Compartir

Las Organizaciones como Sistema social y abierto

Las Organizaciones como Sistema social y abierto

Se conceptualiza a la organización como un sistema social abierto. Scott señala que la consideración de la organización como un sistema abierto y complejo la que permite una conceptualización integradora de este fenómeno y en ella se pueden incluir las doctrinas clásicas, interesadas en la autonomía de la organización o en su estructura normativa y las teorías neoclásicas, interesadas en el funcionamiento y en los aspectos informales que habían sido olvidados por aquellas.

También te puede interesar: Las organizaciones como sistemas sociales

Introducción a la organización como sistema

La teoría general de sistemas trata de crear una ciencia de los universales de la organización, una ciencia universal que utilice los elementos organizacionales comunes que se encuentran en todos los sistemas como punto de partida. Aproximación que conceptualiza la organización como un sistema de variables y partes mutuamente interdependientes. El estudio de las partes estratégicas o centrales del sistema, la naturaleza de su mutua interdependencia, los principales procesos que las interrelacionan y permiten la adaptación de unas con otras, y los fines centrales de esos sistemas.

En los desarrollos experimentados por la teoría de las organizaciones a partir de la II Guerra Mundial se iba incorporando el concepto de sistemas a su estudio. Se define las organizaciones como sistemas sociotécnicos, como sistemas en los que intervienen recursos humanos y como sistemas coordinados para la toma de decisiones de modo racional con múltiples niveles decisores. Hay que sistematizar estas contribuciones y presentar una visión integradora del concepto de organización que describa su carácter complejo y pluridimensional.

Algunos problemas teóricos olvidados

La conceptualización de las organizaciones como sistema abierto centra la atención en organizaciones "maduras", adultas. Se trataba de comprender su funcionamiento y de mejorar su mantenimiento. Sin embargo, ha sido poco investigado el problema del origen, la génesis y el desarrollo. Se han elaborado 2 posiciones alternativas:

  • Kimberley (1976) señala que cuando una persona abandona una organización para fundar otra lleva consigo una serie de reglas organizacionales que encontrarán expresión en la nueva organización. Se explicaría así el proceso generativo de las organizaciones a partir de otras mediante la transmisión de un "código genético" consistente en esas reglas y experiencias;
  • Pettigrew (1976), a partir del análisis del comportamiento de varios empresarios que fundaron nuevas empresas, insiste en la dimensión creativa al establecerlas, más que en la reproducción de antiguas experiencias.

La contribución de la teoría general de sistemas al estudio de las organizaciones

Miller (1978) en su obra "Sistemas vivientes" define un sistema como un conjunto (set) de unidades que interactúan manteniendo relaciones entre sí. La palabra conjunto (set) implica que las unidades tienen propiedades comunes. Propiedades que son esenciales si las unidades van a interactuar o a relacionarse. El estado de cada unidad está limitado por, condicionado por, o es dependiente del estado de otras unidades. Las unidades están ligadas. Hay al menos una medida de la suma de sus unidades que es mayor que la suma de cada medida de sus unidades. La estructura del sistema se define como el ordenamiento de sus subsistemas y componentes en el espacio tridimensional en un momento dado del tiempo, y su proceso como todo cambio de materia, energía e información.

La teoría de sistemas está interesada en problemas de relación, de estructura y de interdependencia más que en los atributos constantes de los objetos.

Boulding (1956) en su "Teoría General de Sistemas" afirma que el esqueleto de la ciencia, distingue 9 niveles diferentes de sistemas que ascenderían desde las estructuras estáticas, el más simple, hasta los sistemas sociales y humanos, los más complejos, pasando por estructuras cibernéticas como el termostato. Los niveles se ordenan de modo que a más alto nivel, más complejidad. Más difícil resulta su conceptualización y mayor probabilidad de que el sistema sea influido por sucesos y fenómenos externos. La jerarquización es:

  • Estructura estática, como la ordenación de los planetas en el sistema social.
  • Sistemas dinámicos simples, como la mayoría de las máquinas y los modelos de la física newtoniana.
  • Sistemas abiertos, los que presentan estructuras autoperpetuantes.
  • Sistema societal-genético, con una cierta subdivisión de funciones, incluye subsistemas diferenciados
  • Sistema animal, incluye la autosensibilidad y movilidad y subsistemas especializados para recibir y procesar información que procede del mundo o del medio exterior.
  • Sistema humano, incluye la capacidad de ser autoconsciente, autosensible y de utilizar la simbolización para comunicar ideas.
  • Organizaciones sociales, considera a los seres humanos como subsistemas dentro de una gran organización o sistema.
  • Sistemas transcendentales, que recogen las alternativas y realidades que pueden ser conocidas pero que aún están por descubrir.

Para Boulding esta jerarquización es útil para dejar al descubierto las lagunas de nuestro conocimiento, el cual es inadecuado para elaborar modelos matemáticos o de otro tipo que vayan más allá del 2º nivel, es decir, del nivel de estructuras dinámicas simples. Los puntos de vista de Boulding son especialmente sugerentes para una teoría de la ciencia, pero interesa el lugar en que se situarían las organizaciones sociales humanas en función de su tipología, complejidad y apertura.

Las organizaciones como sistemas abiertos

Las organizaciones vienen caracterizadas como sistemas abiertos de tipo social. Frente a los sistemas cerrados de las ciencias físicas, que permiten considerar las estructuras autocontenidas como si fueran independientes de las fuerzas externas, los sistemas abiertos, como los organismos vivientes biológicos y sociales, se mantienen gracias al flujo y reflujo de energía que atraviesa sus limitaciones permeables. Katz y Kahn señalan que la diferencia esencial entre un sistema abierto y un sistema cerrado se puede establecer en términos del concepto de entropía y de la 2ª ley de la termodinámica. Un sistema se mueve hacia su equilibrio, la entropía se hace máxima y el sistema físico alcanza su equilibrio cuando consigue el estado de distribución más probable de sus elementos. En los sistemas sociales, la estructura tiende más a una mayor elaboración que a una menor diferenciación, lo cual es así porque la operación de la entropía es contrarrestada con la importación de energía, los sistemas vivientes se caracterizan por una entropía negativa más que positiva.

Limitaciones y problemas del sistema cerrado:

  • la desconsideración del ambiente como fuente de inputs para el sistema.
  • la excesiva preocupación por los principios de funcionamiento interno.

De estas insuficiencias se derivan los planteamientos erróneos cuando se trata de explicar los sistemas vivos y sociales:

  • el sistema cerrado niega la posibilidad del principio de equifinalidad. En los sistemas cerrados sólo hay un modo de llegar a un resultado dado. Unas mismas condiciones iniciales deben llevar a un mismo resultado final, si no ha cambiado nada, nada cambiará. Hecho que puede ser cierto en condiciones totalmente conocidas y determinadas, pero que no se cumple en los sistemas vivos ni en los más complejos como puedan ser las organizaciones;
  • el sistema cerrado trata los sucesos disruptivos del ambiente como error de varianza. Sin embargo, la teoría de sistemas abiertos mantiene que las influencias ambientales no son fuente de error sino que se integran en el funcionamiento del sistema y éste no puede ser adecuadamente comprendido sin un estudio constante de las fuerzas que lo afectan.

Los organismos humanos y las formaciones sociales que forman (grupos, organizaciones, instituciones, etc.) son sistemas abiertos y todos comporten características definitorias.

Este artículo es meramente informativo, en Psicología-Online no tenemos facultad para hacer un diagnóstico ni recomendar un tratamiento. Te invitamos a acudir a un psicólogo para que trate tu caso en particular.

Si deseas leer más artículos parecidos a Las Organizaciones como Sistema social y abierto, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Psicología Social y de las Organizaciones.

Escribir comentario sobre Las Organizaciones como Sistema social y abierto

¿Qué te ha parecido el artículo?

Las Organizaciones como Sistema social y abierto
Las Organizaciones como Sistema social y abierto

Volver arriba