Compartir

Consejos para estudiar en casa

 
Por Sonia Silgado. Actualizado: 3 enero 2021
Consejos para estudiar en casa

Si has llegado hasta aquí es porque seguramente a veces te resulta complicado estudiar, ya sea porque en tu casa hay mucho ruido o muchas interrupciones, porque no logras concentrarte o porque no encuentras la motivación. Las tareas se te acumulan y acabas la noche previa al examen estudiando de madrugada sin poder descansar lo que necesitas antes de un examen.

En muchas ocasiones, pasarás horas frente a los libros o los apuntes y, sin embargo, apenas conseguirás aprender nada en esas horas por lo que te desmotivas al sentir que estás desperdiciando el tiempo y siendo poco eficaz. ¿Te gustaría saber cómo estudiar rápido y bien en casa? En este artículo de Psicología-Online, te ofrecemos 11 consejos para estudiar en casa.

También te puede interesar: No sé qué estudiar: ¿qué hago?

Cuida el ambiente

Para estudiar desde casa es importante cuidar el ambiente de estudio. Si el lugar en el que vives es ruidoso o no tienes intimidad quizá deberías intentar ir a una biblioteca. Es importante que el lugar en el que estudiamos tenga el menor número de distracciones posibles. Por ejemplo, si hay ruido nos distraemos escuchando ese ruido, si hace demasiado frío o calor nos acabamos centrando en lo incómodos que estamos, etc.

Por otro lado, también es importante tener una buena iluminación para no tener fatiga visual y una buena postura corporal para no causarnos ningún dolor en la espalda o cuello.

Planificación

¿Cómo organizarse para estudiar en casa? Es importante tener una buena planificación. Esta debe de ser realista y flexible, ya que es normal que aparezcan imprevistos. A la hora de planificar los estudios hay que tener en cuenta los siguientes factores:

  • Las asignaturas: tener las más difíciles al principio. Asimismo, se debe evitar estudiar dos asignaturas seguidas que interfieran entre sí, como dos idiomas.
  • Tiempo: establecer un mínimo y un máximo de tiempo. Se trata de estudiar lo máximo posible en la menor cantidad de tiempo que se pueda.
  • Descansos: cada hora descansar unos cinco minutos, ni más, ni menos.

En este artículo, verás diferentes técnicas de estudio para mejorar la capacidad de aprendizaje.

Lee

¿Cómo estudiar en casa? Lee lo que tengas que estudiarte. Cuando empieces, haz una lectura general de lo que tienes que aprender. Esto te servirá para hacerte una idea general de en lo que consiste el temario y verlo de forma global para entender cómo se conectan los distintos apartados entre sí.

Tómate tu tiempo para hacerlo. Aunque no sea una lectura en profundidad debes concentrarte y entender bien los conceptos principales. Además, como complemento, puedes anotar al lado de cada apartado en qué consiste, por ejemplo, la "definición de X".

Prueba a hacer resúmenes y esquemas

Otra de las recomendaciones para estudiar en casa es hacer resúmenes y esquemas para sintetizar la información. Además, en el momento en el que lo haces no estás memorizando la información, sino que la estás comprendiendo y, por tanto, aprendiendo.

Una vez realizados te será mucho más rápido estudiar. Los esquemas sirven como fuente de repaso de la información. Al verlos se activan los conocimientos que tenías almacenados. Por ello, son ideales para los momentos previos al examen.

Interpreta

Si hablamos de consejos para estudiar en casa, es importante que cuando estudies no te dediques simplemente a memorizar. Intenta comprender lo que estás estudiando, relaciona conceptos entre sí y búscales un sentido. De este modo la información no solo se almacenará más fácilmente, sino que, además, permanecerá en tu cerebro durante más tiempo que si simplemente la hubieras almacenado.

Dentro de esta interpretación también podríamos tener en cuenta que compares elementos entre sí con el fin de obtener sus semejanzas y diferencias.

Elaboración y organización

Seguimos con más consejos para estudiar en casa. Si sientes que una materia en concreto se te está haciendo muy costosa puedes dividir la tarea en partes más simples. En primer lugar, separa las tareas simples de las complejas. Por ejemplo, aprender el vocabulario de inglés es una tarea simple mientras que las complejas son aquellas en las que necesitas reflexionar, hacer resúmenes, esquemas, etc.

En segundo lugar, establece pasos en tu jornada de estudios. Un primer paso sería subrayar los conceptos importantes. Una vez terminado ese paso deberás ir al siguiente que podría ser elaborar un esquema con dichos conceptos subrayados. No es necesario realizar todos los pasos en un día.

Autoevalúate

Es muy bueno hacerse autoexámenes para verificar qué información hemos logrado comprender y retener y qué información no. Además, es una forma de asegurarte que escribes bien cada palabra sin cometer ninguna falta de ortografía. Una forma de autoevaluarte, por ejemplo, es pedirle a alguien que te haga preguntas aleatorias sobre la lección. De esta forma no tienes que perder demasiado tiempo escribiendo en materias con mucha teoría.

Evita las tentaciones

Una de las reglas para estudiar en casa es procurar no tener el móvil a mano ni la televisión encendida. Permítete mirar el teléfono cada hora de forma que así te aseguras de no hacerlo todo el tiempo. Por otra parte, puede ser muy útil emplear tapones para así evitar distraerte con ruidos externos.

Como hemos visto, hay diferentes ventajas y desventajas de estudiar en casa. Las tentaciones pueden ser un problema si no se controlan. Si sientes que tu fuente de distracción es un problema que tienes trata de resolverlo antes de estudiar. Si no es posible, recuérdate que puedes resolverlo más tarde.

Hábitos

¿Cómo concentrarse para estudiar en casa? Lógicamente si no has dormido bien o tienes el estómago lleno y pesado por haber comido mucho te costará más concentrarte. Además, es importante realizar una actividad física para que puedas mover el cuerpo tras muchas horas sentado/a.

Lo mejor para lograr estudiar rápido y bien es ponerte un horario para estudiar en casa. No té olvides que hay que despejar la mente y darle un respiro. Procura que en cada día haya un tiempo de desconexión y de ocio, ya sea viendo una serie o viendo a algunos amigos. Llega un momento que la mente está fatigada por lo que es mejor que tenga tiempo para recargarse. Además, descansar ayuda a la motivación en el estudio. Descubre la teoría de la motivación humana de Maslow.

Cuida tus pensamientos

Uno de los consejos para estudiar en casa que no puede faltar es el de cuidar de tus pensamientos. Te va a costar mucho más concentrarte para estudiar si de forma constante te repites que vas a suspender, que no te da tiempo, que es muy difícil lo que estudias o que te da pereza. Intenta repetirte mensajes motivadores y positivos a ti mismo/a.

Una forma de hacerlo puede ser colocarte post-it en tu zona de estudio con mensajes motivadores como, por ejemplo, "tú puedes" o "ya falta menos". La idea es que lo hagas pensando en que le dirías a alguien importante de tu vida si fuera esa persona la que estuviera estudiando en casa.

Haz relajaciones

Si a medida que se acerca el examen los nervios te pueden, intenta realizar técnicas de relajación. En este artículo, te mostramos 9 técnicas de relajación para el estrés. Estas pueden ayudarte a aumentar la capacidad de concentración. Un ejemplo de las relajaciones es realizar respiraciones lentas y profundas y focalizar tu atención en cómo son esas respiraciones, cómo se te estira el estómago, cómo es la temperatura del aire que entra, etc.

Además, si te preguntas cómo ayudar a los niños a estudiar en casa, las técnicas de relajación son una herramienta que te ayudará a la hora de realizar con ellos las tareas más difíciles.

Este artículo es meramente informativo, en Psicología-Online no tenemos facultad para hacer un diagnóstico ni recomendar un tratamiento. Te invitamos a acudir a un psicólogo para que trate tu caso en particular.

Si deseas leer más artículos parecidos a Consejos para estudiar en casa, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Crecimiento personal y autoayuda.

Bibliografía
  • Villota, M. F. E., Escobar, M. F., & Velásquez, F. G. (2015). Una revisión general a los hábitos y técnicas de estudio en el ámbito universitario. Psicogente, 18(33), 166-187.

Escribir comentario

¿Qué te ha parecido el artículo?

Consejos para estudiar en casa
Consejos para estudiar en casa

Volver arriba