Compartir

Cómo identificar a un psicópata

 
Por Sonia Silgado. 6 noviembre 2020
Cómo identificar a un psicópata

Estamos acostumbrados a través de películas a identificar a algunos personajes como psicópatas. Normalmente, llamamos psicópata al asesino en serie de la película que, en un principio, parece carente de emociones o empatía. La única emoción que parece sentir es el placer al ver a otros sufrir. Entonces, ¿esto es realmente un psicópata? ¿Cómo podríamos identificar a un psicópata en la vida real? ¿Hay distintos grados de psicopatía de forma que no se llegue a los niveles de las películas? ¿En qué se diferencia un psicópata y un sociópata? ¿Cómo debería tratar a un psicópata y qué pasaría si le rechazo? ¿Qué es un psicópata integrado?

Debemos saber que no hay un consenso claro sobre las características de un psicópata pero en general hay un consenso entre los factores principales que compondrían a un psicópata. Siga leyendo Psicología-Online para ver las respuestas a todas estas preguntas y saber cómo identificar a un psicópata.

A continuación veremos las principales características de un psicópata.

También te puede interesar: Diferencias entre psicopáta y sociópata

Tienen encanto

Si te preguntas cómo reconocer a un psicópata, debes saber que no es fácil y que no es algo que se vea a simple vista. Un psicópata es una persona que sabe cómo encandilar a los demás y "llevarlos a su terreno". Parecen en un principio personas muy amables y agradables con las que es fácil establecer una relación.

Saben cómo deben de actuar para incluso lograr que alguien se enamore de ellos o que les aprecien por lo que, en un principio, tienen buenas habilidades sociales.

Sin embargo, todo este encanto es superficial y es una forma de estrategia, es decir, no son así de una forma natural sino que está impostado con el fin de obtener determinado beneficio de una persona.

No tienen empatía

Una de las características de la personalidad psicopática es la falta de empatía. Estas personas no son capaces de comprender cómo pueden sentirse los demás. Diversos estudios han mostrado que sí podrían llegar a ser empáticos, pero que lo son de forma voluntaria, es decir, que, en general, eligen no serlo y tienen la capacidad de "adormecer" estos sentimientos. Otras teorías indican que tienen una empatía más cognitiva pero no emocional, es decir, no son capaces de empatizar con el sufrimiento de los demás pero sí pueden entender que determinadas acciones pueden perjudicar a la otra persona a nivel, por ejemplo, laboral. Además, saben fingirla.

Son narcisistas

Es bastante habitual que los narcisistas tengan un exceso de amor propio y que crean tener cualidades que no tienen. Esto hace que tengan un concepto de sí mismo de ser superiores a los demás. Esto además provoca que, en general, no admiten sus errores ni entiendan que hay otros puntos de vista o que quizá hay un método mejor para realizar las cosas, por lo que se toman muy mal las críticas. Creen que tienen un nivel de importancia muy superior al real por lo que pueden llegar a tener problemas a nivel de relaciones al rechazar a algunas personas por no tener "su mismo nivel". En este artículo encontrarás más información sobre qué es ser narcisista.

Son poco emocionales

Los psicópatas tienen una dificultad a la hora de sentir emociones. Esto no solo ocurre con las positivas, sino también con las negativas. Esto es un gran problema ya que en una situación de peligro, por ejemplo, no sienten miedo por lo que pueden llegar de forma inadecuada ante tal situación exponiéndose aún más al peligro. En este artículo explicamos la función del miedo en psicología.

Algunas teorías apoyan que sí tienen la capacidad de sentir emociones positivas aunque, independientemente de ello, se perciben como personas frías. En muchas ocasiones, en el caso de que expresen emociones, pueden estar fingiéndolo, tal y como hemos mencionado en el punto 1.

En este artículo explicamos cómo son los psicópatas en el amor.

Presentan delincuencia

Es bastante habitual que una persona con psicopatía cometa diversos tipos de delitos. Esto puede ir desde robos, peleas callejeras, consumo de sustancias hasta situaciones más graves como es la violencia de género, pederastia, crímenes y torturas a personas o animales. Por tanto, tendríamos dos tipos de psicópatas:

  • Psicópata subclínico o integrado: sería la típica persona fría, manipuladora y con falta de sentimientos, emociones y empatía. Sin embargo, no llega a cometer delitos graves. Es lo que coloquialmente diríamos que es "mala persona".
  • Psicópata criminal: sería el nivel más alto de psicopatía en el que se llegarían a cometer los delitos mencionados. Pueden llegar a ser crueles y son ajenos por completo al problema de los actos que cometen.

Cuando la persona es un niño o adolescente es bastante habitual que sea el "típico problemático" que se mete con los compañeros de clase, que molesta a los animales, que roba objetos pequeños en tiendas o que consume sustancias. Estos comportamientos podrían ir escalando con el tiempo.

No admiten errores y no aprenden

Relacionado con su incapacidad para reconocer los errores, otro rasgos de un psicópata es que estas personas no aprenden de la experiencia. Es decir, no admiten errores, no debido a un problema de autoestima, sino a una falta de autocrítica y de autoanálisis. Por ello, es bastante común que intenten obtener un objetivo del mismo modo una y otra vez pese a fracasar de forma constante. Este problema se debe a un problema de conexión del córtex prefrontal con la amígdala.

Son impulsivos

Otra de las características de las personas con psicopatía es la impulsividad. Aunque parezcan personas con mucha frialdad, otra característica de los psicópatas es una amplia impulsividad, debido a una disminución de actividad en la zona prefrontal del cerebro. Es decir, actúan sin premeditación por lo que tampoco anticipan las consecuencias a largo plazo de sus conductas sino en el beneficio inmediato. Es decir, manipulan a una persona con el fin de obtener un objetivo determinado, sin embargo, no analizan las consecuencias que puede tener el haber utilizado a los demás a largo plazo. Esto, además, explicaría lo habitual en estas personas que es el consumo de drogas, etc.

Manipulan y mienten

Como mencionábamos, los psicópatas suelen ver a los demás como un medio para obtener un fin. Por ello, es bastante común que usen diversas artimañas para alcanzar dicho fin. En personas con un nivel más moderado de psicopatía aunque muchas de las otras características no se suelen reflejar, sí es habitual que haya manipulaciones y mentiras.

Además, el encanto que mencionábamos formaría parte de estas manipulaciones. Esto les es sencillo hacerlo debido a la falta de empatía que hemos comentado con anterioridad. En este artículo hablamos de las personas manipuladoras.

Se cansan y aburren fácilmente

Es bastante común que se cansen rápido. Esto se puede trasladar a todos los planos. Por tanto, otro rasgo de un psicópata es que tenga muchas relaciones breves y busque una constante estimulación que logran a través del consumo de sustancias, relaciones sexuales constantes , adicción al juego... Por tanto, este aburrimiento se relacionaría, además, con la impulsividad que pueden tener.

No tienen remordimientos

La falta de empatía hace que tengan falta de remordimientos y de culpabilidad. Pueden comprender que lo que han hecho no está bien ni encaja dentro de la legalidad o de las normas sociales, sin embargo, esto no implica que se arrepientan o que se sientan mal por haber dañado a otras personas. Es por ello que, si volvemos al punto 8, pueden manipular y obtener el beneficio de los demás de forma constante. La falta de remordimientos además, es uno de sus problemas para obtener un aprendizaje de las distintas puntuaciones.

Se aprovechan de los demás

Como comentábamos, el principal rasgo de un psicópata es aprovecharse de los demás. ¿Para qué querrían hacerlo? Una de las razones es obtener dinero u otros beneficios. Por ejemplo, es bastante habitual que se aprovechen de su pareja o e sus padres para que hagan todo por ellos, es decir, tener una dependencia económica de los demás, así como que le hagan la comida, laven la ropa, etc. Esto depende de la situación, pero es bastante habitual que deleguen sus responsabilidades en terceros y a través de las manipulaciones logren que los demás siempre acepten.

Como vemos, los rasgos de un psicópata son en base a su comportamiento, emociones y sentimientos. Los psicópatas no tienen unas características físicas en concreto ni se puede reconocer a un psicópata por su cara.

Nacen con estos rasgos de personalidad

Las diferencias entre ambos son bastante limitadas, siendo habitual que una persona padezca ambos tipos de trastornos. Psicopatía definiría, sobre todo, las características más problemáticas de la personalidad de la persona y la sociopatía se centraría en aquellas que se centran en el daño a terceros.

Una de las principales diferencias es que los sociópatas desarrollan el trastorno mientras que los psicópatas nacen con él. Los sociópatas tienen una mayor impulsividad que los psicópatas y no es habitual que ingenien manipulaciones sino que todos sus actos inadecuados son fruto de una falta de autocontrol. Aquí puedes ver las diferencias entre psicópata y sociópata.

No admiten el rechazo

Son expertos en manipular, en llevar las situaciones por donde quieren. Por ello, no intentes hacerlo tú. Del mismo modo, piensa que van a estar de forma constante intentando manipularte. Para detectar si lo están haciendo o no, fíjate más que en sus palabras, en sus actos y comprueba si son coherentes o si está obteniendo beneficios de lo que ha hecho o dicho.

Además, si tenéis el mismo grupo de amigos o trabajáis en el mismo lugar, es habitual que, si tiene un problema contigo, intente poner a todos en tu contra. Por ello intenta tener relaciones sociales con personas que no sean en común, con el fin de que, si ocurre algo, no estés solo/a.

Por otra parte, es lógico que en muchas ocasiones decidas terminar la relación y seguir tu camino. Debes anticipar sus movimientos y esperar que intente aplicarse el rol de víctima con el fin de encandilarte y volver a "recuperarte". Intentará hacerte sentir culpable y puede llegar al punto del acoso al intentar ponerse en contacto contigo. Sin embargo, es habitual que, en el momento que encuentren otra persona, se olviden rápidamente de ti.

En este artículo puedes ver cómo reacciona un psicópata cuando lo abandonan.

Este artículo es meramente informativo, en Psicología-Online no tenemos facultad para hacer un diagnóstico ni recomendar un tratamiento. Te invitamos a acudir a un psicólogo para que trate tu caso en particular.

Si deseas leer más artículos parecidos a Cómo identificar a un psicópata, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Psicología clínica.

Bibliografía
  • Cantero, F. (1993). Quién es el psicópata. Psicópata: Perfil psicológico y reeducación del delincuente más peligroso, 16-46.
  • Hare, R.D. (1984). La psicopatía: teoría e investigación. Barcelona: Herder.

Escribir comentario

¿Qué te ha parecido el artículo?

Cómo identificar a un psicópata
Cómo identificar a un psicópata

Volver arriba