Psicología Online PIR Emoción y Motivación El Incentivo Como Concepto Motivacional

Psicología Básica: Introducción a la Psicología de la Motivación

El Incentivo Como Concepto Motivacional

El impulso es algo interno. El incentivo es algo externo al organismo. Los incentivos pueden ser objetos, condiciones o estímulos externos, tanto positivos como negativos.

Los incentivos cumplen dos funciones básicas:

  • 1. Una función de acercamiento o alejamiento del incentivo.
  • 2. Una función de creación de un estado de excitación en el individuo que le empuja a la acción. Semejante al producido en el caso del impulso. Ahora la excitación es producida por el incentivo en lugar de deberse a la privación.

Zeaman (1949) entrenó a grupos de ratas a correr por un laberinto recto después de un periodo de privación de comida.

La variable dependiente que utilizó fue la latencia o tiempo necesario para la carrera. Lo importante fue la cantidad de recompensa alimenticia.

Utilizó dos condiciones de recompensa. Un grupo de ratas cuando llegó a la meta encontró una recompensa consistente en 2.4 gramos de alimento mientras que el otro grupo encontró una recompensa de sólo 0.05 gramos.

Después de un número de ensayos la latencia de los dos grupos se estabilizó, llegó a su valor asintótico. La cantidad del incentivo influye significativamente en la conducta.

Zeaman invirtió la cantidad de comida después de un cierto número de ensayos. El cambio de incentivos produce un cambio significativo en la ejecución de la conducta de correr.

Las personas también se mueven por incentivos.

> Siguiente: El Papel del Refuerzo