Como Mejorar la Autoestima

 

Aspectos en la vida tales como la Inseguridad, la Necesidad de Aprobación, la Insatisfacción Personal Crónica y la Dificultad para decir que No o Imponer Límites son algunas señales claras que indican que tenemos que mejorar la Autoestima.

Como Mejorar la Autoestima

La autoestima es un término que podría resumirse simplemente a en cómo nos vemos nosotros mismos. Expresa cuánto nos respetamos y nos queremos, y esto se refleja claramente en las situaciones y las decisiones que nos afectan a nosotros mismos.

La Autoayuda y el Desarrollo de la Autoestima

Lo primero que debemos hacer es autoanalizarnos para ver cómo está nuestra autoestima. Pregúntate a ti mismo lo siguiente:

¿Cómo te sientes ante la vida? ¿Crees que lo que haces te hace sentir bien? ¿Tu posición sobre las situaciones en general es positiva? ¿Estás contento/a contigo mismo/a?

Si la mayoría de respuestas son negativas, tenemos un claro indicio de que tu autoestima está dañada y que necesita ser trabajada a través de la autoayuda, es decir, un tratamiento que fundamentalmente dependerá su éxito o fracaso de ti mismo.

La baja autoestima nos afecta en todos los campos de la vida. Una persona que tiene una baja autoestima suele tomar malas decisiones para ella misma; en las relaciones amorosas, suelen estar con parejas que les tratan mal; en las relaciones personales, se rodean de “amigos” que no aportan nada y que se aprovechan de ellas; en el ámbito profesional, no evolucionan y no tienen confianza en su potencial, ni son lo suficientemente valientes como para probar algo nuevo y mejor... En definitiva, al primer obstáculo, se dan por vencidas.

El Origen del Problema

Generalmente los psicoterapeutas llegan a la conclusión de que el origen de los problemas de autoestima radican en primer lugar en la falta de conciencia y en la propia imagen distorsionada de sí mismos. En segundo lugar, estos problemas suelen estar originados en la falta de atención o reconocimiento por parte de los padres durante su infancia.

Síntomas de falta de autoestima

Un ejemplo muy claro de este problema es cuando nos comparamos y pedimos referencias a una tercera persona. Por ejemplo, una mujer que le pregunta a su amiga: “¿Estoy tan gorda como aquella chica?” Si no se tiene clara la imagen de sí mismo, estamos ante un indicio de falta de autoestima.

Dicho esto, los principales síntomas y las consecuencias de la falta de autoestima son:

  • Sensación de inseguridad. Generalmente, la persona tiene muchas incertidumbres y le cuesta tomar decisiones.
  • Poca o ninguna confianza en sí mismo. Muy poca o nula convicción de que se tiene la capacidad de hacer las cosas bien.
  • Autocrítica excesiva. Generalmente sólo se ve sus propios defectos y se ignora las cualidades.
  • Intolerancia a la frustración. Cuando estás frágil, quien te critica te mata. Valoras mucho más la opinión de otra persona que la tuya propia.
  • Tendencia a las relaciones destructivas.
  • Permisividad y dificultad para marcar límites. Se tiene miedo a desagradar a otros, por lo tanto, se permite hacer lo que se quiera.
  • Dificultad para aceptar elogios. Al costarle a la persona valorar las cosas buenas que hace, le cuesta aceptar los elogios.
  • Vulnerabilidad emocional muy grande, que conduce a la dependencia emocional.
  • Sentimiento crónico de insatisfacción. Nada es bueno y se siente una constante ansiedad y angustia con pensamientos pesimistas.
  • Sentimiento de inferioridad.
  • Necesidad de aprobación.

Cómo Mejorar la Autoestima

A pesar de que la falta de autoestima se construya durante la infancia y la adolescencia, puedes acudir a la autoayuda cualquier etapa de la vida. Hay muchos ejercicios que cambian la manera de pensar y te ayudan a mejorar y a prevenir los problemas de autoestima. Además de los tratamientos psicológicos, se ha probado la eficacia de los mejores libros de autoayuda a la hora de prevenir los problemas de autoestima (uno de los mejores es “El Poder del Ahora” de Tolle). Cuando intentamos cambiar nuestra forma de pensar, nuestra mente será como un ciclo: los pensamientos positivos harán que cambiemos nuestro estado de ánimo a mejor, y ese nuevo estado nos ayudará a mejorar la autoestima.

Alguno de los aspectos fundamentales que te ayudarán a resolver problemas de autoestima son los siguientes:

Analizar tu vida

¿Estás bien en el trabajo? ¿Eres feliz en tu relación de pareja ¿Cómo estás con tus amigos? ¿Estás satisfecho contigo mismo? Si la respuesta es no a la mayoría, tienes que empezar a moverte YA para cambiar esa situación.

El cambio no es inmediato

No puedes pretender cambiar tu vida de la noche a la mañana. De la misma manera que no has llegado a esa mala situación de repente, su solución requiere de algo de tiempo. Debes hacer poco a poco y gradualmente pequeños movimientos para favorecer el cambio.

Cuando nos damos cuenta de que estamos insatisfechos con nosotros mismos, tendemos a ser radicales e intentar hacer un cambio drástico abocándonos al fracaso.

Evita la autocrítica persistente.

Permítete cometer errores y trabaja en la aceptación del fracaso. Debes aceptar también que es imposible complacer a todos, que es inevitable y que forma parte de la vida.

Evitar criticar demasiado a los demás

Debes aprender a mirar las cualidades de los demás y no sólo sus defectos. Cuando nos fijamos en las cualidades de los demás, en cierta forma absorbemos parte de esa cualidad.

Escúchate a ti mismo.

Tienes que descubrir lo que realmente quieres. Intentar tratarte siempre con el mismo cuidado y cariño con que tratas a los demás.

Aprende a poner límites.

No permitas que los demás invadan tus derechos y tu espacio con el pretexto de complacer a los demás. No se trata de egoísmo, sino de autoprotección.

Realiza ejercicios para autoconocerte mejor.

Reconocer tanto tus defectos como tus cualidades y analizarlos en su conjunto te ayudará a conocerte mejor y saber cómo reaccionar ante los contratiempos y sopesar mejor tus posibilidades.