Compartir

Por qué tengo ansiedad sin motivo

 
Por Zoraida Luque. 25 febrero 2020
Por qué tengo ansiedad sin motivo

¿Estás tranquilamente en casa y sientes ansiedad? ¿Te has despertado alguna vez en medio de una crisis? ¿A veces sientes ansiedad y no encuentras el motivo? En Psicología-Online te explicamos por qué puedes tener ansiedad sin un motivo aparente.

Síntomas de la ansiedad (DSM)

Los síntomas de un ataque de ansiedad según aparece en el DSM son:

  • Palpitaciones, sacudidas del corazón o elevación de la frecuencia cardíaca
  • Sudoración
  • Temblores o sacudidas
  • Sensación de ahogo o falta de aliento
  • Sensación de atragantarse
  • Opresión o malestar torácico
  • Náuseas o molestias abdominales
  • Inestabilidad, mareo o desmayo
  • Desrealización (sensación de irrealidad) o despersonalización (estar separado de uno mismo)
  • Miedo a perder el control o volverse loco
  • Miedo a morir
  • Parestesias (sensación de entumecimiento u hormigueo)
  • Escalofríos o sofocaciones

En el siguiente artículo encontrarás más información acerca de la cuestión Por qué dan ataques de ansiedad.

Causas de la ansiedad

La ansiedad es una emoción que nos ha ayudado a sobrevivir como especie. Ante una situación de peligro nuestro organismo activa un sistema de alarma para dar respuesta de lucha o huida ante un peligro inminente. Actualmente esa activación nos sigue siendo de mucha ayuda en situaciones de peligro real, como por ejemplo cuando alguien que nos quiere atacar se aproxima a nosotros.

Sin embargo, nuestro organismo reacciona igual ante situaciones que objetivamente no son peligrosas pero que nosotros percibimos como tales. Es por esto que puede resultar desadaptativa en cuanto a que evitamos situaciones que realmente no representan un peligro y esto puede afectar al desarrollo normal de nuestra vida.

Por qué tengo ansiedad sin motivo aparente

Existen tres tipos de ataques o crisis de ansiedad según cómo empiezan y qué los desencadena:

Las crisis situacionales

Ocurren cuando nos exponemos a situaciones que nos generan ansiedad o nos anticipamos a ellas. Puede ser porque nos han provocado ansiedad anteriormente o porque las consideramos amenazantes.

Las crisis predispuestas situacionalmente

Están relacionadas con situaciones que se asocian con ansiedad, pero la crisis no siempre tiene porqué aparecer. Puede aparecer antes de exponernos, durante la exposición, un rato después o incluso no aparecer. Este tipo de crisis nos puede confundir si se produce después de la exposición porque no asociamos nuestra ansiedad con algo que ya ha ocurrido y que en el momento de ocurrir no nos ha generado ansiedad.

Las crisis inesperadas

Estas crisis no están relacionadas con estímulos situacionales. Aparecen en situaciones que nosotros consideramos seguras. Las desencadena la percepción de sensaciones corporales relacionadas con la ansiedad y es posible que ni siquiera nos demos cuenta. Estas crisis son las que más nos hacen creer que tenemos ansiedad sin motivo aparente, pero en realidad sí que hay un motivo que no estamos identificando.

Por qué me da ansiedad por la noche

Las crisis inesperadas se dan en situaciones que consideramos seguras, incluso mientras estamos tranquilos y relajados, como puede ser de noche en nuestra casa e incluso en nuestra cama. La desencadenan sensaciones corporales que pueden pasar desapercibidas para nosotros. Los pensamientos relacionados con la ansiedad también son desencadenantes habituales de este tipo de crisis.

Este tipo de crisis puede darse incluso mientras dormimos. Hay personas que aseguran que se han despertado en mitad de una crisis, con todos los síntomas y, evidentemente, sin comprender qué la ha desencadenado.

Por qué tengo ansiedad todo el día

Al igual que el miedo genera más miedo, la ansiedad también genera más ansiedad. De hecho, miedo y ansiedad van de la mano.

Los ataques o crisis de ansiedad son muy desagradables para quien los sufre. Tanto, que después del primero vivimos atemorizados con la posibilidad de que se repita. Ese miedo nos hace tener sensaciones relacionadas con la ansiedad y así entramos en un bucle miedo-ansiedad del que es difícil salir sin un buen tratamiento.

Si además hemos sufrido crisis de ansiedad inesperadas, perdemos la sensación de control que teníamos. Cuando las crisis son situacionales podemos evitarlas si dejamos de exponernos a estímulos que sabemos que las desencadenan, pero cuando son inesperadas nos sentimos expuestos por completo y eso nos genera una ansiedad constante ante la incertidumbre de cuándo se producirá una nueva crisis.

Por otra parte, si la ansiedad se da constantemente, a diario, es posible que estemos ante un trastorno de ansiedad generalizada.

Qué es el trastorno de ansiedad generalizada (TAG)

El trastorno de ansiedad generalizada (TAG) se caracteriza por una ansiedad y preocupación excesivas ante un gran número de situaciones.

Se dan algunos síntomas como: inquietud, fatiga precoz, dificultades para concentrarse, irritabilidad, tensión muscular y trastornos del sueño.

Las situaciones que generan ansiedad no se limitan a las habituales, sino que abarcan una gran variedad de situaciones cotidianas: enfrentarse a la jornada, salud de los familiares, pequeños problemas con los hijos, el trabajo, etc. La intensidad de la ansiedad y preocupaciones son desproporcionadas con las posibles consecuencias que puedan desencadenar las situaciones temidas. La imposibilidad de controlar las excesivas preocupaciones altera el desarrollo normal de su vida diaria.

Este artículo es meramente informativo, en Psicología-Online no tenemos facultad para hacer un diagnóstico ni recomendar un tratamiento. Te invitamos a acudir a un psicólogo para que trate tu caso en particular.

Si deseas leer más artículos parecidos a Por qué tengo ansiedad sin motivo, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Psicología clínica.

Bibliografía
  • American Psychiatric Association (1995). Manual Diagnóstico y Estadístico de los Trastornos Mentales. Barcelona: MASSON

Escribir comentario sobre Por qué tengo ansiedad sin motivo

¿Qué te ha parecido el artículo?

Por qué tengo ansiedad sin motivo
Por qué tengo ansiedad sin motivo

Volver arriba