Compartir

Las consecuencias del acoso laboral

Por Lic. Fernando Mansilla Izquierdo. 21 marzo 2018
Las consecuencias del acoso laboral

En el fenómeno mobbing ha cobrado especial importancia, al evidenciarse como la causa de depresión, de ansiedad generalizada, e incluso de desórdenes de estrés postraumático, que conllevan absentismo, abandonos del puesto de trabajo, incremento de accidentalidad, disminución de la cantidad y de la calidad del trabajo, etc., lo que produce elevados costes en la sociedad industrializada y en la víctima de mobbing que ve amenazada su carrera o profesión, su situación social y financiera, e incluso su salud (Carreras y otros, 2002). Estas consecuencias del acoso laboral se verán analizadas en el siguiente artículo de PsicologíaOnline.

También te puede interesar: Prevención e intervención del acoso laboral

Consecuencias del acoso laboral

Para Hirigoyen (2001) los primeros síntomas que aparecen son muy parecidos al estrés: cansancio, nerviosismo, problemas de sueño, migrañas, problemas digestivos, lumbalgias; pero si el acoso persevera en el tiempo, entonces se puede establecer un estado depresivo mayor. Según la encuesta realizada por Hirigoyen (2001) el 69% de las personas que respondieron el cuestionario habían padecido un estado depresivo mayor y un 52% presentaban trastornos psicosomáticos variados.

Para dicha autora, el acoso laboral deja huellas indelebles que pueden ir desde estrés postraumático hasta una vivencia de vergüenza recurrente o incluso cambios duraderos de su personalidad. La desvalorización persiste aunque la persona se aleje de su acosador. La víctima lleva una cicatriz psicológica que la hace frágil, que la lleva a vivir con miedo y a dudar de todo el mundo. Piñuel y Zabala (2001) estructura las consecuencias del mobbing en el trabajador afectado en los siguientes apartados:

Consecuencias físicas

Se da un amplio elenco de somatizaciones:

  • trastornos cardiovasculares (hipertensión, arritmias, dolores en el pecho, etc.)
  • trastornos musculares (dolores lumbares, cervicales, temblores, etc.)
  • trastornos respiratorios (sensación de ahogo, sofocos, hiperventilación, etc.)
  • trastornos gastrointestinales (dolores abdominales, nauseas, vómitos, sequedad de boca, etc.)
Las consecuencias del acoso laboral - Consecuencias físicas

Consecuencias psíquicas

  • Ansiedad
  • estado de ánimo depresivo
  • apatía o pérdida de interés por actividades que previamente le interesaban o le producían placer
  • alteraciones del sueño (insomnio e hipersomnia)
  • profundos sentimientos de culpabilidad
  • aumento del apetito
  • distorsiones cognitivas (fracaso, culpa, ruina, inutilidad, etc.)
  • hipervigilancia
  • suspicacia
  • labilidad emocional con llanto frecuente
  • ideas de suicidio no estructuradas, sin plan ni intentos de suicidio
  • sentimientos de impotencia e indefensión
  • miedos al lugar de trabajo, a coger el teléfono, a enfrentarse con su jefe
  • miedo a volver a trabajar y a no ser capaz de desempeñar su trabajo adecuadamente
  • miedo a salir a la calle
  • expectativas negativas sobre su futuro
  • atención selectiva hacia todo aquello relacionado con el fracaso
  • disminución de la capacidad de memoria y dificultades para mantener la atención y pensamientos recurrentes sobre la situación de mobbing

(García y Rolsma, 2003; Fornés, 2002).

En la víctima se dan cambios de personalidad con predominio de rasgos obsesivos (actitud hostil, y suspicacia, sentimiento crónico de nerviosismo, hipersensibilidad con respecto a las injusticias), rasgos depresivos (sentimientos de indefensión, anhedonia, indefensión aprendida) (Gómez, Burgos y Martín, 2003) y alteración del deseo sexual (hipoactividad sexual, etc.).

Consecuencias sociales

Los efectos sociales del acoso laboral se caracterizan por la aparición en la víctima de conductas de aislamiento, evitación y retraimiento (INSHT, 2001); así como la resignación, el sentimiento de alienación respecto a la sociedad y una actitud cínica hacía el entorno (Gómez, Burgos y Martín, 2003).

Se suele generar alrededor de la víctima un aislamiento progresivo, debido, en parte, a la retirada de algunos de sus amigos, que al ver la situación le dan la espalda y desaparecen, junto con el aislamiento activo que la víctima ejerce.

No quiere estar con otras personas para no tener que dar explicaciones sobre su salida de la organización, y debido a su sensación de fracaso y falta de confianza piensa que el resto de las personas le consideran un fracasado, y tiene miedo de enfrentarse a las posibles críticas.

Las consecuencias del acoso laboral - Consecuencias sociales

Consecuencias laborales

Las consecuencias en el área laboral suponen la destrucción progresiva de la vida laboral de la víctima. Debido al mobbing se suele solicitar una baja laboral por estrés, durante la cual la empresa puede llevar a cabo el despido o negarse a abonarle el salario, difundir rumores sobre la víctima y mentir sobre su salida de la empresa.

Con ello consigue presentar una imagen negativa de la víctima, lo que contribuye a disminuir su empleabilidad, y que vaya considerándose a sí misma incapaz para trabajar, y mostrando expectativas negativas sobre su rendimiento y desempeño laboral. La víctima suele sufrir lo que Piñuel y Zabala (2001) denomina 'postración económica'. Desde el primer mes tras el despido, la empresa no le ingresa su sueldo, lo que hace que disminuya considerablemente su nivel económico.

En todo caso, se podría decir que las consecuencias sobre la salud de la víctima dependen de la duración del acoso, la intensidad de la agresión así como su propia vulnerabilidad. El impacto del acoso es más fuerte si se trata de un grupo contra una sola persona que si se tarta de un solo individuo, también parece que el acoso de un superior es más grave que el acoso de un compañero. Se han descrito síntomas clínicos que el acoso produce en la víctima entre los cuales cabe distinguir diferentes estadios (Suárez y otros, 2009):

  • Estadio de autoafirmación. La víctima detecta el conflicto o el trato despectivo, interpretando que la razón está de su parte y que existe un mal entendido.
  • Estadio de desconcierto. La víctima se siente desconcertada, duda, no sabe lo que está pasando y comienza a pensar en su probable responsabilidad sobre lo ocurrido.
  • Estadio de indefensión. En esta fase, la victima se esfuerza para agradar y para que le tengan en mejor consideración; este esfuerzo termina desencadenando un sentimiento de impotencia e indefensión que culmina en un estado depresivo.
  • Estadio traumático o de ansiedad. Si el acoso persiste, la víctima suelen sentirse vulnerable y presentar un estado de ansiedad, siendo frecuentes las conductas impulsivas y la pérdida de control.
  • Estadio de estabilización crónica. Es probable que perdure un sentimiento de desvalorización y falta de autoestima, pudiéndose establecer un estado ansioso-depresivo y el trastorno de estrés postraumático.

Este artículo es meramente informativo, en Psicología-Online no tenemos facultad para hacer un diagnóstico ni recomendar un tratamiento. Te invitamos a acudir a un psicólogo para que trate tu caso en particular.

Si deseas leer más artículos parecidos a Las consecuencias del acoso laboral, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Coaching.

Escribir comentario sobre Las consecuencias del acoso laboral

¿Qué te ha parecido el artículo?
21 comentarios
Su valoración:
Silvia
Es una exacta descripción de lo que he vivido, y que a consecuencia de ello, tras un accidente ( caerme al bajar del colectivo a 10 mts de mi lugar de trabajo,) por la perturbación que me generaba encontrarme con ese ser siniestro al llegar a mi trabajo, esto me obligo a jubilarme anticipadamente y luego del alta de la art , renunciar contra mi voluntad priorizando mi salud física y mental quedando en una situación económica angustiante
Su valoración:
JN
Llevo más de doce años de tratamiento crónico psiquiátrico a raíz de un acoso laboral sufrido en mi ex empresa de más doce años y medio, que me llevó a tener primero hipertensión, después insomnio, posteriormente estado de angustia, ansiedad, impotencia, anhedonia, incluso estados de inquietud sin motivo aparente, irritabilidad, apatía, mal humor constante, desgana, todo esto fue causado por una supuesta empresa de utilidad pública perteneciente a la iglesia católica, que me dejó sin vida, pasé más de tres meses con ideas de suicidio, todo esto con las pruebas pertinentes lo puse en manos de abogados comunistas de la provincia de Las Palmas, que supuestamente me iban a defender, nada más lejos de la verdad, me vendieron como Judas, y finalmente hicieron los movimientos en el juzgado para que me dieran una incapacidad permanente en mi profesión habitual, el trastorno que me dieron fue por forense y fue Trastorno adaptativo mixto crónico en seguimiento médico y escasa mejoría, me dieron la incapacidad, pero nada más a día del hoy el INSS me la ha quitado, y tengo que volver a lucharla, siendo cada vez peor mi salud y situación psicológica, física y familiar, estoy más que aburrido, trabajaba como educador social, y a días de hoy no soy capaz de realizar ningún trabajo, estoy en un estancamiento y empeoramiento de patologías físicas que agravan mi situación psicológica psiquiátrica, y lo único que puedo decir, es que siento un desamparo innombrable de como las empresas de la iglesia a las que denominan instituciones, son capaces de denigrar a las personas hasta dejarlas anuladas completamente. Lo único que puedo decir, es que me he sentido totalmente identificado con vuestra página que la he descubierto al azar, y pido que haya justicia en España, que se a ciencia cierta que no la hay, los abogados, fiscales, colegios de abogados y otros organismos, actúan como meros mercenarios, sin amparar mínimamente al ciudadano, por lo que pido a cualquier persona, que si sufre esto, aunque parezca una locura, renuncie a su trabajo aunque sea tarde, vale más la salud, que cualquier otra cosa, y he llegado a la firme convicción de que no hay justicia, ahora estoy viviendo con el subsidio para mayores de 52 años, tengo 53, y las esperanzas o alternativas de encontrar algún tipo de empleo para el que pueda valer son nulas, tengo muy mala concentración tomo un montón de medicación psiquiátrica, antihipertensiva, antiinflamatoria, y antidolorosa, y no cumplo las espectativas para desarrollas ningún trabajo, pero aún así me mandan a trabajar. Mi acoso laboral fue tapado desde mis abogados hasta Fiscalía, donde realicé las correspondientes denuncias, y todas fueron archivadas, y cualquier denuncia administrativa todas han caido en saco roto, por lo que si sufres acoso, y no tienes testigos físicos que lo corroboren, ni una cámara de vídeo grabando, no les recomiendo que sigan en su trabajo. Yo ya voy a todas partes con mi grabadora de audio, lo grabo todo, cuando no, con el móvil de mi esposa, parece increible pero es cierto, tengo miedo de que me hagan algo en cualquier lado, en mi trabajo como educador me llegaron a acusar, hasta de prender fuego al mobiliario, tener distinto trato con las personas que atendía, dándole a unas un trato de favor en comparación con otras, me sobrecargaban de trabajo, siendo cinco trabajadores, a mí me cargaban con el trabajo de los cinco, y la que fue mi responsable directa de trabajo, me llegó a aislar del grupo de trabajadores, quitándome mis funciones, dándoselas a los demás, y a mi dándome las peores y en cantidad desproporcionada, la empresa en la que trabajé casi veinte años era jerárquica, y sobre mi existían dos jefes, trabajadores sociales, Jefe de personal, departamento de recursos humanos, secretaria y director, el trato que me dieron fue indescriptible y no tiene nombre, y encima para colmo la psiquiatra a la que mandó el INSS a evaluar por medio del EVI, realizó un diagnóstico falso, me puso trastorno p
jose
Hola.
yo soy el autor del link anterior al suyo, al igual que usted sufrí acoso y mubing por parte de un compañero, en mi caso y tal como lo explique trabajo en las palmas como personal laboral del ministerio de defensa, al unisono con usted tengo tratamiento de por vida pero en mi caso solo para HTA también algun problema de impotencia por culpa de la HTA, con fuerza de voluntad , sacándola de donde no avía y muchas veces llorando en las esquinas cuando no me veía nadie en casa y apoyándome en mi familia conseguí en cierto modo superarlo, hoy hablaba con un ex compañero y le dije claro que en ningún momento me sentí apoyado por ninguno de ellos, que en 2 mes que llevo incorporado en otra dependencia e recibido mas apoyo de los 3 compañeros nuevos que de los once que tenia y que para mi ese señor esta muerto, al contrario que usted yo no denuncie por vía civil por que aun teniendo pruebas pensé que lo único que conseguiría es dilatar mas el tema, estaba destrozado y desmoralizado solo pensaba que como diantres avía caído otra vez en la trampa, pues esto empezó en 2012 y tuvo un parón entre 2014 y 2016 se que no es el mismo caso , yo solicite un traslado al coronel de mi unidad, tuve una reunión a la cual asistieron mi representante sindical, entre el coronel y dos militares mas intentaron sacarme la mala uva que tenia dentro , mantuve la compostura me arme de valor y saque el coraje que no creía tener le puse las cosas tan claras que un traslado que tardan 15 0 20 días en resolver lo realizaron en 3 días, como es de esperar en ellos, tras la reunión todo quedo en un tirón de orejas y una palmada en la espalda al brigada mientras yo estaba de baja destrozado mentalmente, no soy para nada conflictivo y por eso este señor se aprovecho, después de 25 años ocupando el mismo puesto conozco mucha gente en la base y estoy bien considerado como técnico, en estos últimos meses muchos han hablado conmigo y se asombran cuando les cuento el porque solicite traslado, muchos me comentan que un compañero civil del mismo taller dice que fue un simple enfado y que yo quise marcharme, eso me cabrea mas, hay es donde puede uno ver que aquellos que creías eran tus compañeros durante 25 años realmente no eran mas que marionetas de este señor, nunca me apoyaron, nunca, hoy se quejan, pero siguen sin apoyarme, no los busco porque no necesito para nada su apoyo, pero han pasado 25 largos años para darme cuenta que realmente eran unos falsos.
tenemos que luchar por seguir adelante, sacar fuerzas de donde no existan, luchar por vivir nuestra vida sin que el primer hijo de ... que se cruce en nuestra vida nos la destroce, no tienen derecho, a humillarnos a desmoralizarnos
nosotros siiii tenemos derecho,
a vivir tranquilos
a que nos respeten
a ser personas
a que no nos anulen
a que nos valoren
con todo esto solo quiero desearle lo mejor en la vida, todo pasa, yo encontré una válvula de escape al poder contar lo que me ocurría en esta misma pagina, tras 5 meses de baja me incorpore con miedo, pánico de incorporarme en mi nueva dependencia, pánico y terror de encontrarme cara a cara con este individuo, tras dos meses incorporado el apoyo de mis nuevos compañeros los primeros días, toda la gente que me a parado en la base para hablar conmigo y saber como estoy, por todo ese apoyo recibido doy gracias, el poder hablar me libero una gran carga, hoy por hoy e descubierto el mundo de falsedad que gira al rededor del personal del taller donde estaba destinado, al principio me daba cosa tropezarme con mi acosador, ahora noooooo, para mi esta muerto
espero que estas palabras de un desconocido le sean de apoyo moral somos nosotros los que tenemos que luchar, animo y mucha fuerza
Su valoración:
jose
saludos
he encontrado por casualidad vuestro link, solo con leer los comentarios se me escapan las lagrimas, me siento identificado con cada uno de los puntos expuestos en " Consecuencias psíquicas", os comento mi caso.
en el taller donde trabajo existe una jerarquía militar la cual no tengo que seguir por no pertenecer a su gremio (personal laboral) en 2013 empece a tener problemas con un brigada y aguante sus desplantes, sus incongruencias, sus abusos de autoridad, hasta que dije que ya no podía mas
, me estaba amargando la vida, como técnico superior que soy no podía realizar ningún tipo de trabajo sin su queja o sin que tuviese que realizar este de una manera errónea porque a el se le antojaba, resumiendo , realizara el trabajo como indicaba el manual o como el dijese tenia bronca asegurada.
en 2014 y tras avisar a mi jefe que pensaba denunciar por vía civil fui trasladado y alejado de esta persona, todo se relajo y conseguí superarlo o eso pensé.
en 2016 trasladaron a este señor y lo colocaron nuevamente en mi sección de trabajo, todo tranquilo hasta hace 5 meses que adquirió la jefatura del taller, volvió a la carga, actualmente estoy de baja por ansiedad, he tenido que mover hilos para conseguir que tras 25 años en el mismo taller me permitieran cambiarme a otro, realizando labores similares a las actuales.
llevo 5 semanas de baja, las 2 primeras fueron fatales la tercera mejor y ya en la cuarta empece poco a poco a afrontar que sufría mobbing y acoso laboral.
ayer me atreví a pasar por mi taller para empezar a recoger mis pertenencias, a vaciar mi mesa, todo el rato tuve a otra persona controlando lo que cogía y lo que dejaba, y el brigada tras de mi vigilando , aun sin marcharme del taller lo vi como abría todos los cajones de la mesa, el pecho se me tranco, me faltaba la respiración, salí desesperado de allí, sin ánimos ni fuerzas para regresar aun sabiendo que dejo muy buenos compis en ese taller.
se pasa muy mal, pero lo primero y principal es reconocer que lo hemos sufrido, afrontarlo aunque nos duela en el alma, aunque tengamos los ojos vidriosos y casi no podamos ver lo que escribimos porque aunque no me veáis escribo esto con las lagrimas corriendo por mis mejillas.
quizás uno de los mejores escapes es poder contar lo sucedido aunque no conozcas a quien lo lee pero el mero echo de escribir estas lineas te libera de la carga.
nosotros no somos el problema son otros los que lo generan, personas frustradas de la vida que se creen con el derecho de hundirnos en la mas vil miseria por su antojo y decisión.
Anna Badia Llobet (Editor/a de Psicología-Online)
Hola Jose,
Muchas gracias por contar tu experiencia, seguro será de gran ayuda para otras personas que estén en tu situación.
Por lo que cuentas, la situación empieza a mejorar. Espero que así siga.
Un abrazo.
Su valoración:
Tere
Hola yo lo padecí hace años, terminé dejando el trabajo después de muchos años y no he vuelto a trabajar desde entonces, quiero hacerlo, lo estoy buscando pero eso me mueve recuerdos y me surgen miedos. He buscado ayuda profesional para superar el estrés pos traumático pero no la encuentro, no me siento comprendida . Se que es, lo entiendo perfectamente pero no se como superarlo y pasar pagina. Me siento fatal y no solo por mi, también por mi familia que sufren las consecuencias colaterales en primera persona. Quien podría ayudarme por favor?
jose
saludos Tere mi nombre es Jose y he sufrido mobbing durante mas de 6 años
no soy ni psicólogo ni siquiatra, solo soy uno mas de los afectados por esta lacra social que afecta a muchos trabajadores/as que todos los días nos levantamos con el pensamiento puesto en que hoy va a ser distinto y cuando terminas crees que a sido peor que el anterior...
yo como comento en el link actualmente estoy de baja, pero armándome de valor para regresar a mi trabajo, encontré este foro por casualidad, porque buscaba alguien o algo que me diera una explicación de porque yo, del porque a mi, pero eso no podemos encontrarlo, a cambio encontré testimonios de personas maravillosas que provocaron que aun con las lagrimas corriendo por mis mejillas fuese capas de abrirme al mundo, que contara lo que e pasado y lo que estoy pasando, hablar alivia mucho, aunque sea con desconocidos, pero tras lo leído en estos comentarios creo que todos nos conocemos,
desde la distancia te animo a ser persona, a hablar sin tapujos de lo que has sufrido, a no culparte en ningún momento de lo sucedido a disfrutar de la vida de lo que nos da, de nuestras familias y amigos.
yo cuando fui consciente de lo que me ocurría cambie mi estado de wasap con fotos y textos en contra del mobbing laboral y aunque parezca mentira el poder expresar al mundo esa pequeña repulsa me libero una carga impresionante.
animo, mucha fuerza, tenemos que luchar por nosotros, nadie tiene derecho a robarnos nuestra vida, nuestras ilusiones ni nuestras ganas de vivir de seguir siendo personas, un abrazo muy pero que muy fuerte, espero que este pequeño comentario pueda animarte un poco.
te deseo lo mejor, nosotros lo merecemos.
Su valoración:
Jaime






...
Ximena
Fui acosada por varias personas en mi trabajo y no e podido retomar mi vida laboral me siento inútil quiero saber como superar todo y volver a ser la misma persona segura tuve tratamiento en la asch me dieron de alta dicen que es problema mio por no saber superar esto hace tres años es posible que duren mi secuelas o me estoy volviendo loca
Claudia Pradas Gallardo (Editor/a de Psicología-Online)
Hola Ximena, si percibes que las secuelas son difíciles de tratar, tal vez debas acudir a un especialista para volver a confiar en ti misma. Te recomiendo leer este artículo: https://www.psicologia-online.com/autoaceptacion-y-autorespeto-como-lograrlos-4140.html
Un saludo y ánimos.
Jaime
Cuidado en manos de quien te pones. No aceptes nunca a un psicologo que te culpe a ti de haber sido la causante de tu acoso.
Si te sucede eso manda a la porra a ese psicólogo y busca uno profesional y responsable que tenga ganas de trabajar y solucionar el problema.
rocio buendia
lo he vivido en un trabajo hace 5 años y quede traumada tan traumada que temia que en otros trabajos me tratarian asi.
Su valoración:
Maria
He leído lo que ustedes plantean y tb escucho con frecuencia videos del Sr. Pinuel. Para mi hubiera sido de una gran ayuda haber leído todas estas cosas hace años en pleno auge del mobbing sufrido.
Quisiera comentar que los que sufrimos este tipo de problemas si la familia no lo comprende y lo usa en tu contra lo tenemos todo perdido. Todo lo que ustedes exponen lo he experimentado. Gracias por dejarlo para que podamos leerlo.
También quisiera comentar como sugerencia que ese fondo en color rojo no resulta relajante. A mi me produce un cierto desasosiego. Las personas que estamos así tb tenemos una extrema sensibilidad a los colores inciden en nuestro estado de ánimo.
Muchas gracias y un saludo.
Su valoración:
Silvia
No he podido evitar que se me salten las lágrimas al leer el artículo, pues parece que lo ha escrito alguien que ha estado a mi lado el último año y medio/2 años. Llevo 12 años y medio trabajando como técnico administrativo y siempre he estado muy contenta y con buen ambiente de trabajo. Todo cambio cuando me reincorpore tras mi maternidad con reduccion de jornada. A partir de ahí empecé a sufrir presiones, comentarios inapropiados, faltas de respeto y un largo ecetera que han desembocado en dos bajas por ansiedad, estres y depresion. Ne quitaron funciones digamos vas vistosas y me asignaron tareas extensas incompatibles con mi horario, siempre me comparan con el resto de compañeras con jornada completa que su trabajo sale y el mio no. Tambien antes de la maternidad no pasaba nada si no te daba tiempo a contestar un correo o quedaba algo pendiente, yras la maternidad tengo q sacar todo el trabajo en mi jornada de 6 horas y es imposible. Cosas que a mis compañeras no les dicen nada, a mi me lo echan en cara. Con la primera baja que fueron 18 días me cambiaron de sitio y me dejaron de hablar. Con la segunda llevo 3 meses con un pánico a volver. Estoy en tratamiento psicologico, medicacion y me han dado cita para el psiquiatra. Mi intencion es pedir un cambio de departamento, pero me temo que me diran que me vaya. No sé que puedo hacer.
Claudia Pradas Gallardo (Editor/a de Psicología-Online)
Hola Silvia, puedes acudir al departamento de recursos humanos de tu empresa y denunciar esta situación. Te recomiendo leer el siguiente artículo: https://www.psicologia-online.com/como-sobrevivir-en-un-ambiente-laboral-toxico-3744.html

Saludos y mucho ánimo.
rocio buendia
yo tu renuncio pero se que tienes responsabilidad pero la salud es lo primero tu hijo o hija te necesita con salud si sigues en ese lugar por mas psiquiatra que consulte te va hacer daño empleo hay montones que buscar pero un hijo o hija necesita de una madre sana
andrea
porque no sale la fecha de la publicacion del articulo?
Claudia Pradas Gallardo (Editor/a de Psicología-Online)
Hola Andrea, en nuestro formato web no salen las fechas de publicación. Disculpa las molestias.

Las consecuencias del acoso laboral
1 de 3
Las consecuencias del acoso laboral

Volver arriba