La Violencia en el Noviazgo?

Sombra de agresión

Se considera que en México hay violencia psicológica en el 77% de noviazgos. El abuso sexual y las lesiones físicas son el otro rostro de la relación de pareja. La violencia encubierta bajo el pretexto del “amor” en las relaciones de noviazgo es poco visible en México,pero no pasa desapercibida a nivel de círculos sociales,incluyendo los círculos de grupos sociales potentados. Sin embargo, 77% de 8 millones de jóvenes —hombres y mujeres de entre 15 y 25 años— ha padecido violencia psicológica por parte de su pareja; 17% ha enfrentado agresiones físicas, y 18% violencia sexual. Estos son los datos que arrojó una Encuesta Nacional de Violencia en las Relaciones de Noviazgo en 2011 y difundidos en algunos medios nacionales, encuesta en la que se identificó que las manifestaciones de violencia tienen un origen en el seno familiar y en la cultura de los estereotipos conque vivimos en este país, pero también en el consumo de alcohol, tabaco y drogas, que tiene efectos en la forma en que los jóvenes se relacionan sentimentalmente. Así lo ha revela el resultado de dicha encuesta del Instituto Mexicano de la Juventud (Imjuve),( instancia que solicitó la elaboración del estudio sobre un fenómeno que requiere con urgencia de políticas públicas para su atención en el país.) El Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI) realizó la encuesta, en la que se concluyó que en México “las relaciones de noviazgo que establecen las y los jóvenes de entre 15 y 25 años de edad mantienen expresiones de violencia de muy distintos tipos y en diferentes grados. Del sondeo resultaron tres tipos de agresión: física, psicológica y sexual. “La invisibilidad que rodea a la violencia en el noviazgo deriva en una falta de apoyos, tanto institucionales como familiares, para aquellos jóvenes que se ven involucrados en situaciones conflictivas con sus parejas, y que no saben cómo enfrentar o resolver”, refirió la encuesta del Imjuve.

Las diferencias de género son parte de esta violencia. En el sondeo se establece que 33% de los jóvenes que dijeron padecer violencia en el noviazgo buscaron la ayuda de sus amigos, quienes en muchas de las ocasiones se enfrentan a las mismas condiciones de agresión. Los golpes no son la única forma de este fenómeno. También aparecen el abuso emocional y el verbal, el maltrato y el menoscabo de la estima. En el país, en este porcentaje de 77% los jóvenes son víctimas de la violencia psicológica, y al parecer en otros países de centro y sud america los porcentajes son parecidos. Respecto a la violencia sexual, el documento dice que “las mujeres constituyen las dos terceras partes de las personas a las que han tratado de forzar —o que han forzado— a tener relaciones sexuales, y que tanto en una como en otra situación, la casa de la persona violentada ha sido el lugar de la agresión”. Del total de entrevistadas, 16.5% dijo haber sido víctima de una agresión de esta naturaleza.

El peso de la relación familiar. El estudio también permitió establecer que la subcultura de la violencia en el seno familiar es uno de los orígenes de la agresión que se vive en el noviazgo-aunque en mi concepto es solo una de las causas y no es la principal-: en 9% de los hogares donde los jóvenes encuestados vivieron su infancia, había golpes entre los padres; en 21.3% de las familias había insultos. También se encontró relación directa entre las adicciones al tabaco, al alcohol y a las drogas y la conducta violenta. De los jóvenes encuestados, 59.2% fumaba; 70% de los hombres comenzó a consumir alcohol entre los 15 y 19 años de edad, mientras que 72.8% de las mujeres comenzó a consumirlo a edades más tempranas.En México el alcoholismo en las mujeres es ya un problema grave y está asociado al relajamiento de la conducta sexual liguera. Para realizar el estudio se seleccionaron 7 millones 278 mil 236 jóvenes de 18 mil hogares del campo y de la ciudad, que estaban en el rango de edad y que eran solteros y sostenían una relación de noviazgo durante el último trimestre de 2011 (pues se detectó que otro 26% estaba casado o vivía en unión libre). La encuesta levantada por el Inegi dejó claro que “en general la violencia en el noviazgo tiende a pasar desapercibida, tanto por las instituciones como por los propios jóvenes”. El documento reveló que 15% de los jóvenes “han experimentado al menos un incidente de violencia física en la relación de noviazgo que tenían al momento de la encuesta”. Informó también que los varones también son víctimas de este tipo de agresiones, pues entre los entrevistados que aceptaron padecer este fenómeno en su relación amorosa, 46% fueron varones y 61.4% mujeres.