Compartir

Qué es el condicionamiento operante: definición y ejemplos

Por Anna Badia Llobet, Psicóloga y editora. Actualizado: 1 febrero 2019
Qué es el condicionamiento operante: definición y ejemplos

El condicionamiento es una forma de aprendizaje por asociación de estímulos, descubierta y defendida por los autores partidarios del conductismo. Los tipos de condicionamiento más importantes son el condicionamiento clásico y el condicionamiento operante. El condicionamiento operante es un tipo de aprendizaje y una técnica de modificación de conducta que utiliza el refuerzo positivo, el refuerzo negativo, la omisión y el castigo para producir la adquisición o la extinción de una conducta.

En este artículo de Psicología-Online sobre el condicionamiento operante, te explicamos qué es, su definición y te mostramos algunos ejemplos. Además, también te contamos cómo aplicar el condicionamiento operante.

Definición de condicionamiento operante

El condicionamiento operante es una forma de aprendizaje que consiste en asociar un estímulo a una respuesta con la finalidad de que la respuesta se produzca más o menos. Es decir, se produce una conducta y después de la conducta hay una consecuencia, algo que pasa después. Entonces existen dos opciones: que la consecuencia sea positiva o negativa.

  1. Si la consecuencia se considera positiva esa conducta tendrá más probabilidades de producirse en un futuro, pues se está asociando la conducta con el suceso bueno que ha pasado después.
  2. Si, por el contrario, la consecuencia es negativa la conducta tendrá menos probabilidades de producirse en un futuro, ya que se asocia la conducta con el suceso malo. Esta conexión entre las conductas y las consecuencias deriva en una técnica de modificación de conducta que sirve para conseguir que una conducta se repita o no. Existen diferentes tipos de condicionamiento operante.

Tipos de condicionamiento operante

  • El refuerzo positivo: cuando después de la conducta ocurre un suceso bueno, por tanto producirá un aumento de la presencia de la conducta.
  • El refuerzo negativo: cuando después de la conducta no ocurre o deja de ocurrir un suceso malo que ya está pasando, lo que también aumentará la presencia de la conducta.
  • La omisión: cuando después de la conducta no ocurre un suceso bueno, así disminuirá la presencia de la conducta.
  • El castigo: cuando después de la conducta ocurre un suceso malo, lo que también disminuirá la presencia de la conducta.

El condicionamiento instrumental de Thondrike

Como hemos comentado anteriormente, Burrhus Frederic Skinner es el autor más importante del condicionamiento operante al que, posteriormente, Edward Thorndike llamó con el término condicionamiento instrumental. La diferencia conceptual se basa más en el nombre que no en la naturaleza del aprendizaje.

Qué es el condicionamiento operante: definición y ejemplos - Definición de condicionamiento operante

¿Qué podemos conseguir con el condicionamiento operante?

Lo que podemos conseguir con el condicionamiento operante es el conocido moldeamiento de la conducta. Los conceptos más importantes son:

La adquisición

La adquisición es el proceso aprendizaje de la conducta en el que la conducta se asocia al refuerzo positivo y/o al refuerzo negativo. Debido al refuerzo, la conducta cada vez se da más rápidamente, más veces y tiene menos probabilidades de desaparecer.

La extinción

La extinción consiste en suprimir el reforzamiento de una conducta previamente reforzada. Al dejar de reforzar la conducta, la frecuencia de esta va decreciendo. Es un procedimiento eficaz para reducir definitivamente las conductas, pero es más lento que otros, por lo que no puede esperarse que la conducta desaparezca de forma inmediata. La reducción de la conducta es gradual y depende de:

  • La historia de la conducta a extinguir: la extinción es más rápida cuando el origen de la conducta es reciente y más lenta cuando la conducta tiene una larga historia de ocurrencia y está bien consolidada.
  • El reforzamiento que ha recibido la conducta a extinguir: es más rápida cuando la conducta ha recibido refuerzo de forma continua y es más lenta cuando ha recibido reforzamiento de manera intermitente.
  • El nivel de privación del refuerzo: cuanto más tiempo ha pasado entre apariciones del refuerzo, más lenta será la extinción.
  • La intensidad del refuerzo: cuanto mayor haya sido el reforzador utilizado, más tiempo se necesitará para extinguir la conducta.
  • El esfuerzo necesario para emitir la respuesta: cuanto más esfuerzo requiera, más fácil será de extinguir.

Debe tenerse en cuenta que la aplicación de la extinción produce un incremento en la frecuencia e intensidad de la conducta en los primeros momentos de aplicación, se denomina "estallido de extinción". También pueden aumentar los comportamientos agresivos o emocionales al implantar el procedimiento, la llamada "agresión inducida por la extinción". Es importante persistir en la aplicación de la extinción, pues asegura su efectividad.

Además, la respuesta puede reaparecer puntualmente tras un lapso de tiempo en el que la conducta había desaparecido, este fenómeno se llama "recuperación espontánea". Manteniendo la extinción, acabará por desaparecer definitivamente.

¿Cómo se debe aplicar la extinción?

  • Conviene explicar y especificar las condiciones de la extinción.
  • Identificar todos los reforzadores que mantienen la conducta.
  • Poder controlar la presentación de los reforzadores. Para lograrlo, tienen que aplicar la extinción todas las personas del ambiente en el que se emiten las conductas para que no las refuercen.
  • Prevenir a las personas implicadas en el programa de extinción respecto al incremento inicial de la respuesta indeseable, las posibles respuestas agresivas al no recibir la recompensa esperada y los efectos de recuperación espontánea.
  • Ser constante, pues si la extinción se usa de forma intermitente equivale a reforzarla de forma intermitente.
  • Utilizar junto a la extinción de la conducta inadecuada, el reforzamiento de conductas alternativas, si es posible, incompatibles con la que se desea eliminar. Por ejemplo si queremos extinguir la conducta de consumir bebidas azucaradas, reforzaremos cada vez que se beba agua.

Ejemplos de condicionamiento operante o instrumental

Tanto Thondrike como Skinner y los demás autores que teorizaron sobre el condicionamiento operante o instrumental, definieron algunos ejemplos para comprender mejor este procedimiento. A continuación, ofrecemos algunos tipos de condicionamiento operante con claros ejemplos:

Ejemplos de refuerzo positivo

  • Dar un premio de comida a un perro cuando se sienta. Consigue que el perro aprenda a sentarse y lo haga más.
  • Felicitar a un niño cuando se ha terminado el plato de verdura. Consigue que el niño aprenda que comer verdura es algo positivo y aumente dicha conducta.
  • Cobrar comisiones. Consigue que un trabajador que recibe un dinero extra por cada venta, aumente las conductas necesarias para vender.

Ejemplos de refuerzo negativo

  • Dejar de reñir a un niño cuando obtiene una buena calificación. Consigue que el niño aumente las conductas necesarias para tener mejores calificaciones.
  • Lavar los platos (tarea que corresponde a tu pareja) porque él o ella ha cocinado antes. Consigue que tu pareja cocine más.
  • Dejar salir de clase antes a los niños que han participado en la clase. Consigue estimular la participación de los niños.

Ejemplos de omisión:

  • No prestar atención a un niño cuando se está comportando mal, por ejemplo, haciendo una rabieta en la calle. Si al realizar la conducta no recibe atención, la conducta tiene más probabilidades de reducirse.
  • No contestar a un niño cuando habla mal, por ejemplo cuando grita o utiliza malas palabras. Al ignorarle cuando realiza dicha conducta propiciamos que disminuya su frecuencia.
  • No interactuar con nuestra mascota cuando ladra. Dejar de prestarle atención consigue que la conducta disminuya.

Ejemplos de castigo

  • Dar trabajo extra a los alumnos que han interrumpido en clase. Consigue que los alumnos interrumpan menos.
  • Quitar la consola al hijo que no ha recogido la ropa. Consigue que disminuya la conducta de no recoger la ropa.
  • Regañar a un niño cuando ha tenido una mala calificación. Consigue que las malas calificaciones se reduzcan.

Qué es el condicionamiento operante: definición y ejemplos - Ejemplos de condicionamiento operante o instrumental

Diferencia entre condicionamiento operante y condicionamiento clásico

Otro tipo de condicionamiento es el condicionamiento clásico, cuyo autor principal es Ivan Pàvlov y consiste en asociar un estímulo incondicionado, es decir, un estímulo que por sí mismo ya genera una respuesta, con un estímulo neutro, que por sí mismo no provoca esta respuesta. En el momento en que se asocian los estímulos, es decir, se presentan juntos repetidamente, se consigue que el estímulo neutro (que no provocaba la respuesta) ahora sí la provoque. Con un ejemplo será más sencillo de comprender.

Ejemplo del condicionamiento clásico de Pavlov

  1. El estímulo incondicionado (la comida) provoca la respuesta (que los perros produzcan saliva); mientras que el estímulo neutro (ver al cuidador) no produce la respuesta (no le hace salivar).
  2. Se presentan conjuntamente los estímulos incondicionado y neutro (el cuidador le trae la comida) repetidas veces y se asocia el estímulo incondicionado con el neutro (se asocia el cuidador con la comida).
  3. Ahora, el estímulo neutro (ver al cuidador) también provoca la respuesta (salivar). Ahora el perro saliva al ver al cuidador, vea o no la comida.

La diferencia principal entre el condicionamiento clásico y el condicionamiento operante es que el condicionamiento clásico se centra en modificar el estímulo que provoca una conducta, mientras que el condicionamiento operante se centra en modificar la conducta mediante un estímulo.

Este artículo es meramente informativo, en Psicología-Online no tenemos facultad para hacer un diagnóstico ni recomendar un tratamiento. Te invitamos a acudir a un psicólogo para que trate tu caso en particular.

Si deseas leer más artículos parecidos a Qué es el condicionamiento operante: definición y ejemplos, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Psicología experimental.

Bibliografía
  • De la Mora Ledesma, J. G. (1979). Psicología del aprendizaje(Vol. 1). Editorial Progreso.
  • Domjan, M. (2007). Principios de aprendizaje y conducta. Editorial Paraninfo.
  • Tituana, S., & Dayse, B. (2017). Modificación de la conducta agresiva en niños, postulados de skinner según la teoría de condicionamiento operante, referente al castigo.

Escribir comentario sobre Qué es el condicionamiento operante: definición y ejemplos

¿Qué te ha parecido el artículo?
3 comentarios
Su valoración:
Walter Fdez
Muy bueno el enfoque didáctico pedagógico, coronado con un test rápido para la recuperación del contenido.
Su valoración:
Marta
Me ha parecido muy interesante y útil
Anna Badia Llobet (Editor/a de Psicología-Online)
Hola Marta, me alegra que te haya parecido útil. Si quieres seguir leyendo sobre condicionamiento, te recomiendo este interesante artículo: https://www.psicologia-online.com/el-proceso-del-condicionamiento-clasico-1189.html
Gracias por tu comentario.
Saludos.
Su valoración:
David olive
Un artículo genial, saludos.
Anna Badia Llobet (Editor/a de Psicología-Online)
Hola David,
Muchas gracias por tu comentario. Si te ha gustado el artículo, te recomiendo uno que puede resultarte interesante: https://www.psicologia-online.com/estrategias-para-ninos-con-problemas-de-conducta-4261.html
Gracias por confiar en Psicología-Online.
Saludos.

Qué es el condicionamiento operante: definición y ejemplos
1 de 3
Qué es el condicionamiento operante: definición y ejemplos

Volver arriba