Compartir

Fagofobia o miedo a atragantarse: síntomas, causas y tratamiento

 
Por Sonia Silgado. 20 enero 2021
Fagofobia o miedo a atragantarse: síntomas, causas y tratamiento

¿Es normal no poder tragar por ansiedad? La fagofobia es un miedo irracional a atragantarse. Dicho miedo puede llegar al punto de que la persona que lo sufre llega a evitar consumir alimentos sólidos y por tanto, acaba poniendo en riesgo su vida. En los casos más graves, se llega incluso a evitar deglutir cualquier cosa, incluidos alimentos líquidos, bebidas y hasta la propia saliva. Forma parte de los trastornos de ansiedad aunque también en algunas ocasiones forma parte del trastorno obsesivo compulsivo.

Es un trastorno poco común, se estima que lo padecen 1 de cada 500 personas. Sin embargo, puede que te haya pasado alguna vez en una forma más leve o a alguien que conozcas. En los últimos años ha aumentado la incidencia, pero debido a los pocos estudios que hay sobre el trastorno, en ocasiones es difícil detectarlo. Por ello, para conocer los distintos síntomas, causas y tratamientos de la fagofobia o miedo a atragantarse, sigue leyendo Psicología-Online.

También te puede interesar: Fagofobia, miedo a tragar

Síntomas de la fagofobia

Hay multitud de síntomas que nos pueden ayudar a detectar una posible fagofobia entre los que se encuentran:

  • Síntomas físicos de la ansiedad. Síntomas físicos tales como dolores de cabeza, incremento del ritmo cardíaco y respiratorio, alta tensión muscular, mareos o vértigos e incluso desmayos y pérdidas del conocimientos, altos niveles de sudoración, problemas gastrointestinales y sensación de falta de aire. Este tipo de síntomas corresponden a los propios de la ansiedad, por ello, la fagofobia, como el resto de fobias, se considera un tipo de trastorno de ansiedad.
  • Pensamientos distorsionados. Los síntomas cognitivos habituales hacen referencia a los distintos pensamientos y creencias irracionales relacionadas con la fobia tales como el miedo a atragantarse y por tanto poner en peligro su vida.
  • Evitación. Los síntomas conductuales hacen referencia a la evitación de la situación que se teme, es decir, evitar comer sólido, por ejemplo, evitar eventos sociales que impliquen comida, etc.

Es claro que el temor debe de ser irracional y perdurable en el tiempo para poder ser diagnosticado de este trastorno.

Causas de la fagofobia

Las causas por las que se desarrolla la fagofobia suelen ser combinadas. Entre los factores que influyen en la fagofobia, tenemos:

  • La fagofobia suele relacionarse con personas con una alta autoexigencia y perfeccionismo.
  • Además, puede también haber una predisposición genética.
  • En algunos casos, la fobia surge debido a una preocupación excesiva por parte de los padres de la persona a que se atragante durante su infancia por lo que dicha preocupación se acaba adoptando en la edad adulta.
  • Por otra parte, como mencionábamos, es más probable que lo desarrollen personas con trastorno obsesivo compulsivo.
  • Por último, el hecho de haber vivido una situación relacionada con un atragantamiento o haber presenciado o escuchado la historia de alguien que ha vivido ese tipo de situación puede llegar a ser el desencadenante del problema.

Tratamiento para superar la fagofobia

¿Cómo salir de la fagofobia? Es vital para la persona tratar esta patología debido al riesgo de desnutrición que podría sufrir de alargarse en el tiempo. Superar miedo a atragantarse es posible con acompañamiento profesional.

  • Terapia cognitivo-conductual. Una de las terapias más útiles para este tipo de problemas es la terapia cognitivo-conductual. La terapia cognitivo-conductual para fagofobia tiene el fin de corregir los pensamientos distorsionados que le están manteniendo a la persona el problema.
  • Clarificación y consecución de valores. Como complementon se pueden emplear técnicas propias de las terapias de tercera generación como es la clarificación y consecución de valores, es decir, se le trataría de reflejar a la persona qué aspectos importantes de su vida ha dejado de lado debido a su fobia y se vería, posteriormente, cómo se podrían recuperar dichas áreas. Esto es importante ya que debido a la fobia la persona suele evitar eventos sociales ya que suelen realizarse en torno a una comida. Consecuentemente, se pierden relaciones sociales y surgen problemas familiares, de pareja, sociales y laborales.
  • Exposición y desensibilización sistemática. Posteriormente, para superar miedo a atragantarsese, realizará junto al terapeuta una exposición gradual a los estímulos que le causen menos temor y terminando con los estímulos que más ansiedad y miedo producen. A estos ejercicios para la fagofobia se los conoce como desensibilización sistemática. En algunos casos, de no poder llevarse a cabo una exposición real y en vivo de las situaciones temidas, la exposición que se realizará será imaginada. Si bien, esta tiene menos eficacia.
  • Técnicas de relajación. Con el fin de que dicha exposición se pueda llevar a cabo, previamente se le habrán enseñado a la persona distintas técnicas de relajación. Además, dichas técnicas sirven para reducir los síntomas físicos y fisiológicos mencionados con anterioridad. Te recomendamos realizar la relajación guiada para la ansiedad que te dejamos a continuación.

En cualquier caso, es de suma importancia que el tratamiento lo lleve a cabo un profesional cualificado ya que, de no ser así, es altamente probable que el problema pueda llegar a agravarse pudiendo llegar a provocar la muerte de la persona.

Este artículo es meramente informativo, en Psicología-Online no tenemos facultad para hacer un diagnóstico ni recomendar un tratamiento. Te invitamos a acudir a un psicólogo para que trate tu caso en particular.

Si deseas leer más artículos parecidos a Fagofobia o miedo a atragantarse: síntomas, causas y tratamiento, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Psicología clínica.

Bibliografía
  • Cartaxo, T., Ferreira Leite, V., Araújo, C., & Veiga, L. (2013). Quando a comida alimenta o medo.
  • da Silva, V. G., & Papelbaum, M. (2009). Fobia alimentar associada a magreza: um diagnóstico diferencial com anorexia nervosa. J Bras Psiquiatr, 58(3), 205-208.
  • Loureiro, E. R., Ferreira, A. C., Carvalho, J., Xará, M. J., & Pimentel, I. (2016). Um caso de fagofobia: quando o medo nos consome. Revista Portuguesa de Medicina Geral e Familiar, 32(3), 212-216.

Escribir comentario

¿Qué te ha parecido el artículo?

Fagofobia o miedo a atragantarse: síntomas, causas y tratamiento
Fagofobia o miedo a atragantarse: síntomas, causas y tratamiento

Volver arriba