Compartir

Qué es la disfasia: definición, tipos, causas y tratamiento

 
Por Nerea Babarro Rodríguez. 20 marzo 2019
Qué es la disfasia: definición, tipos, causas y tratamiento

Las personas que padecen disfasia acostumbran a mostrar dificultades de comprensión y expresión del lenguaje. Además, no sólo adquieren el lenguaje tardíamente sino que lo hacen de forma incorrecta por lo que se refiere a la fonética, a la estructura o al contenido. ¿Quieres saber más sobre la disfasia? Entonces no dudes en seguir leyendo este artículo de Psicología-Online: qué es la disfasia: definición, tipos, causas y tratamiento.

Definición de disfasia

La disfasia o también llamado trastorno específico del lenguaje se define como una alteración en el desarrollo del lenguaje que se da sin verse afectados los demás factores evolutivos. Se trata de una alteración en el lenguaje que se manifiesta desde el inicio del desarrollo lingüístico, que aparece con retraso y afecta a la persona de forma duradera ya sea con menor o mayor gravedad. Así pues, se considera una dificultad innata de la persona. Además, la disfasia se considera una afectación específica del lenguaje ya que no se justifica por ningún déficit sensorial, motriz, intelectual o socioemocional, sino que es un trastorno único y exclusivo del procesamiento del lenguaje. Es necesario diferenciarla de la dislexia y de la disatria.

A pesar de que la disfasia sea una afectación específica del lenguaje, también puede coexistir con otros trastornos, como por ejemplo, con discapacidad intelectual, trastorno del espectro autista, entre otros. Por lo que es importante diferenciar el origen de las variables que afectan a la persona, es decir, diferenciar los aspectos y dificultades estrictamente lingüísticas de las demás variables que son debidas a otro trastorno distinto a la disfasia.

Las personas que padecen disfasia, como consecuencia de las afectaciones del trastorno, no solo presentan dificultades en el lenguaje, sino que también muestran afectadas sus capacidades de relacionarse, de atención y de comportamiento. Así pues, las personas con disfasia presentaran características como las siguientes:

  • Dificultad para relacionarse con sus compañeros.
  • Aislamiento. La misma persona decide aislarse o sus compañeros le aíslan.
  • Disminución de la atención para trabajar.
  • Otra característica de las personas con disfasia es que acostumbran a ser repetitivas en sus hábitos.
  • Dificultad para adquirir conocimientos.
  • Dificultades para la comprensión de espacio y tiempo.
  • Otra característica de las personas que padecen disfasia es que presentan mayores complicaciones cognitivas en comparación con las personas que no padecen disfasia.

Tipos de disfasia

Se pueden diferenciar tres tipos de disfasia:

  • Disfasia motriz o expresiva: las personas que padecen este tipo de disfasia muestran un buen nivel de comprensión pero, al mismo tiempo, presentan una destacada dificultad para poder imitar los sonidos de fonemas y palabras, y poseen un lenguaje espontáneo pobre y escaso.
  • Disfasia sensorial o receptiva: este tipo de disfasia se caracteriza por la presencia de dificultades en las asociaciones verbales, en la interpretación del lenguaje ambiental (por ejemplo, dificultad para interpretar las sensaciones que nos dan los colores claros en una habitación) y en la evocación verbal de objetos (dificultad para recordar el nombre de los objetos, por ejemplo, cuando se dice “lo tenía en la punta de la lengua” nos referimos a que nos ha resultado difícil recordar el nombre de un objeto determinado).
  • Disfasia mixta: esta disfasia se refiere al conjunto de síntomas motores y sensoriales que se muestran afectados, es decir, incluye las dificultades de los dos tipos de disfasias anteriores.

Causas de la disfasia

La disfasia tener diferentes origenes. Las causas de la disfasia que podemos encontrar son:

  • Traumatismos o golpes en determinadas zonas del cerebro.
  • Tumor cerebral.
  • Causas de la disfasia originadas en el momento del parto (por ejemplo, falta de oxígeno al nacer, traumatismos cerebrales en el parto, entre otros).
  • Enfermedades infecciosas que afectan al cerebro.
  • Factores genéticos y hereditarios.
  • Otra de las causas de la disfasia son las alteraciones en los órganos que intervienen en la emisión del lenguaje.
  • Causas ambientales: se refieren a la influencia negativa en el desarrollo emocional y afectivo por parte del entorno familiar, social, cultural y natural de la persona.

Tratamiento de la disfasia

No existe un único modelo de tratamiento para la disfasia o trastorno específico del lenguaje ya que cada persona es distinta y, por lo tanto, presenta distintas dificultades y necesidades. Por esta razón, es recomendable adaptar el tratamiento a la edad del paciente y a sus características individuales. Pero sí que existe un modelo habitual constituido por tres niveles, los cuales deben ser adaptados a la persona y, por lo tanto, no habrá dos iguales. A continuación, se describen los tres niveles del tratamiento de la disfasia:

  1. El primer nivel es el denominado “estimulación reforzada”, que consiste en presentarle al paciente estímulos comunicativos y verbales naturales en contextos reales y facilitadores, en los que el paciente pueda poner en práctica las estrategias implicadas en el uso del lenguaje. De este modo, se pretende aumentar la estabilidad de los estímulos y estrategias y, también, aumentar la intensidad de las interacciones que el paciente establece con otras personas.
  2. El segundo nivel hacer referencia a la llamada “reestructuración del lenguaje”, donde se pretenden modificar todos los aspectos de la comunicación y del lenguaje con la finalidad de facilitar su desarrollo. En este nivel, se propone introducir métodos que puedan aumentar la facilidad de la comunicación, como por ejemplo, añadir información visual, táctil o motriz, además del componente acústico del habla.
  3. Finalmente, el tercer nivel del tratamiento de la disfasia se caracteriza por la introducción de un sistema alternativo de comunicación, en los casos en que la comunicación verbal no sea posible o se encuentre muy limitada. En algunos casos, esta sería la solución definitiva, aunque en la mayoría de los casos este sistema alternativo termina transformándose en un sistema que aumenta el desarrollo de la capacidad comunicativa.

Cabe destacar que estos tres niveles son complementarios y flexibles. Simplemente, se trata de una pequeña guía práctica que algunos profesionales recomiendan para tratar la disfasia.

Si quieres saber más, aquí puedes ver la diferencia entre las disfasias y las dislalias infantiles.

Este artículo es meramente informativo, en Psicología-Online no tenemos facultad para hacer un diagnóstico ni recomendar un tratamiento. Te invitamos a acudir a un psicólogo para que trate tu caso en particular.

Si deseas leer más artículos parecidos a Qué es la disfasia: definición, tipos, causas y tratamiento, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Trastornos de aprendizaje.

Bibliografía
  • Artigas, J., Rigau, E., y García, K. (2008). Trastornos del lenguaje. AEP: Protocolos de actualización, 24, 178-184.
  • Crespo, N., y Narbona, J. (2006). Subtipos de trastorno específico del desarrollo del lenguaje: perfiles clínicos en una muestra hispanohablante. Revista de neurología, 43(1), 193-200.
  • Fernández, C. (2006). Trastornos específicos del desarrollo del lenguaje: la disfasia. El Guiniguada. Revista de investigaciones y experiencias en Ciencias de la Educación, 9, 195-208
  • Moreno, N. (2013). Trastornos del lenguaje. Diagnóstico y tratamiento. Revista de neurología, 57(1), 85-94.
  • Pérez, J.A., Sánchez, S., Sánchez, L., García, B. (2005). Deficiencias del lenguaje. Bases pedagógicas de la educación especial.
  • Valdizán, J.R. (2005). Aspectos neurofisiológicos de las disfasias. Revista de neurología, 41(1), 105-107.

Escribir comentario sobre Qué es la disfasia: definición, tipos, causas y tratamiento

¿Qué te ha parecido el artículo?

Qué es la disfasia: definición, tipos, causas y tratamiento
Qué es la disfasia: definición, tipos, causas y tratamiento

Volver arriba