16 PF, Cuestionario de Personalidad

El cuestionario de 16 Factores, cuyo autor es R.B.CATTEL se construyó basándose en la teoría general de la personalidad.  Es un instrumento elaborado mediante investigación psicológica,  con base empírica de más de 10 años de experimentación factorial sobre miles de elementos. Tiene la finalidad de ofrecer, una visión objetiva y muy completa de la personalidad en el menor tiempo posible.

EVALUACION

El 16PF evalúa 16 factores primarios de la personalidad y sus opuestos.

 

 

Factores primarios

Opuestos

A

SIZOTIMIA

Reservado

AFECTOTIMIA

Abierto

B

INTELIGENCIA BAJA

Lerdo

INTELIGENCIA ALTA

Listo

C    

POCAFUERZA DEL EGO

inestable

MUCHA FURZA DEL Ego

Estable

E

SUMISIÓN

Sumiso

DOMINANCIA

Dominante

F

 

 

G

 

 

H

 

 

I

 

 

L

 

 

M

 

 

N

 

 

O

 

 

Q1

 

 

Q2

 

 

Q3

 

 

Q4

 

DESURGENCIA

Sobrio

 

POCA FUERZA DEL SUPEREGO

Despreocupado

 

TECTRIA

Cohibido

 

HARRIA

Sensibilidad dura

 

ALAXIA

Confiable

 

PRAXERNIA

Práctico

 

SENCILLEZ

Franco

 

ADECUACIÓN IMPERDURABLE

Apacible

 

CONSEVADURISMO

Conservador

 

ADHESIÓN AL GRUPO

Dependiente

 

BAJA INTEGRACIÓN

Autoconflictivo

 

POCA TENSIÓN ENERGETICA

Relajado

SURGENCIA

Descuidado

 

MUCHA FUERZA DEL SUPEREGO

Escrupuloso

 

PARMIA

Emprendedor

 

PREMSIA

Sensibilidad blanda

 

PROPENSIÓN

Suspicaz

 

AUTIA

Imaginativo

 

ASTUCIA

Astuto

 

TENDENCIA A LA CULPABILIDAD

Aprensivo

 

RADICALISMO

Analítico-crítico

 

AUTOSUFICIENCIA

Autosuficiente

 

MUCHO CONTRO DE SU AUTOIMAGEN

Controlado

 

MUCHA TENSIÓN ENERGETICA

Tenso

Además de las 16 dimensiones primarias, cubre otro grupo de factores de segundo orden más amplios que se obtienen a partir de las puntuaciones típicas, decatipos, obtenidas en los factores de primer orden.

Factores de segundo orden                                                  Opuestos

QI       Ansiedad Baja (Ajuste)                                                  Ansiedad alta (Ansiedad)

QII       Introversión (Invia)                                                        Extraversión (Exvia)

QIII      Poca socialización controlada                                      Mucha socialización controlada

QIV      Pasividad (Dependencia)                                              Independencia (Agresividad)

APLICACIÓN

El 16PF fue diseñado para ser aplicado a sujetos de 16 años en adelante (Adolescentes y adultos)

Existen en la actualidad seis formas diferentes de aplicación:

La C y D están destinadas  a sujetos con una formación medio-baja. Se utiliza frecuentemente para la selección profesional. La prueba consta de 105 elementos y se requieren de 30 a 40 minutos de tiempo para completarlo.

La A y B están destinadas para personas con nivel de formación equivalente o superior al bachillerato. La prueba consta de 187 elementos y se requieren de 45 a 60 minutos de tiempo para completarlo

La E y F están proyectadas para adultos que presentan un déficit en su formación  o un nivel por debajo de lo normal. La prueba consta de 128 elementos y se requieren de 30 a 40 minutos de tiempo para completarlo

La principal diferencia entre las Formas A/B y las formas C/D es su longitud y el tiempo que se requiere para su aplicación.

NORMAS INTERPRETATIVAS

Las puntuaciones directas que se obtengan del cuestionario de personalidad, para que puedan ser evaluadas e interpretadas, deben convertirse a una escala común y única que sitúe la puntuación del sujeto en relación con las obtenidas por un grupo normativo y definido de la población. Las tablas construidas en la tipificación permiten la conversión de las puntuaciones típicas en decatipos.

Los decatipos se distribuyen sobre una escala de diez puntos. Así, pues,  los  decatipos 5 y 6 son valores medios, 4 Y 7 muestran una pequeña desviación de la media, 2 y 3,  y  8 y 9 indican una gran desviación,  y  1 y 10 son valores extremos., entendiendo estas posiciones como relativas a la población específica sobre la cual se realizó la tipificación.

La selección del baremo adecuado permite obtener los decatipos correspondientes a las puntuaciones directas alcanzadas por cualquier sujeto

FIABILIDAD Y VALIDEZ

El primer tipo de consistencia es la fiabilidad o la concordancia de los resultados a través del tiempo. La fiabilidad puede subdividirse en: 1) Coeficiente de permanencia o correlación test-retest en dos ocasiones distintas separadas por un pequeño intervalo de tiempo.; 2) Coeficiente de estabilidad o correlación test- retest con un intervalo de tiempo más largo.

El concepto de validez  exige la elección de los elementos que sean buenas medidas de los factores de personalidad tal como estos factores son definidos por los estudios de investigación. Este concepto de validez de las escalas puede evaluarse directamente correlacionando las puntuaciones directas con los factores puros o indirectamente determinando en qué grado las correlaciones obtenidas entre las escalas de 16PF Y un grupo de diversas  variables psicológicas, están de acuerdo con aquellas que se esperaría obtener a partir de criterios conceptuales.

VALORACIONES DE OTROS AUTORES

Según Anatasi, en la obra de Cattel (1946, 1957) se encuentra una aplicación algo distinta de los métodos factoriales para la elaboración de inventarios de personalidad. Cattel, empezó por reunir todos los nombres de rasgos de personalidad que aparecen en los diccionarios como el recopilado por Allpot Y Odbert (1936) o en la literatura psicológica o psiquiátrica.

BecKer, (1960) opina que algunas de las supuestas semejanzas en las descripciones de rasgos parecen forzadas y no demasiado convincentes

Anastasi: En la forma(C)  se da una alteración motivacional o clave de verificación. Debido a la brevedad de las escalas, las fiabilidades de las puntuaciones factoriales para cualquier forma sencilla suelen ser bajas. Incluso cuando se combinan dos formas.

Existe también alguna duda sobre la homogeneidad factorial de las escalas (Levonian, 1961). La información asequible sobre las muestras normativas y otros aspectos de la elaboración de los test es inadecuada. Los datos de valoración empírica incluyen promedios para varios grupos ocupacionales y síndromes psiquiátricos.

La homogeneidad y la pureza factorial son metas deseables en la elaboración de un test, pero no son  sustitutos de la validez empírica.