menu
Compartir

Cómo poner límites en las relaciones

 
Por Susana Martínez. Actualizado: 31 agosto 2023
Cómo poner límites en las relaciones

Para poner límites en las relaciones es importante comunicar tus necesidades y expectativas de manera clara y respetuosa, y establecer límites claros sobre lo que estás dispuesto a aceptar o no. Los seres humanos necesitamos relacionarnos con los demás tanto de forma biológica como psicológicamente para mantener nuestra supervivencia, bienestar físico y tranquilidad. Sin embargo, debemos tener en cuenta que las relaciones que construimos deben de ser saludables. En este sentido, una de las principales formas de mantener una relación saludable es poner ciertos límites.

Establecer límites en las relaciones puede resultar una tarea muy complicada, sobre todo a la hora de establecer límites con nuestros seres queridos, amigos, familia o nuestra pareja porque tenemos miedo de herirles, crear un conflicto o perder la relación. En este artículo de Psicología-Online, te explicamos Cómo poner límites en las relaciones.

También te puede interesar: Cómo tener una relación de pareja sana

Qué son los límites en las relaciones

Los límites en las relaciones son las líneas que establecemos con los otros para proteger nuestra integridad física y emocional, nuestra dignidad, y nuestras necesidades. ¿Alguna vez alguien te han pedido hacer algo y has aceptado cuando en realidad no querías? ¿Cómo te sentiste?

Es muy importante aprender a ser honestos/as con nosotros mismos y con los demás para cuidar nuestros valores. Es decir, para proteger lo que es importante para nosotros, los que nos guía para tomar decisiones y actuar en consecuencia, pero también para cuidarnos y no sufrir comportamientos abusivos o tóxicos en nuestras relaciones. De esta forma, evitaremos situaciones que nos resultan perjudiciales, comportamientos tóxicos y conseguiremos rodearnos de personas que nos aporten cosas positivas.

Por qué es importante poner límites en las relaciones

Si quieres saber la importancia de poner límites en las relaciones, presta atención a los siguientes aspectos:

  • Proteger tu bienestar emocional: cuando establecemos límites en nuestras relaciones estamos practicando el autocuidado al comunicar lo que nos hace sentir cómodos y lo que no. De esta manera evitamos que la otra persona nos pueda lastimar emocionalmente.
  • Mantener el respeto mutuo: establecer límites también es una forma de mostrar respeto y amor a los demás. Cuando ambas partes establecen límites y los respetan están cuidando las necesidades y los deseos de la otra persona, propiciando la responsabilidad afectiva.
  • Mantener el equilibrio en la relación: si una persona tiene todo el poder y control en una relación, al final acabará perjudicando a ambas partes. Establecer límites promueve que exista un equilibrio saludable.
  • Establecer expectativas claras: al establecer límites elaboramos unas bases claras sobre las que construir la relación. Esto contribuye a que no haya confusiones o malentendidos y ayuda a ambas partes a saber qué esperar de la relación.
  • Evitar la dependencia emocional: si no establecemos límites en las relaciones de pareja podemos caer en la dependencia emocional. En otras palabras, corremos el riesgo de depender de la otra persona para sentirnos completos o felices, algo que puede ser muy perjudicial para salud mental.

Por todo ello, es importante saber comunicar nuestros límites de adecuadamente a las personas con las que mantenemos una relación. Por este motivo, a continuación te mostramos algunos consejos para ayudarte a poner límites en las relaciones.

Si quieres mejorar tus relaciones, te recomendamos la guía de María Esclapez, una psicóloga y divulgadora que arrasa en redes. Con este libro aprenderás a poner límites para tu bienestar y a reforzar tu autoestima. ¡No te lo pierdas!

1. Identifica cuáles son tus límites

Escucha a tu cuerpo y a tu mente para ser consciente de cómo te sientes cuando una persona cruza tus límites. Piensa en las situaciones te hacen sentir cómodo/a y en las situaciones que, por el contrario, te hacen sentir incómodo/a con el fin averiguar cuáles son tus necesidades.

Estas reflexiones pueden ser sobre cualquier tema, como por ejemplo qué tipo de relación querrías mantener con otra persona, el nivel de intimidad estás dispuesto/a a ofrecer, el tiempo que te gustaría pasar con alguien o las cosas que no estás dispuesto/a a tolerar de otra persona.

Por otro lado, si tienes problemas para establecer tus límites con tus hijos, sobrinos u otros infantes, en el siguiente artículo te explicamos Cómo poner límites a los niños.

2. Comunica tus límites de manera clara

Cuando hayas logrado identificar tus límites en la relación, debes pasar a la acción y comunicarlos claramente a la otra persona. Habla desde el respeto con él o ella y explícale los motivos por los que necesitas poner límites en vuestra relación.

Asimismo, es importante escuchar las necesidades y los límites de la otra persona para poder construir una relación sana y honesta.

Cómo poner límites en las relaciones - 2. Comunica tus límites de manera clara

3. Mantén los límites

Tras haber establecido tus límites, es esencial que los mantengas. De este modo, si la otra persona intenta cruzar un límite, deberás ser firme en tu decisión y expresar por qué ese límite es importante para ti. Si la otra persona no tiene en consideración tus límites, es posible que esa relación no sea conveniente para ti.

De hecho, cuando dejamos que alguien cruce nuestros límites una vez, probablemente pueda hacerlo de nuevo en el futuro.

4. Aprende a decir “no”

Es importante aprender a decir "no" para establecer límites, protegerte y cuidar de tus recursos. Decir "no" te ayuda poder priorizar tus metas y necesidades y evitar pasar por situaciones incómodas o estresantes. Por ello, aunque decir “no” puede ser difícil cuando queremos complacer a los demás o evitar conflictos, sin duda es una habilidad esencial para mantener un equilibrio saludable en tu vida.

5. Mantente consciente para detectar señales de alerta

Ser consciente de las señales de alerta en las relaciones nos ayuda a identificar comportamientos o situaciones que pueden perjudicar a nuestro bienestar. Algunas señales de alerta incluyen los celos, control o posesividad, abuso físico o verbal, manipulación, faltas de respeto, mentiras, entre otros.

Cuando estamos atentos a estas señales y las detectamos, podemos protegernos de situaciones que puedan ser perjudiciales para nosotros. A su vez, nos ayudan a reconocer patrones problemáticos en tus relaciones y tomar decisiones más informadas sobre si debes permanecer en una relación o terminarla.

6. Practica la asertividad

Ser asertivo es una habilidad social que nos permite poder expresar que pensamos y cómo nos sentimos de una manera respetuosa, sin agresividad ni pasividad, hablando desde nuestro “yo”. La asertividad es una de las claves para mantener una buena comunicación, solucionar los conflictos y expresar nuestros límites de manera clara.

En el siguiente artículo te explicamos Cómo tener una relación de pareja sana.

Cómo poner límites en las relaciones - 6. Practica la asertividad

7. Acepta las consecuencias

Establecer límites en las relaciones puede tener ciertas consecuencias, entre ellas tener que finalizar la relación. Aunque esto puede ser un proceso doloroso, recuerda que tú eres el principal responsable de tu bienestar y felicidad.

Por esta misma razón, en ocasiones necesitamos decir adiós a situaciones o personas nocivas para seguir adelante y dejar espacio para que lleguen otras relaciones a tu vida que puedan aportarte lo que necesitas. Si necesitas ayuda con esto tal vez te ayude leer el artículo Cómo aprender a soltar el pasado.

8. Cuídate

Cuidar de nosotros mismos/as es esencial para mantener una buena salud emocional, física y mental. El autocuidado implica tener en cuenta nuestras propias necesidades para escucharlas y satisfacerlas. Sin duda, este factor es clave para poder poner límites en nuestras relaciones.

En definitiva, poner límites en las relaciones es fundamental para mantener relaciones saludables. Si tienes grandes dificultades para poner límites, podría ser beneficioso trabajar con un terapeuta para mejorar tu autoestima y tus habilidades de comunicación.

Ante todo, recuerda que establecer límites no implica que la relación deba terminar, sino que estamos fomentando que exista equilibrio y el respeto mutuo. A medida que crecemos y evolucionamos los límites también pueden hacerlo y es importante revisarlos de una forma regular para asegurarnos de que continúan siendo adecuados para cubrir nuestras necesidades.

Este artículo es meramente informativo, en Psicología-Online no tenemos facultad para hacer un diagnóstico ni recomendar un tratamiento. Te invitamos a acudir a un psicólogo para que trate tu caso en particular.

Si deseas leer más artículos parecidos a Cómo poner límites en las relaciones, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Terapia de pareja.

Bibliografía
  • Riso, W. (2018). Los límites del amor (1.a ed.). Planeta.

Escribir comentario

¿Qué te ha parecido el artículo?
Cómo poner límites en las relaciones
1 de 3
Cómo poner límites en las relaciones

Volver arriba