Estrategia Hipnoterapéutica en una Paciente Víctima de Abuso Sexual

Resumen

La violación sexual es uno de los hechos más traumáticos que puede vivir un ser humano. Las victimas suelen presentar sentimientos de culpa, baja autoestima, miedos, reminiscencia del hecho, etc. El presente estudio se realizó en la Clínica de Hipnosis Terapéutica del Hospital General V. I. Lenin con una paciente adulta que fue víctima de  abuso lascivo en su adolescencia. La misma acude a consulta por padecer pesadillas recurrentes de tipo persecutoria. Se realizaron cuatro sesiones de trabajo para disminuir la perturbación subjetiva asociada al elemento traumático (violación sexual en la pubertad) mediante la hipnosis. Como resultado de la terapia la paciente re encuadró la percepción hacia una forma más adaptativa, brindándole nuevos mecanismos de afrontamiento.

Palabras claves: Hipnosis, Psicoterapia, Abuso sexual, Recuerdo Traumatico 

Introducción

El abuso o maltrato de menores abarca toda forma de maltrato físico y/o emocional, abuso sexual, abandono o trato negligente, explotación comercial o de otro tipo, de la que resulte un daño real o potencial para la salud, la supervivencia, el desarrollo o la dignidad del niño en el contexto de una relación de responsabilidad, confianza o poder.(1) Si el victimario es un familiar, la situación se clasifica como incesto.

Las víctimas de abuso sexual infantil mantienen relaciones sexuales íntimas con adultos (manoseos, besos, caricias, penetración vaginal o anal, exhibicionismo, observar actos sexuales, pornografía, sexo transaccional, etc). Esta forma de violencia tiene una tendencia creciente, considerándosele un problema mundial complejo.

Aunque se ha identificado que las víctimas sexuales pueden ser de ambos sexos, el femenino suele ser el de mayor frecuencia tanto en las edades tempranas de la vida como en la adolescencia. Según los datos brindados por la Organización Mundial de la Salud (OMS), 40 millones de niños sufren violencia en todo el mundo.

Algunos autores señalan que las víctimas pueden sufrir alteraciones en el orden psicológico y biológico, como la ansiedad, depresión, desórdenes de personalidad, estrés postraumático, disfunciones sexuales, baja autoestima, pesadillas, consumo de sustancias y mayor morbilidad médica asociada a policonsulta.(1,2,3,4)

En el ámbito psicoterapéutico se considera efectiva a la hipnosis(5,6,7) para el manejo de ese tipo de experiencia traumática.

El Dr. Cobián Mena brinda uno de los conceptos más acabados sobre el método hipnótico refiriendo que “es un estado especial donde se puede con la palabra u otro estímulo siempre provocado por ella, crear un modo particular de accionar de la mente humana, capaz de variar – en función de las necesidades – la manifestación de los procesos volitivos para permitir la expresión plena de potencialidades cerebrales, que en estado de vigilia y por mecanismos neurofisiológicos defensivos, no se manifiestan de forma activa. Es un proceso natural creado en el hombre por sí mismo u otra persona, que implica siempre la actividad cerebral en su unidad y diversidad, lo que facilita principalmente operar bajo nuevas condiciones, aumentando la productividad neuronal  y psicológica, así como la eficacia de la respuesta somática ante las nuevas urgencias y necesidades del organismo”.(8)

Se entiende por estado especial o hipnótico a la “transformación de la conciencia en el momento en que pasamos  de  la  percepción  del  mundo  exterior  hacia  dentro  de  nosotros  mismos,  con  la intención  de  reflexionar  intensamente  sobre  algo (target),  de  manera  que  nos  encontramos totalmente concentrados en nuestros procesos internos y ya no somos capaces de percibir lo que nos rodea”.(8)

Mediante la hipnosis el paciente se apropia de nuevos recursos psicológicos o potencia los propios, permitiéndole reconceptualizar la experiencia vivida. Propiciándose cambios sustanciales en las esferas afectiva-cognitiva y por ende en el comportamiento. Esto se logra trabajando con el segundo sistema de señales, la palabra. Al hacerlo se van creando secuencias de pensamiento e imágenes que son las que modulan la conducta interna (celular) y externa.

Según el Dr. Saavedra, “la Hipnosis en términos generales está indicada para casi todas las condiciones emocionales, psicosomáticas o de salud física. Brindándole al que la utiliza, tanto junto a un hipnoterapeuta como en su propia autohipnosis, la oportunidad de entrar de forma directa en su inconsciente y manejar desde adentro sus desbalances y necesidades”.(8)

Al parecer el Sistema Nervioso Central tiene un mecanismo innato para metabolizar hacia una forma adaptativa y resolutiva las experiencias vividas. Cuando ocurre un suceso traumático el sistema de procesamiento de información se bloquea y el evento queda grabado en la red neural con las imágenes, creencias, emociones, sentimientos y sensaciones corporales que se vivenciaron en el hecho negativo.

Las experiencias de la vida, nuevas, sorprendentes e inesperadas pueden activar los “genes dependientes-de-actividad” importantes para la producción de proteínas, las que generan el crecimiento y las transformaciones de las conexiones sinápticas entre las neuronas que son descritas como “plasticidad cerebral”.(9) Esto se conoce como ciclo ultradiano, que no es más que el proceso durante el cual ocurren dichos cambios, durante un periodo que oscila entre 90-120 min de forma natural.

A través de la sesión hipnótica (90-120 min.) el paciente accede a los target vivenciando la desensibilización de la experiencia(s) traumática, experimentando y reorganizándola(s) de una forma diferente desde su perspectiva, reprocesándola y logrando un nuevo aprendizaje.

Caso clínico

A continuación se expone un estudio de caso, en el periodo comprendido entre diciembre del 2012 y enero del 2013 (cuatro sesiones). Aunque el proceso terapéutico se presenta por etapas o fases, en la praxis estas se entremezclan y muchas veces la distinción es un estrecho hilo divisor.

Etapa de "Diagnóstico y Táctica de Proceso":

Una mañana de Viernes llega a la Clínica de Hipnosis Terapéutica ubicada en el Hospital General Universitario V. I. Lenin de Holguín, una mujer de 26 años de edad, con una expresión facial de preocupación levemente camuflada en una conducta hacia mi persona comunicativa y afable, demandante de atención pues se sentía sin esperanza de lograr volver a dormir sin experimentar las pesadillas que desde hacía varios años venía padeciendo.

Ana (así la llamaremos para mantener en secreto su identidad) es una joven universitaria, casada, sin hijos, con creencia religiosa (pentecostal). Plantea que las pesadillas tienen un tema recurrente: un hombre la persigue para hacerle daño y cuando la alcanza ella despierta. Esto le hace sentir miedo e inseguridad. Por ello cree que es débil y miedosa. A continuación se utiliza la técnica “Floatback en Trance” (Regresión hipnótica a eventos previos) para identificar sucesos del pasado (target) que puedan asociarse a la vivencia cognitivo-afectiva-sensorial que le provocan las pesadillas. Entonces recuerda que fue violada a los doce años de edad y que aunque busca la ayuda de sus padres solo encuentra expresiones de violencia que le hicieron sentirse desvalida. Además reconoce sentir rechazo hacia su madre y que en ocasiones se muestra violenta hacia ella, el esposo e hijo.

Etapa "Contractual":

Después de explorar sus creencias y temores sobre la hipnosis y explicarle en que consiste el método, se da paso al contrato terapéutico, acordando trabajar sobre los target antes descritos. Se establece el día, la hora de consulta y el tiempo de duración de la sesión.

Etapa de “Reencuadre Experiencial Adaptativo”:

El reencuadre experiencial adaptativo de la paciente ocurre durante todo el  proceso terapéutico. La 1ra sesión se dedica a entrenar a la paciente en el aprendizaje de técnicas de autocontrol emocional. En la 2da sesión se inicia la implementación de la hipnosis realizándose la desensibilización del recuerdo sobre la experiencia asociada a la violación sexual. La siguiente sesión, al no identificarse feedback relacionados con el target anteriormente tratado, se dedica al reencuadre experiencial de las vivencias negativas de la paciente enmarcadas en el presente, pero con una visión temporal futura a través de la “técnica de la bola de cristal” para que Ana, mientras estaba en trance hipnótico, se visualizara sin los problemas en el futuro. La 4ta se centra en reforzar el logro alcanzado en las sesiones anteriores vivenciándolas en el contexto actual.

Fragmentos de la 2da sesión:      

Durante la rememoración en trance hipnótico de lo sucedido, al contarles a sus padres sobre la experiencia sexual traumática y ante las respuestas desadaptativas de estos hacia ella, comienza a experimentar una abreacción.

Técnicas utilizadas:

  • Símbolos: Objeto animado o inanimado con significado para la paciente. La paciente selecciona el corazón y una estrella como símbolos que encierran las sensaciones-emociones que su cuerpo necesita sentir y los recursos para enfrentar cualquier situación de la vida. Lo que vivencia negativo se representa en una roca. El corazón es presionado fuertemente desde arriba por la roca. Al sugerirle recuperarse en el lugar seguro (más adelante se explica), llenando su corazón con lo que el necesita para latir tranquilo y vigoroso para enfrentar cualquier evento. Al regresar a la situación anterior, cae una estrella sobre la roca y explota.  
  • Metáforas: asociadas a los símbolos antes descritos. “El corazón es vida, es fe, es amor, es fortaleza y con cada latido viaja un torrente de esperanza. Para apreciar la vida y vivir hay que sentirla con el corazón…”.

“Las estrellas al explotar renuevan el universo y crean nuevos mundos. Las estrellas guían en las noches, indican cuál es el camino llenando de claridad el firmamento y aunque en algún rincón sea de noche, en el instante más oscuro un canto indica que ya va a amanecer”. Un instante después nos señala que la roca ha desaparecido.

  • Musicoterapia: tema: “Recuento”. Autor e intérprete: Pablo Milanés acompañado al piano por Chucho Valdés.
  • Perspectiva del niño: añadir el tiempo presente y pensamientos del adulto. “has que la mujer de hoy  se comunique con la niña de aquel momento y le brinde la ayuda que necesite”.
  • Lugar seguro: lugar real o imaginario en el que siente seguridad y bienestar. “imagine que se encuentra en un lugar especial para usted… un lugar especial… especial… y mientras permanece en ese lugar escogido sabiamente por usted, no sé si ahora o en los próximos minutos comiences a experimentar las emociones y las sensaciones que necesitas sentir… fíjese… puede que ya las esté sintiendo… si es así, centre la atención en la(s) parte del cuerpo donde se reflejan y déjese llevar por ellas como si fuera un ave que vuela en la dirección del viento… permita que el viento la guíe y encuentre los recursos para enfrentar cualquier trama de la vida… es lo que su cuerpo necesita… disfrútelo… tómese todo el tiempo del mundo en el próximo minuto para hacerlo”. La paciente se visualiza abrazada por su esposo.

Y mientras permanece junto a él se combinan el lugar seguro con metáforas relacionadas, partiendo de la retroalimentación “permítase disfrutar este instante de lo eterno… disfrútelo… es lo que su cuerpo necesita… como el viajero que reposa bajo la sombra del frondoso árbol… como el viajero que descansa al ritmo de la brisa que es un cantar…”

Envuelta en las sensaciones y emociones que le provoca la situación, le cuenta por primera vez a su esposo sobre la violación sufrida y él, mientras la mantiene entre sus brazos, la escucha y lo olvida (deseo de la paciente). Al finalizar se ve disfrutando en compañía de la  familia. Señala sentir un gran alivio, como si se hubiese quitado un gran peso del cuerpo.

Durante el  seguimiento se evalúa si ha quedado algún recuerdo perturbador o si hay alguna situación presente que amerite alguna intervención.

La paciente mejora la relación de pareja y familiar. Tanto el recuerdo de la violación como los hechos colaterales han quedado enmarcados en el pasado de una forma más adaptativa y no se evidencian alteraciones emocionales. Ahora los hombres de sus sueños son solo personajes de fondo. Por lo que se decide dar alta dejando explícito la posibilidad de retornar siempre que lo desee.

Agradecimientos

Al maestro y amigo, Dr. Alberto Cobián Mena y colaboradores. Por darnos la posibilidad de crecer.

Al Centro Ericksoniano de México, especialmente a la Dra. Teresa Robles por su apoyo desinteresado.

A Joao Jorge Nogueira. Sus sugerencias han dado luz a nuestro camino.

Referencias bibliográficas

  1. Lúcia Ferreira, Ana; Martha Beltran; Carlos Montoya; et al: Maltrato infantil y abuso sexual en la niñez. OPS y OMS Regional. S/f.
  2. Vitriol G., Verónica; Myriam Vásquez; Ignacio Iturra L. y Carolina Muñoz R.: Diagnóstico y abordaje de secuelas por abuso sexual infantil, en tres mujeres consultantes a un servicio de salud mental de hospital general. Rev Chil Neuro-Psiquiat 2007; 45 (1): 20-28.
  3. Rincón G. Paulina, Félix Covas, et al: Estrés Postraumático en Niños y Adolescentes Abusados Sexualmente. Rev Chil Pediatr 2010; 81 (3): 234-240.
  4. Arredondo Ossandón, Valeria: Guía Básica de Prevención del Abuso Sexual Infantil. ONG Paicabí, 2002.
  5. Vallejo Samudio, Álvaro Roberto y Martha Isabel Córdoba Arévalo: Abuso sexual: tratamientos y atención. Revista de Psicología Vol. 30 (1), 2012.
  6. Mendoza, M. Elena y Antonio Capafons: Eficacia de la hipnosis clínica: Resumen de su evidencia empírica. Papeles del Psicólogo, 2009. Vol. 30(2), pp. 98-116. Disponible en: http://www.cop.es/papeles
  7. Cardeña, Etzel; José Maldonado; María José Galdón y David Spiegel: La hipnosis y los trastornos postraumáticos. anales de psicología 1999, vol . 15, nº 1,  147-155.
  8. Cobián Mena, A: Yo si creo en la hipnosis. Ed. Oriente, 2006.
  9. Peláez Mendoza, Jorge; Virginia Juncal Hernández: Abuso sexual en niñas y adolescentes. Experiencias de 10 años. Rev Cubana Obstet Ginecol v.35 n.1 Ciudad de la Habana ene.-mar. 2009.

Bibliografía

  • Algunos abordajes ericksonianos. Disponible en: http://www.cenerick.com.ar/def_hipnosis_e_hipnoterapia.htm
  • Asociación EMDR España: Entrevista a Francisca García. Entrevista publicada en la revista AR de Ana Rosa Quintana. Disponible en: www.emdr-madrid.com
  • Araoz, Daniel L.: La Nueva Hipnosis: Progreso en la Hipnoterapia.
  • Bandler, R. y J. Grinder: Modelos del trabajo hipnótico de Milton Erickson. S/f.
  • Dobbin, Alastair; Margaret Maxwell y Robert Elton: Un estudio comparativo de factibilidad  en el uso de auto-hipnosis en el tratamiento para la depres ión en el cuidado primario. Intl. Journal of Clinical and Experimental Hypnosis, 57(3): 293–318, 2009.
  • Fernanda Habigzang, Luísa; Fernanda Helena Stroeher; Roberta HatzenbergerI; et al: Grupoterapia cognitivo-comportamental para crianças e adolescentes vítimas de abuso sexual. Rev Saúde Pública 2009; 43(Supl. 1):70-8.
  • Gutiérrez, Rafael; Leticia Vega y Eva Maria Rodríguez: Problemas y dilemas éticos en la investigación de la explotación sexual comercial de niñas y niños. Salud Mental 2008;31:403-408.
  • Hipnosis. Trastornos del sexo en hipnosis. Disponible en: http://www.escuela.hipnosis.org.es/hipnosis_073.htm
  • Pacheco León, Mario: Psicoterapia ericksoniana. El legado de Milton H. Erickson a la Psicoterapia Actual. Instituto Milton H. Erickson de Santiago. 2002.
  • Pacheco León, Mario: Sistematización de la hipnosis ericksoniana. Instituto Milton H. Erickson de Santiago.
  • Pérez Hidalgo, Isidro: Hipnosis y Sistemas Afines. Hipnológica 1, 12-6, 2009. Disponible en: www.hipnologica.org
  • Rodríguez Sánchez, Pedro M. y María Rodríguez Rodríguez: Argumentación de la teoría científica: modo de funcionamiento subconsciente del cerebro en estado hipnótico. Disponible en: http://bvs.sld.cu/revistas/san/vol15_7_11/san13711.htm
  • Rodríguez Almada, H.: Evaluación médico-legal del abuso sexual infantil. Revisión y actualización. Cuad Med Forense 2010;16(1-2):99-108.
  • Ruiz  Díaz, Juan  C. y Guy  Santibáñez- Hidalgo: Definiendo la hipnosis desde la psicobiología: algunas líneas de desarrollo científico de los fenómenos hipnóticos. Cuad. Neuropsicol. Vol. 2 Nº 2; Noviembre 2008. Disponible en: www.neuropsicologia.cl 
  • Sainz de la Maza, V. T.; Ana I. Curcoy Barcenilla; et al: Abuso sexual infantil. Características de las consultas y manejo desde el servicio de urgencias. Emergencias 2008; 20: 173-178.
  • Shapiro, F, Eye Movement Desensitization and Reprocessing. Basic principles, protocols and procedures. New York, Guilford. 1997.
  • Shapiro, F, Lake, K. y Norcross, J. Desensibilización y Reprocesamiento por Movimientos Oculares (EMDR): un tratamiento integrador del trauma. Revista de Psicotrauma para Iberoamérica, vol 2 Nº3, Noviembre de 2003. pag. 4-10. Disponible en: www.psicotrauma.com.ar
  • Short, Dan: Estrategias psicoterapéuticas de Milthon Erickson. Alom Editores, S.A. de C.V.2006.