Ciclotimia, cambios bruscos de humor - ¿a qué se deben?

Ciclotimia, cambios bruscos de humor - ¿a qué se deben?

Tener cambios de humor es algo normal, ya que aunque podamos mantener estable nuestro estado de ánimo, factores sociales, laborales e incluso hormonales, en el caso de las mujeres, pueden causar oscilaciones del estado de ánimo que nos hagan pasar de la alegría al llanto en poco tiempo. No obstante, pasado un breve periodo de tiempo, recuperaremos el equilibrio anímico que teníamos antes del suceso.

Sin embargo, existen personas que sufren cambios en el estado de ánimo constantemente y de forma brusca, pasando de la euforia a la depresión en un mínimo periodo de tiempo, aunque sin llegar a sufrir una depresión mayor ni un trastorno bipolar. Estas personas padecen de ciclotimia, un trastorno del estado de ánimo crónico con variaciones de episodios hipomaníacos y depresivos leves. Ni los síntomas hipomaníacos ni los depresivos son lo suficiente graves como para que llegue a considerarse que la persona sufre de un episodio maníaco o depresivo mayor. En este artículo de Psicología-Online, explicamos con detalle qué es la ciclotimia, a qué se deben los cambios bruscos de humor, así como sus síntomas y tratamiento.

Causas de la ciclotimia: ¿a qué se deben los cambios bruscos de humor?

De la misma forma que ocurre con otros trastornos de salud mental, las causas de la ciclotimia son desconocidas. No obstante, los especialistas señalan ciertos factores como predisponentes a desarrollar este trastorno o que aumentan las probabilidades de sufrirlo. Estos son los que mostramos a continuación:

  • Factores genéticos: se ha observado que las personas que tienen antecedentes familiares de ciclotimia, depresión mayor o trastorno bipolar tienen un mayor riesgo de sufrirla.
  • Factores ambientales: hay ciertos acontecimientos de la vida que pueden influir en el desarrollo de ciclotimia, entre ellos, encontramos los acontecimientos traumáticos, como podrían ser los abusos físicos o sexuales.
  • Procesos bioquímicos del cuerpo: cambios en la química del cerebro.
  • Pasar por periodos prolongados de estrés.

Síntomas de la ciclotimia

Ahora que sabemos a qué se deben los cambios bruscos de humor, veamos cuáles son los síntomas de la ciclotimia. En base a lo que establece la Asociación Psiquiátrica Americana (APA), para que una persona sea diagnosticada de trastorno ciclotímico debe presentar lo siguiente:

  • Períodos con síntomas hipomaníacos (estado de ánimo elevado) y períodos de síntomas depresivos leves o moderados durante al menos un año en caso de niños y adolescentes y dos años en adultos.
  • Tanto los síntomas hipomaníacos como los depresivos deben presentarse al menos la mitad del tiempo de esos dos años sin que pasen más de dos mese seguidos sin presentar esos signos.
  • No se presentan signos o síntomas que cumplan con depresión mayor o episodio único de hipomanía.
  • Se han descartado que otros trastornos mentales sean los causantes de dichos síntomas, como la esquizofrenia, el trastorno delirante o el trastorno esquizoafectivo.
  • La manifestación de los síntomas de la ciclotimia no se deben al consumo de fármacos u otras sustancias, así como tampoco a otro tipo de condiciones médicas.
  • Los síntomas de la ciclotimia influyen negativamente en el ámbito social, laboral y personal del afectado.

Síntomas hipomaníacos

Los episodios hipomaníacos se caracterizan por presentar un estado de euforia y exaltación, además de síntomas como los siguientes:

  • Presencia de mucha energía e importante aumento de la actividad.
  • Reducción de la necesidad de dormir y alteraciones en el sueño.
  • Gran predisposición a desempeñar actividades y a tener relaciones sociales.
  • Hablar más de lo normal.
  • Autoestima aumentada o inflada.
  • Optimismo exacerbado y sensación exagerada de bienestar y felicidad.
  • Agitación psicomotora.
  • Dificultades para concentrarse y facilidad para distraerse.
  • Hiperactividad.
  • Reacciones exageradas ante el suceso de los acontecimientos.
  • Búsqueda constante de emociones fuertes.
  • Mayor impulsividad.
  • Mayor irresponsabilidad.

Síntomas depresivos

En el trastorno ciclotímico, los episodios depresivos se caracterizan por un estado de ánimo u humor depresivo, además de síntomas como los siguientes:

  • Falta de energía y reducción de la actividad.
  • Problemas de sueño, como insomnio.
  • Aislamiento y disminución de las relaciones sociales.
  • Pérdida de interés por realizar las diferentes actividades diarias.
  • Reducción del apetito.
  • Baja autoestima.
  • Pensamientos negativos sobre uno mismo y sobre las personas que están a su alrededor.
  • Sentimientos de tristeza y desesperanza.
  • Ganas de llorar continuas sin motivo.
  • Irritabilidad.
  • Sentimientos de culpabilidad.
  • Problemas para concentrarse.
  • Falta de motivación.
  • Soledad.

Tratamiento de la ciclotimia

El tratamiento de la ciclotimia tiene como principales objetivos lo siguiente:

  • Reducir el riesgo de que derive en un trastorno bipolar I o II más adelante.
  • Disminuir la sintomatología para poder disfrutar de una mejor calidad de vida.
  • Evitar que los síntomas sean recurrentes.
  • Tratar posibles problemas de alcoholismo o consumo de drogas, ya que estos empeoran los síntomas de la ciclotimia.

Para ello, los especialistas recomiendan la combinación del tratamiento farmacológico con la psicoterapia:

  • Medicamentos: se suele recetar el consumo de fármacos utilizados en el tratamiento del trastorno bipolar para aliviar los síntomas y evitar que vuelvan a aparecer con frecuencia. Se pueden recomendar antpsicóticos y anticonvulsivos, como el litio y la quetiapina. En este caso, no se ha demostrado que los antidepresivos sean eficaces para tratar la ciclotimia con éxito.
  • Psicoterapia: se pueden llevar a cabo varias terapias psicológicas. Las que ofrecen mejores resultados son la terapia cognitiva-conductual, la terapia interpersonal y de ritmo social y la terapia racional emotiva.

Además del tratamiento médico, como en cualquier otro tipo de dolencia, es necesario el apoyo y la comprensión de la familia y el entorno para que el afectada consiga superarla.

Este artículo es meramente informativo, en Psicología-Online no tenemos facultad para hacer un diagnóstico ni recomendar un tratamiento. Te invitamos a acudir a un psicólogo para que trate tu caso en particular.

Si deseas leer más artículos parecidos a Ciclotimia, cambios bruscos de humor - ¿a qué se deben?, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Psicología clínica.