2.4.9. Aplicaciones de ACT

ACT ha sido implementada con un amplio número de problemas psicológicos y con adultos y adolescentes que muestran una capacidad verbal normal, dado su carácter de terapia verbal. Sin embargo, la ACT se ha considerado especialmente apropiada para el tratamiento de las dificultades psicológicas donde es posible la evitación emocional (como, por ejemplo, los trastornos por ansiedad), ya que ayuda a los clientes a vivenciar, aceptar y comprometerse con las reacciones emocionales que siempre han evitado y rechazado.

Bajo el anterior presupuesto, Carrascoso (1999) implementó la ACT con una persona que presentaba trastorno de angustia con agorafobia y Luciano y Gutiérrez (2001) la utilizaron para el tratamiento de una persona con trastornos de ansiedad. López (1999), por su parte, la utilizó para el tratamiento de una persona con desorden de pánico con agorafobia, mientras que Zaldívar y Hernández la utilizaron en un caso de agorafobia. Huerta, Gómez, Molina y Luciano (1998), finalmente, la implementaron en un caso de ansiedad generalizada. Zettle (2003), en la misma línea, trató individualmente a 24 universitarios que presentaban ansiedad ante las matemáticas, con ACT en unos casos y con desensibilización sistemática, en otros. Los dos tratamientos mostraron reducciones en una prueba de ansiedad y en mediciones de autoinforme, ganancias que se mantuvieron a los dos meses, según las medidas de seguimiento realizadas. Bach y Hayes (2002), por otra parte, asignaron aleatoriamente a 80 pacientes hospitalizados con rasgos psicóticos positivos, en un tratamiento con ACT a un tratamiento estándar o a una combinación de estas dos intervenciones, mostrando los pacientes tratados con ACT una tasa de rehospitalización equivalente a la mitad de la alcanzada por los pacientes que recibieron el tratamiento estándar, a los cuatro meses de haberse realizado el tratamiento. Paul, Marx y Orsillo (1999) mientras tanto, trataron durante 12 con resultados positivos por la Corte, tanto con ACT como con la psicoterapia analítico funcional, mientras que Bond y Bunce (2000) compararon la ACT con un tratamiento conductual estándar para reducir el estrés y la ansiedad en el lugar de trabajo ,mostrando la primera opción mayores resultados que la segunda.Por último,otras problemáticas tratadas con ACT o con sus componentes principales son: abuso de bebidas alcohólicas, duelo complicado, depresión, síntomas psicóticos, y la conducta sexual de alto riesgo en los adolescentes.

Página 36