocupando la 6ta causa de muerte,  con una taza de 28x10 habitantes en 200.

En el 2000 en Granma se suicidaron 182 personas y lo intentaron 994. Las personas que se suicidaron estaban  comprometidas mayormente entre los 25 y 64 años y los métodos más frecuentes empleados fueron el fuego en las mujeres  y el ahorcamiento en los hombres. En total de suicidaron 77 hombres y 105 mujeres. En cuanto al intento suicida de los 1160 que se produjeron, 337 fueron hombres y 823 mujeres.

Los municipios Manzanillo, Bayamo, Guisa, Masó y Buey Arriba fueron los que más intentos suicidas tuvieron; los que intentaron suicidarse estaban comprendidos entre 15 y 24 años y el método que predominó fue por la ingestión principalmente de tabletas. El intento suicida por fuego y ahorcamiento ocupó un lugar importante. Es de destacar que en muchos de estos casos tanto intento suicida como suicidios, el alcohol jugó un papel importante, pues en muchos de ellos esta conducta se produjo durante la ingestión de bebidas alcohólicas. Los motivos más frecuentes encontrados fueron los problemas familiares y los problemas con la pareja, motivos estos que también han sido reportados en otros trabajos que se han realizado en Granma, Cuba y otros países. Sin embargo existen algunas peculiaridades que deberían de ser aclaradas como son:

  • Empleo del fuego como método suicida, lo cual es frecuente en otras regiones del país y raro en el mundo.
  • La proporción entre los hombres y mujeres es aproximadamente igual y no a predominio del sexo masculino.
  • La proporción de intento suicida – suicidio es de 5 o 6 intentos por cada suicidio y no de 8 a 10 como se considera internacionalmente.

Es posible que el empleo del fuego como método suicida se deba como algunos psiquiatras sugieren, al incendio de Bayamo, acto patriótico mediante el cual los Bayameses prefirieron quemar su ciudad antes de entregarla al enemigo, sino pensamos que sea debido a características de la personalidad de los que eligen este método.

De nuestra experiencia se trata de personas impulsivas, que les gusta llamar la atención a cualquier costo, muy primitiva en sus reacciones donde predomina el apasionamiento. “Los histéricos se queman en el fuego de su pasión” decía el profesor de psiquiatría y ese tipo de personalidad es muy frecuente entre los hombres y mujeres que intentan o se suicidan por ese método.

 Con relación a la baja proporción entre hombres y mujeres que se suicidan es obvio que esto ocurra, pues mientras el  hombre prefiere el ahorcamiento, que es el método grave o duro, la mujer tiene predilección por el fuego, que también está considerado de la misma manera.

En cuanto a la proporción intento suicida- suicidio de 5 a 6, en esto influye lo anterior, pues después del intento suicida  por fármacos el cual no conduce  a una seguridad mortal, le sigue el fuego y el ahorcamiento que como ya vimos son altamente mortales.

Actividad  # 18

Seguramente todos ustedes conocen que Cuba es uno de los países con más baja mortalidad infantil incluyendo a los países desarrollados como:

Estados Unidos, Francia Japón, etc.; y el país del tercer mundo con más bajo índice en este sensible indicador de la salud publica. Este logro se debe  principalmente al cumplimiento de lo establecido  en el programa infantil, donde intervienen desde la propia embarazada y su familia hasta el gobierno, pasando por los médicos de familia, laboratoristas, ginecólogos, pediatras, neonatólogos, etc.

Es por ello que el MINSAP a indicado una nueva estrategia que aparece en el folleto denominado “objetivos”, propósitos y directrices para incrementar la salud de la población cubana 1992-2000” editado en febrero del 2000, encaminado a reducir las denominadas enfermedades no trasmisibles.

Para ello se deberán fomentar cambios en los estilos y modos de vida, eliminar factores de riesgo, diagnósticos y tratar las secuelas para incorporar al paciente a la vida laboral y social.

En este empeño será decisiva la participación responsable de todos los ciudadanos si como las distintas organizaciones: FMC, CDR, ANAP, FEU, FEEM, CTC, UJC.

Los objetivos son disminuir la mortalidad y movilidad de las enfermedades no trasmisibles, mantener y mejorar la salud alcanzada por el pueblo cubano y continuar mejorando la mortalidad infantil.

Los propósitos son diversos y abarcan reducir las enfermedades cardíacas, el cáncer, la diabetes, el asma, los accidentes y el suicidio con relación al tema que hemos venido desarrollando en este ciclo de actividades con ustedes, se proponen reducir la tasa de suicidio de 20x10 habitantes hasta 18x10 habitantes, es decir, un 10%.Granma está dentro de las provincias con más alta tasa de suicidio y su comportamiento jugará un papel fundamental en la consecución de estos objetivos.

Al igual que en la zafra donde los Centrales Urbanos Noris, Brasil, Antonio Guiterras, Uruguay, deciden su suerte, en este problema de salud que nuestro ministerio desea disminuir, Granma jugará un papel decisivo.

Y he ahí nuestra responsabilidad individual y social. Como individuo debemos desarrollar todas nuestras posibilidades de adaptación creativa a las dificultades que normalmente tienen nuestras vidas y las que vivimos en este periodo especial.

No debemos ver las dificultades como espectadores, sino como participantes  en su solución. Debemos  desarrollar todas las cualidades que impiden que una persona  cometa suicidio como son:  trabajar creativamente ,perseverar cuando la situación lo requiera, utilizar adecuadamente el tiempo libre, desarrollar algún pasatiempo, distraerse sanamente, desarrollar vínculos amistosos verdaderos con vecinos, compañeros de clases o de trabajo, reconocer la responsabilidad que tenemos con nuestros familiares y trazarnos objetivos realistas, pensar en los demás, tener fe en el hombre, en sí mismo,  en la Revolución, en Dios, pero tener fe .

Hay otro aspecto queremos señalar  y es el económico.

La salud pública en Cuba es gratuita y de gran calidad, accesible para todos sin distinción, ¿Por qué no hacemos un uso razonable de ella? ¿Cuántos cientos de miles de dólares se gastan anualmente en Cuba por  la atención a los que intentan suicidarse que pudieran utilizarse en otros menesteres? Pensemos detenidamente en este punto y no seamos ninguno de nosotros causantes de un gasto adicional e innecesario  si buscamos soluciones más efectivas.

Es importante que se valore por cada uno de nosotros que los enemigos de la Revolución tienen entre sus objetivos desprestigiar los logros de la salud pública y el sistema de salud de nuestro país.

Intentar suicidarse salvo excepciones de algunos enfermos mentales graves, es hacerle el juego a los enemigos, es poner  una piedra en el camino exitoso que lleva nuestro proceso y eso no es de cubanos de estos tiempos.

Permítanme terminar este curso citando textualmente las siguientes palabras de Fidel Castro Ruz, nuestro Comandante en jefe.

Lástima se puede sentir por aquellos que mueren en balde o aquellos que mueren de enfermedad o de vejez sin haber hecho una cosa útil en la vida .La muerte nos espera a todos de todas formas, es una ley natural y ojalá todos muramos de muerte natural, no  queremos que se adelante ni un segundo la de la muerte de nadie, pero tampoco querríamos  jamás que se aumente ni un segundo la vida sin honor, sin Patria, sin dignidad.´´

Anexo # 4. Tablas

Tabla 1. Distribución de la población entrevistada mediante la aplicación de la guía práctica con relación a la población mayor de 15 años según sexo.

Población M % F % Total %
Población  total    mayor de 15 años 180 51.4 167 59.6 350 100
Población Entrevistada 155 51.6 145 48.4 300 85.7

Fuente: Historia de salud familiar.

Tabla 2. Resultados de aplicación de la guía práctica según sexo.

Guía Practica M % F % Total %
Menos de 2 puntos 138 46 122 40.7 260 86
De 2 a 9 puntos 10 3.3 12 4 22 7
De 10 a 18 puntos 6 2 9 3 15 5
Mas de 18 puntos 1 0.3 2 0.7 3 1
Totales 155 51.6 145 48.4 300 100

Fuente: Base de datos

Tabla 3. Características demográficas del grupo investigado. Edades del grupo investigado según sexo.

Grupo de edades M % F % Total %
De 15 a 25 años. 1 6.65 1 6.65 2 13.3
De 26 a 36 años. 2 13.3 3 20.0 5 60.7
De 37 a 47 años. 1 6.7 2 13.3 3 20.0
De 48 a 58 años. 1 6.7 1 6.7 2 13.3
De 59 a 69 años. 1 6.65 1 6.65 2 13.3
De 70 años o más. 0 -- 1 6.7 1 6.7
Totales. 6 40.00 9 60.00 15 100.00

Fuente: Base de datos.

Tabla 4. Estado civil del grupo investigado según sexo.

Estado civil M % F % Total %
Casada 1 6.7 4 26.7 5 33.3
Soltero 2 13.3 1 6.7 3 20.0
Divorciada 2 13.3 2 13.3 4 26.7
Viudo 1 6.7 2 13.3 3 20.0
Totales 6 40.0 9 60.0 15 100.0

Fuente: Base de datos.

Tabla 5. Ocupación del grupo investigado según sexo.

Ocupación M % F % Total %
Ama de casa 0 0 4 26.7 4 26.7
Trabajador estatal 1 6.7 0 0 1 6.7
Estudiante 1 6.7 2 13.3 3 20.0
Jubilado 2 13.3 0 0 2 13.3
Desocupado 1 6.65 1 6.7 2 20.0
Trabajador x cuenta propia 0 0 1 6.65 1 6.7
Asistenciado social 1 6.65 1 6.65 2 13.3
Totales 6 40.00 9 60.00 15 100.00

Fuente: Base de datos.

Tabla 6. Escolaridad del grupo investigado según sexo.

Escolaridad M % F % Total %
Analfabetos 1 6.7 1 6.65 2 13.3
Primaria sin terminar 2 13.3 2 13.3 4 26.7
Primaria terminada 2 13.3 3 20.0 5 33.3
Secundaria sin terminar 1 6.7 1 6.7 2 13.3
Secundaria terminada 0 --- 1 6.65 1 6.7
PRE-Universitario sin terminar 0 --- 1 6.7 1 6.7
PRE-Universitario terminada 0 ----- 0 ---- 0
Universitario sin terminar 0 --- 0 -- 0
Universitario terminado 0 ---- 0 0
Totales 6 40.00 9 60.00 15 100.00

Fuente: Base de datos.

Tabla 7. Comportamiento de la conducta suicida en la población estudiada antes de la investigación según sexo.

Categoría M % F % Total %
Antecedente de intento suicida único 2 13.3 3 20.00 5 33.3
Antecedente de intento suicida múltiple 0 0 2 13.3 2 13.3
Antecedentes de ideas suicidas 4 26.7 4 26.7 8 53.4
Totales 6 40.00 9 60.00 15 100

Fuente: Base de datos.

Tabla 8. Nivel de comprensión sobre la conducta suicida antes y después de la investigación.

Nivel de comprensión Antes Después
M % F % Total % M % F % Total %
Alto 0 0 0 0 0 0 6 40 7 46.7 13 86.3
Medio 0 0 0 0 0 0 0 0 2 13.3 2 13.3
Bajo 6 40 9 60.0 15 100. 0 0 0 0 0 0
Total 6 40 9 60.0 15 100 6 40 9 60.0 15 100

Fuente: Base de datos.

Tabla 9. Comportamiento de conducta suicida en la población estudiada hasta un año después de la investigación según sexo.

Categoría M % F % Total %
Intento suicida único 0 0 0 0 0 0
Intento suicida múltiple 0 0 0 0 0 0
Ideas suicidas actuales 0 0 2 13.3 2 13.3
Sin manifestaciones de conducta suicida 6 40.0 7 46.7 13 86.7
Totales 6 40.0 9 60.0 15 100.0

Fuente: Base de datos.

Anexo # 5

Consentimiento informado.

A través de este documento deseo expresar que se ha explicado que en nuestro municipio se desarrolla actualmente una investigación experimental de intervención comunitaria con el objetivo de lograr con la psicoterapia didáctica la prevención de la conducta suicida. Conozca también que mi participación contribuirá al mejor estudio y comprensión de los factores que pueden contribuir al origen del mismo (Suicidio)  y los resultados de esta investigación serán utilizados para el bien de nuestra sociedad.

Se me ha informado que los datos solo serán conocidos por los investigadores y  no serán revelados a ninguna persona sin autorización, ni serán usados en otras investigaciones no relacionadas con esta. De igual manera se me  ha explicado que de este estudio no se obtendrán benéficos económicos para mí, ni para los investigadores que lo realicen.

Sobre la base de lo antes planteado en este documento y habiendo aclarado todas mis dudas, expreso mi disposición a participar en esta investigación ofreciendo todos los datos que se me soliciten y permitiendo que se extraiga una gota de sangre de ser necesaria para poder orientar sobre el origen de nuestro nacimiento.

Y para que así conste, firmo el siguiente documento:

 

Nombre y Apellidos: _________________________ Firma: ________________

Padre o Tutor (En caso de menores.)

Nombre y Apellidos: _________________________ Firma: _________________

Medico: _____________________________________ Firma: _______________

Fecha: __________________

Comentarios: