PSICOLOGIA DEL DEPORTE

Parte III: 5. De aquí en adelante

Por: Dr. Jorge G. Garzarelli
Universidad del Salvador (Argentina)

Volver al Indice

Como es inevitable que en el deporte competitivo se realizen comparaciones “standard”no solo con sus propias marcas, sino con la de sus otros colegas, la exigencia por la superación es una constante en el ámbito deportivo profesional.

Dependerá de como se implemente la competencia, esta tenderá a ser sana o enferma, entendiendo a esta última no solo en el campo del “doping” sino tambien en otras alteraciones físicas y psicològicas.El “doping” nunca debería haber entrado en el campo de “juego”, pero la naturaleza humana en su afan de superación, muchas veces acepta una “ayuda” extra que desvirtúa lo esencial en la estructura deportiva. En este caso el doping actúa en forma contraria a cualquier modo de conducta ética y sana.

Una persona no es una máquina al servicio de intereses espureos que tantas y repetidas y variadas veces encontramos dentro del ámbito deportivo. Al ser movilizado como tal, el cuerpo, el psiquismo y lo socio-espiritual del deportista pierde su capacidad de honestidad y nobleza. Cuantas veces se ha podido verificar que mediantes espcíficos “dopamientos” las conductas autoagresivas como las dirigidas hacia los otros ha aumentado considerablemente?

En este sentido la Federación Internacional de Medicina Deportiva sugiere que en el avance de la lucha antidoping se realizen todas las pruebas posibles dentro de la mayor cantidad de deportes.

El “doping” a esta altura es ya un problema social que presupone debe tener alguna solución. Deberán llevarse a cabo accciones preventivas por medio de información y educación en todos aquellos vinculados con el deporte desde la mas tierna infancia, asi también como profesores, medicos,psicólogos, sociólogos, deportólogos, entrenadores, dirigentes y publico en general deberían  ser constantemente recibir esta informacion. En general el tema del “doping” aparece en la “mass-media” solo cuando es un tema “atrayente” o vendible. También concurren a disminuir esta situación los controles que actualmente se realizan en los deportistas con el consiguiente efecto disuasivo en el consumo de este tipo de sustancias, control que se debería tambien realizar en el comercio de medicamentos no autorizados por los ministerios especificos.

Acciones sancionadoras que actuan en forma enérgica pero en forma justa y constante sobre la persona del deportista, contribuirán también en forma positiva si se redistribuyeran las mismas en el ámbito que las propicia.

El papel del terapeuta psicológico en todos los casos de “doping” es necesario ya que por medio de estos procesos el deportista conocería mas profundamente las causas que motivan este tipo de adicciones que no solamente estan vinculadas al deporte sino a aspectos personales que al igual que un iceberg muestran solo una parte del problema.

Bibliografia de consulta

  • Dosil Diaz, J. – Ciencias de la Actividad Física y del Deporte,Editorial Sintesis.España, 2003
  • Garzarelli, J. - Solo Tenis,Año III,Buenos Aires, 2005
  • Williams J. – Psicologìa aplicada al deporte, Biblioteca, Nueva,Madrid, 1991

Volver al Indice