Compartir

Técnicas de meditación para principiantes

Por Elia Tabuenca. 18 diciembre 2017
Técnicas de meditación para principiantes

¿Sabías que meditar es una de las herramientas más eficaces para la felicidad? Cada vez son más personas que hacen un paréntesis en su rutina para coger aire, relajar su mente y tomar consciencia del presente en el que vivimos y que muchas veces pasa desapercibido por las prisas, la rutina y el estrés diario. Pero si hay algo claro es que nuestra vida la vivimos aquí y ahora, el pasado ya no forma parte de nuestra realidad y el futuro tampoco es tangible.

Luchar por cultivar un presente beneficioso, tranquilo y feliz es lo que debemos hacer para sentirnos a gusto con nuestra vida y que, además, nuestra salud también se sienta beneficiada. En este artículo de Psicología-Online vamos a descubrirte las mejores técnicas de meditación para principiantes que te ayudarán a iniciarte en esta milenaria (y beneficiosa) práctica.

También te puede interesar: Tipos de meditación y sus beneficios

Meditación para principiantes: consejos a tener en cuenta

Antes de entrar de lleno en las técnicas de meditación para principiantes, es importante que te demos algunos consejos iniciales que te ayudarán a empezar a realizar esta práctica tan beneficiosa para tu salud. Ten en cuenta que la meditación es una práctica oriental pero que, actualmente, muchísimas personas la practican por sus múltiples beneficios para la salud tanto mental como física.

Aquí te damos algunos consejos para empezar a meditar y que te ayudarán a iniciarte en esta interesante práctica:

  • Medita cada día: aunque parezca algo imposible, lo cierto es que para poder sentir realmente los beneficios de la meditación es importante que lo hagas cada día. De hecho, con 10 minutos al día podrás empezar a sentir las mejoras y comenzar a experimentar todas las bondades de la práctica. La constancia es lo más importante pues, de esta forma, lo convertiremos en un hábito más que saludable.
  • Es un entrenamiento de la mente: no te preocupes si al principio te cuesta dejar la mente en blanco para meditar, es lo más normal del mundo. Tienes que pensar que el cerebro es un músculo y, de igual forma que vas al gimnasio de forma habitual para ejercitarte, también tendrás que practicar meditación para ejercitar la mente. Poco a poco y con constancia conseguirás poder meditar.
  • La postura es importante: se puede meditar sentado en el suelo y también tumbado, lo importante es que tu cuerpo esté cómodo y relajado. Deberemos dedicar algo de tiempo para colocarnos correctamente porque, durante la meditación, no podremos moverlo ya que el objetivo es "abandonar" nuestro "yo corporal" para entrar en nuestro interior.
  • Controla tus pensamientos: tienes que pensar que, el estado natural de nuestra mente, es el pensamiento. Es normal, por tanto, que durante la meditación (y sobre todo al principio) aparezcan pensamientos en tu mente pero lo importante es que no te dejes llevar por ellos y, si lo haces, en cuanto seas consciente, retornes a tu mantra o a tu punto de concentración para recuperar el equilibro. No luches contra ello, simplemente, sé consciente de lo que sucede en tu mente y recupera tú el control.
Técnicas de meditación para principiantes - Meditación para principiantes: consejos a tener en cuenta

3 técnicas meditación que tienes que conocer

Comenzamos ya a hablarte de 3 técnicas de meditación para principiantes que te ayudarán a iniciarte en esta interesante práctica que apuesta por la relajación mental, física y espiritual de un modo sencillo y muy efectivo.

Técnica de meditación 1: concentración

Esta técnica es una de las más sencillas pero más efectivas, sobre todo, entre aquellas personas que empiezan a meditar. Para hacerla, lo único que tendrás que hacer será dejar los ojos abiertos y centrar tu mirada en un punto fijo; verás que, poco a poco, todo tu alrededor parece diluirse y tú únicamente eres capaz de ver ese foco al que estás fijando tu mirada.

Para conseguir concentrarte al completo, existen diferentes métodos:

  • Repetición de una palabra o mantra
  • Concentrarte en la respiración
  • Escuchar música relajante en la que haya un gong repetitivo

Para realizar esta técnica de meditación tendrás que ser consciente de dónde está tu mente y, cuando te percates de que la atención se ha ido con un pensamiento, recuperes de nuevo el control volviendo a fijar la mirada en ese punto y repitiendo la palabra o prestando atención a la respiración.

Técnica de meditación 2: atención plena

Esta es otra de las mejores técnicas de meditación para principiantes y se trata de que la persona que practica el ejercicio no huya de los pensamientos sino que, simplemente, los observe. Es un método de abstracción total y con el que conseguirás convertirte en mero espectador de tus pensamientos, sin dejarte llevar por la corriente de la mente.

Esta meditación se conoce como meditación consciente porque te permite observar tus pensamientos de forma externa a ellos. Para conseguirlo tan solo tendrás que estar muy concentrado, con los ojos cerrados y observar qué pasa por tu mente. Pero, en lugar de dejarte llevar por esa corriente de pensamientos, simplemente ver cómo pasan, cómo fluyen, como se mueven...

Otras técnicas de meditación para principiantes

Las dos anteriores son las técnicas más conocidas, sin embargo, existen otras alternativas que son las que usan los monjes budistas. Son las meditaciones de "compasión" y están orientadas a intentar transformar todos los sentimientos y pensamientos negativos que hay en nuestra mente para convertirlos en positivos. Esto se consigue mediante la compasión pero se trata de una técnica más avanzada que es para más expertos.

Cómo empezar a meditar por primera vez - Paso a paso

Ahora que ya conoces cuáles son las técnicas de meditación para principiantes es importante que sepas cómo puedes meditar en casa por primera vez. A continuación vamos a darte los pasos a seguir para conseguir una práctica positiva para ti y para tu mente:

  1. Busca un lugar tranquilo: intenta meditar en una habitación o estancia alejada del ruido para evitar distracciones. Apaga el móvil, la televisión y cultiva el silencio y la calma para poder meditar correctamente.
  2. Encuentra el mejor momento del día: la meditación no debe hacerse como un trámite más de tu rutina. Tienes que hacerlo de forma plena y consciente, por eso, es importante que la hagas cuando tengas tiempo, no tengas prisa ni tengas en tu mente un listado con cosas pendientes por hacer. Un buen momento es, por ejemplo, antes de cenar, antes de dormir o a primera hora de la mañana. Son momentos de relax absoluto y tu cuerpo estará más predispuesto a relajarse.
  3. Una buena posición del cuerpo: una vez ya tengas escogido el lugar y el momento, ahora tendrás que fijarte en la posición de tu cuerpo. La columna tiene que estar recta y tienes que sentirte cómodo durante toda la práctica. Puedes estar sentado en el suelo, en una silla o tumbado, como más cómodo/a te sientas.
  4. Cierra los ojos y céntrate en la respiración: es la mejor forma de conseguir concentrarte en tu interior y desconectar del día a día y de tu mente. Puedes empezar con unas respiraciones profundas para relajarte y, después, centrarte en la respiración de tu cuerpo.
  5. Pon un poco de música relajante: si quieres empezar a meditar nada mejor como ponerte música relajante de fondo que tendrá sonidos que te ayudarán a desconectar y a relajarte al máximo. Esta melodía puede ayudarte a reconectar con la meditación cuando tu mente se vaya con un pensamiento (que seguro que pasará).
  6. Recupera el control: ten en cuenta que, lo más natural, es que tu cerebro cree pensamientos y que, en ocasiones, te irás con alguno de ellos. Pero lo importante aquí es practicar la consciencia y, por eso, te recomendamos que, en cuanto veas que te has "escapado", vuelvas a recuperar el control y te centres, de nuevo, en la respiración.

Comienza con una meditación de 10 minutos y, poco a poco, podrás ir aumentando el tiempo. Lo ideal, según los monjes budistas, es dedicar 30 minutos a la meditación pero al principio este tiempo puede resultar excesivo. Es mucho mejor ir despacio e ir consiguiendo el control para, poco a poco, ir aumentando y mejorando tus capacidades.

Técnicas de meditación para principiantes - Cómo empezar a meditar por primera vez  - Paso a paso

Este artículo es meramente informativo, en Psicología-Online no tenemos facultad para hacer un diagnóstico ni recomendar un tratamiento. Te invitamos a acudir a un psicólogo para que trate tu caso en particular.

Si deseas leer más artículos parecidos a Técnicas de meditación para principiantes, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Meditación y relajación.

Escribir comentario sobre Técnicas de meditación para principiantes

¿Qué te ha parecido el artículo?
1 comentario
Elizabeth aceetty
Estoy en un momento de stress no se como hacer para relajar me y estoy muy fuera de mi

Técnicas de meditación para principiantes
1 de 3
Técnicas de meditación para principiantes

Volver arriba