Compartir

Crisis de ausencia en niños: causas, síntomas, consecuencias y tratamiento

 
Por Marta Menéndez. 28 junio 2018
Crisis de ausencia en niños: causas, síntomas, consecuencias y tratamiento

Las crisis de ausencia son episodios repentinos en los que se produce una pérdida de consciencia con algunas características que pueden durar entre 10 y 20 segundos. Son más comunes en niños que en adultos. Normalmente, los niños que tienen crisis de ausencia suelen dejar de tenerlas durante su adolescencia, pero también pueden durar hasta la edad adulta. Suelen comenzar en niños entre 4 y 12 años.

Los niños con crisis de ausencia suelen también sufrir otros tipos de crisis, que pueden provocar cierto debilitamiento y espasmos musculares. En este artículo de Psicología-Online, te explicamos todo lo que debes saber sobre las crisis de ausencia en niños: causas, síntomas, consecuencias y tratamiento.

También te puede interesar: Tipos de psicosis infantil y sus causas

Síntomas de crisis de ausencia en niños

Cuando vemos a niños que sufren crisis de ausencia puede parecer que están idos, soñando o en su mundo. Otros síntomas pueden ser:

  • Niños que tienen una crisis de ausencia detienen su actividad y luego la retoman cuando la crisis ha cesado sin saber que la crisis ha ocurrido, es decir, continúan como si nada hubiera pasado.
  • Aleteo de párpados
  • Movimientos con la boca como chasquidos o mascar
  • Quietud
Crisis de ausencia en niños: causas, síntomas, consecuencias y tratamiento - Síntomas de crisis de ausencia en niños

Causas del ensimismamiento en niños

Algunos expertos creen que las crisis de ausencia se producen por una actividad eléctrica anormal en el cerebro del niño. Estas irregularidades cambian las transmisiones eléctricas de las neuronas y pueden provocar la repetición de las señales. Los episodios de crisis de ausencia también pueden ocurrir debido a hiperventilación (respiración rápida) o luces intermitentes.

Las crisis de ausencia son hereditarias. Muchos niños con crisis de ausencia tienen una historia familiar con el mismo tipo de crisis. Niños que tienen algún hermano con crisis de ausencia tienen más probabilidades de presentarlas ellos también.

¿Se curan las ausencias infantiles?

Las crisis de ausencia suelen tener buen pronóstico, pero requieren de un tratamiento. En función de la gravedad de las crisis de ausencia, el especialista valorará la dosis y qué tipo de medicamento prescribir:

  • Etosuximida: es el fármaco más común para las crisis de ausencia
  • Acido valproico: puede usarse en niños en algunos casos
  • Lamotriginia: no es muy efectivo para las crisis de ausencia, pero a veces se receta porque tiene menos efectos secundarios. Otros medicamentos pueden ser Acetazolamida, Clonazepam y Epilim.
Crisis de ausencia en niños: causas, síntomas, consecuencias y tratamiento - ¿Se curan las ausencias infantiles?

¿Qué puedo hacer si mi hijo presenta crisis de ausencia?

Muchos niños dejan de tener crisis de ausencia cuando se hacen mayores, pero tienen más probabilidad de presentar otro tipo de crisis. Aproximadamente el 10% de niños con crisis de ausencia sufren otro tipo de crisis en su adolescencia. Algunos niños con estas crisis pueden desarrollar problemas de conducta, dificultades de aprendizaje o aislamiento escolar.

Por esto es importante que los padres puedan ayudar a sus hijos a manejar las crisis, algunos consejos que pueden ayudarte:

  • Habla con sus profesores para ayudarles a entender lo que le ocurre a tu hijo y así plantear los pasos a dar para controlar las posibles crisis de ausencia que puedan suceder durante las horas escolares
  • Cambios en el estilo de vida como sueño adecuado, realizar actividades físicas, dieta saludable y estar al aire libre también pueden ayudarle. El estrés y la falta de sueño podrían ser desencadenantes de las crisis.
  • Si tu hijo está teniendo una crisis de ausencia no debes gritar, él no puede oírte
  • Si no estás segura de si está teniendo una crisis o simplemente está despistado, tócale suavemente para comprobarlo
  • Durante la crisis no hay nada más que hacer

Las crisis de ausencia pueden complicar la vida del niño por su aparición repentina, pero con estos cambios en el estilo de vida y la medicación, es posible llevarlo mejor.

Crisis de ausencia en niños: consecuencias

Las crisis de ausencia tienen un impacto significativo en la calidad de vida del niño, sobre todo en casos en los que los niños tienen otros trastornos del desarrollo. El episodio de inconsciencia puede ocurrir en cualquier momento y generalmente sin previo aviso.

Los niños afectados deben tomar precauciones para evitar lesiones durante las crisis y a veces tampoco pueden realizar actividades que los pondrían en riesgo en el caso de que se produjera una crisis (por ejemplo, subir a sitios altos, nadar sin supervisión o andar en bicicleta por sitios concurridos). Con frecuencia, los profesores y cuidadores de la escuela son los primeros en notar los episodios recurrentes de las crisis de ausencia y el tratamiento generalmente se inicia debido al impacto negativo sobre el aprendizaje. En general, una crisis de ausencia no es dañina a no ser que se produzca una lesión al caer, se desarrolle un estado epiléptico o algún otro tipo de trastorno de la conciencia.

Este artículo es meramente informativo, en Psicología-Online no tenemos facultad para hacer un diagnóstico ni recomendar un tratamiento. Te invitamos a acudir a un psicólogo para que trate tu caso en particular.

Si deseas leer más artículos parecidos a Crisis de ausencia en niños: causas, síntomas, consecuencias y tratamiento, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Trastornos neurológicos.

Escribir comentario sobre Crisis de ausencia en niños: causas, síntomas, consecuencias y tratamiento

¿Qué te ha parecido el artículo?

Crisis de ausencia en niños: causas, síntomas, consecuencias y tratamiento
1 de 3
Crisis de ausencia en niños: causas, síntomas, consecuencias y tratamiento

Volver arriba