Psicología Experimental: Diseños factoriales y diseños de caso único Recurso

DISEÑOS A-B-A

Este diseño se considera de reversión porque el tratamiento se introduce y luego se retira, también es llamado diseño de retirada. Este diseño gana en validez interna.

Después de medir la línea base fase A, se introduce un tratamiento fase B, y se produce un cambio en la variable dependiente, posteriormente se retira el tratamiento y se vuelve a producir un cambio en la medida de la variable dependiente se puede llegar a la conclusión de que el tratamiento es el causante de los cambios producidos en la variable dependiente.

La reintroducción de una línea base sirve para poder descartar el efecto de variables extrañas.

Este diseño nos permite controlar los efectos debidos a la reactividad ante la situación experimental y los debidos al paso del tiempo.

INCONVENIENTES:

Problemas de orden Ético en contextos clínicos.

La utilización de un diseño A-B-A requiere para poder establecer una relación de causalidad, que el tratamiento aplicado en la fase B se retire(antes de conseguir su total efectividad) a fin de que la conducta regrese a su estado inicial.

EXTENSIÓN DEL DISEÑO A-B-A:

En la investigación clínica no es frecuente su uso debido a problemas de tipo Ético.

> Siguiente: Diseños A-B-A-B y diseño de inversión