Crecimiento personal y autoayuda

Qué hacer si mi madre tiene depresión y me hace la vida imposible

 
Alejandro Garcia Mingrone
Por Alejandro Garcia Mingrone. 30 junio 2023
Qué hacer si mi madre tiene depresión y me hace la vida imposible

La depresión puede afectar la vida de una persona hasta límites insospechados como consecuencia de la gravedad de este cuadro clínico. Los síntomas de la depresión incluyen una gran pérdida de interés por la gran mayoría de las actividades cotidianas y estados anímicos sumamente variables. Es frecuente escuchar a personas que sufren la convivencia con este tipo de enfermedad, ya que la irritabilidad que se manifiesta puede ser perjudicial en diversas circunstancias vitales. En este sentido, si tu madre tiene depresión y te hace la vida imposible seguramente quieras conocer algunas estrategias para afrontar la situación, entenderla y ayudarla a sobrellevar los síntomas de este trastorno mental.

En este artículo de Psicología-Online te explicaremos qué hacer si mi madre tiene depresión y me hace la vida imposible.

Índice
  1. Por qué mi madre tiene depresión y me hace sentir mal
  2. Cómo afecta la depresión de una madre a sus hijos
  3. Cómo ayudar a mi madre a salir de la depresión

Por qué mi madre tiene depresión y me hace sentir mal

En primer lugar, la depresión es una enfermedad mental que se caracteriza por la presencia de un estado anímico desagradable e ideas disfuncionales acerca de la vida. Por esta razón, las conductas depresivas no son voluntarias de la persona, sino que responden a momentos particulares de desgano que se imponen.

En cualquier caso, es necesario que este diagnóstico sea establecido por un profesional de la salud mental que evalúe las condiciones clínicas de quien sufre. El DSM-V[1] cataloga esta afección como trastorno depresivo mayor a raíz de sus criterios diagnósticos.

A continuación detallaremos cada uno de ellos:

  • Estado de ánimo depresivo la mayor parte del día.
  • Disminución del interés o placer en casi todas las actividades.
  • Pérdida y/o aumento del apetito.
  • Alteraciones en el patrón del sueño.
  • Fatiga persistente.
  • Pensamientos catastróficos vinculados a la muerte.
  • Deterioro de las relaciones laborales, sociales y familiares.
  • Duración de dos semanas o más.
  • Las alteraciones no pueden ser explicadas a partir de la ingesta de sustancias tóxicas, medicamentos y/u otros trastornos mentales.

A partir de estos indicadores, puede detectarse la depresión. Tomando en cuenta estas consideraciones, es posible comprender que el hecho de que una madre haga sentir mal a un hijo/a no es un acto consciente, sino que responde a las vivencias que forjaron el carácter que posee.

Cómo afecta la depresión de una madre a sus hijos

A continuación te mostramos cómo afecta la depresión de una madre a sus hijos:

  • Baja autoestima: los niños que conviven con una madre depresiva pueden desarrollar una tendencia a sufrir una escasa valoración de su personalidad.
  • Problemas escolares: las vivencias familiares afectan el estado anímico de un modo generalizado. Por esta razón, muchos niños y niñas pueden presentar bajas calificaciones debido a la pérdida de concentración o atención, entre otros. En otros ámbitos pueden desarrollar baja tolerancia a la frustración, problemas conductuales y desacatamiento a las autoridades.
  • Padecimiento de depresión: los hijos que son afectados por la depresión de una madre que no reciben un tratamiento especializado pueden llegar a padecer el mismo cuadro clínico. En este sentido, es frecuente que los niños imiten comportamientos, emociones y modos de pensar que observan en personas significativas del entorno familiar.
  • Falta de deseo: la depresión interrumpe la motivación para cumplir objetivos en la vida. Esto puede verse reflejado en apatía social, fatiga, imposibilidad de tener una relación de pareja estable, entre otros.

Si bien es cierto que existen genes que pueden ser transmitidos hacia los hijos, el procesamiento de la forma de ser de una madre con depresión puede tener diversos matices. Comprender estas cualidades puede ayudar a situar las secuelas que podrían surgir.

Cómo ayudar a mi madre a salir de la depresión

A pesar de las dificultades que suscita este diagnóstico, es posible entablar algunas estrategias para mitigar los efectos negativos en las condiciones de vida. En los próximos puntos, hablaremos sobre cómo ayudar a mi madre a salir de la depresión:

  1. Sugerir que realice terapia psicológica: el primer paso para que una persona pueda solucionar un problema consiste en reconocerlo. Por esta circunstancia, es importante que quien sufre de depresión reciba asistencia profesional para tratar la problemática que padece. Un dispositivo terapéutico brinda las herramientas necesarias para combatir trastornos de la salud mental.
  2. Ofrecer un espacio de escucha: a veces, las personas solo quieren ser escuchadas por sentirse incomprendidas. A causa de esto, decirle a una madre que se está a disposición para lo que precise permite que se sienta alojada y tenga un espacio de contención.
  3. No invalidar sentimientos: no se trata de negar lo que la persona siente, ya que podría ser perjudicial. Por el contrario, intentar comprenderla es fundamental para que acepte una ayuda.
  4. Brindar ayuda con tareas diarias: en algunas ocasiones, es posible que no haya voluntad por llevar a cabo distintas ocupaciones. En este sentido, es fundamental colaborar en estos momentos y saber que las emociones pueden variar en el futuro.
  5. Ayudarla a decidir: la vida puede colmarse de incertidumbre en la depresión. Por esta razón, es necesario actuar a tiempo y facilitar decisiones complejas.
  6. Armar una red de apoyo emocional: es importante la contención emocional tanto de amigos como de familiares para que una persona pueda salir adelante.
  7. Distraer de pensamientos negativos: cuando estos aparezcan, debe apelarse a la distracción para evitar que se acrecienten.
  8. Reforzar acciones positivas: cada vez que la persona realice una acción que la favorezca se debe apostar a que pueda repetirse en el futuro.
  9. Promover un estilo de vida saludable: mantener una alimentación saludable y una rutina de ejercicio físico ayuda a combatir el estrés que produce el cuadro.
  10. Entablar metas realistas: las personas con depresión sienten que es imposible llevar a cabo muchos objetivos porque se sienten incapaces. Ante esto, es preferible entablar metas realistas para evitar mayores frustraciones.

En este artículo encontrarás más información sobre Cómo ayudar a una persona con depresión.

Qué hacer si mi madre tiene depresión y me hace la vida imposible - Cómo ayudar a mi madre a salir de la depresión

Este artículo es meramente informativo, en Psicología-Online no tenemos facultad para hacer un diagnóstico ni recomendar un tratamiento. Te invitamos a acudir a un psicólogo para que trate tu caso en particular.

Si deseas leer más artículos parecidos a Qué hacer si mi madre tiene depresión y me hace la vida imposible, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Crecimiento personal y autoayuda.

Referencias
  1. Asociación Estadounidense de Psiquiatría (2013). Manual Diagnóstico y Estadístico de los trastornos mentales (5.ª edición). Arlington: Editorial Médica Panamericana.
Bibliografía
  • Navas Orozco, W., Vargas Baldares, M.J. (2012). Abordaje de la depresión: intervención en crisis. Revista Cúpula, 26 (2), 19-35.
Escribir comentario
¿Qué te ha parecido el artículo?
1 de 2
Qué hacer si mi madre tiene depresión y me hace la vida imposible