menu
Compartir

Pensamiento creativo: qué es, características y cómo potenciarlo

 
Por Gianluca Francia. 26 marzo 2021
Pensamiento creativo: qué es, características y cómo potenciarlo

En la sociedad compleja en la que vivimos, la creatividad es una capacidad no solo útil para la innovación, sino también necesaria para la supervivencia de las organizaciones y de los grupos sociales. La evolución y el cambio, que sobre todo la tecnología ha generado en las últimas décadas, son cada vez más rápidos e imprevisibles. Por eso las respuestas a los problemas de la cotidianidad son cada vez más difíciles de encontrar: la experiencia, por sí sola, no ayuda a resolver las situaciones con tanta facilidad como en el pasado.

Muchos tienden a asociar el pensamiento creativo con artistas, niños y aquellos que "se pueden permitir soñar o fantasear". En la realidad de todos nosotros, el pensamiento creativo sirve para pensar en alternativas posibles, tener ideas originales para encontrar soluciones, salir de situaciones difíciles o de patrones de comportamiento que nos bloquean. Con este artículo de Psicología-Online, vamos a profundizar en las características del pensamiento creativo, para entender qué es y cómo mejorarlo.

Qué es el pensamiento creativo

El pensamiento creativo es un aspecto superior del pensamiento, porque es el poder de la mente lo que nos puede llevar a cambiarlo. Es el tipo de pensamiento que ha hecho evolucionar gradualmente el mundo de los hombres desde la barbarie y la ignorancia hasta las comodidades y el conocimiento que hoy disfrutamos.

Sin duda, J. P. Guilford fue uno de los primeros autores que estudió sistemáticamente la creatividad. De hecho, en 1950-1955 usó, desde el punto de vista psicológico, la palabra "creatividad" para enfocar los rasgos característicos de una personalidad auténtica y, en un discurso sobre la creatividad celebrada en América, analizó todos los aspectos relacionados con los problemas de la creatividad. Guilford identifica siete características de la cratividad:

  1. Sensibilidad: toma de conciencia puntual de los problemas.
  2. Disolución o fluidez verbal, ideativa, asociativa: disposición a producir hipótesis resolutivas de los problemas percibidos, a elaborar y a actuar, en la misma perspectiva, expresiones verbales, escritas y pictóricas.
  3. Flexibilidad: adaptación a situaciones inusuales e inesperadas.
  4. Pensamiento divergente: rechazo del conformismo deteriore, del pensamiento evidente, improductivo, y por lo tanto capacidad de elaborar y proponer tesis nuevas, inusuales.
  5. Redefinición: habilidad de tratamiento original de las cosas conocidas, de utilización de la fuerza vectora que está contenida en la definición de un conocimiento.
  6. Análisis: capacidad de identificar y captar datos significativos.
  7. Resumen: investigación y articulación de una estructura significativa entre elementos de conocimiento y experiencia.

Características del pensamiento creativo

El Torrance Test of Creative Thinking, considerado uno de los más fiables, mide la capacidad de ofrecer respuestas diferentes, originales, precisas y que combinan elementos heterogéneos. Diseñado por el psicólogo Ellis Paul Torrance, se utiliza principalmente para predecir el desarrollo creativo de los niños a partir de los 5 años de edad. El niño que obtiene buenas puntuaciones, por lo tanto, tiene mayor probabilidad de convertirse en un adulto creativo, como un empresario, un artista o un científico. El TTCT examina, pues, e intenta medir, la habilidad individual en lo que son las cuatro dimensiones pragmáticas de todo trabajo creativo bien hecho:

  1. Fluidez. Es la capacidad de proporcionar muchas soluciones diferentes, aceptables o buenas en un tiempo razonable pero limitado.
  2. Flexibilidad. Es la aptitud para desarrollar soluciones a partir de diferentes ingredientes con múltiples perspectivas, y para cambiar rápidamente la perspectiva y los contextos de referencia.
  3. Originalidad. Es la capacidad de desarrollar ideas nunca antes pensadas, sabiendo que ser original no significa producir ideas irritantes o extravagantes . Significa, en cambio, aventurarse en espacios creativos aún no recorridos por nadie, buscando soluciones nuevas y eficaces.
  4. Elaboración. Remite al cuidado de los detalles y respeto del propio trabajo, y a la presentación de un producto consistente: es decir, acabado en todas sus partes, impecable tanto en la sustancia como en la forma. Tomándose el tiempo necesario para las comprobaciones y los acabados, pero respetando los tiempos de entrega: un trabajo presentado fuera de tiempo máximo, por bueno que sea, es un trabajo inútil.

Fases del pensamiento creativo

Aunque el proceso creativo ha sido analizado por muchos, la secuencia que me parece más plausible y a la que muchos se han inspirado, es la propuesta de Graham Wallas que en 1926 junto con Richard Smith escribe The Art of Thought. El pensamiento creativo es móvil: va hacia adelante y hacia atrás entre el hemisferio derecho y el izquierdo, y de hecho en las cuatro fases de Wallas hay una alternancia de pensamiento convergente y de pensamiento divergente.

  1. Preparación. En esta fase se recogen los materiales y la información, se organizan los datos de manera metódica, se define el problema al que hay que encontrar una solución. Los pensamientos se mueven entre lo que ya conocemos: toda acción creativa se basa en todo lo que hemos vivido y conocido; nada nace de la nada, por lo que va más allá de la experiencia, La experiencia, el conocimiento, la experiencia, la experiencia, la experiencia, la experiencia, la experiencia, la experiencia, la experiencia, la experiencia, la experiencia, la experiencia, los posibles estímulos y las vías posibles.
  2. Incubación. Prevé la elaboración de lo que sabemos, sabemos, hemos vivido, en busca de un orden que produzca un nuevo sentido. Es un proceso que se desarrolla por pruebas y errores, por flujos de pensamiento que pueden parecer desordenados e inconstantes. En esta fase es fundamental tener una propensión a deshacerse de ideas inadecuadas o ineficaces, una capacidad de comprender lo que no funciona.
  3. Iluminación. Es el insight, la intuición rápida y espontánea que se presenta sin previo aviso, brillante e incipiente, una solución diferente de todas las consideradas hasta ese momento: llega de repente y lleva consigo también una fuerte reacción emocional de excitación. Los que tienen una intuición de este tipo piensan por imágenes y esto les permite visualizar estructuras complejas y crear metáforas.
  4. Verificación. Análisis, pruebas: es un momento riguroso del proceso creativo en el que se comprueba la consistencia de una intuición, donde se pone a prueba la idea comparándola con la realidad, arreglándola para que funcione. Para los científicos esta fase consiste en las pruebas en laboratorio.

Consejos y ejercicios para potenciar el pensamiento creativo

Si hasta ahora has pensado que la creatividad es una prerrogativa de los demás, es hora de que te des cuenta de que puedes entrenarte para pensar más creativamente. Si ya estás seguro de tu creatividad, puedes seguir desarrollando tus habilidades.

  • Sé positivo. El primer paso importante es reconocer que por naturaleza es tan creativo como cualquiera y poder aprender técnicas y métodos para mejorar esta capacidad: piensa positivamente: uno de los principales obstáculos a la creatividad es el miedo a cometer errores
  • Da la bienvenida al cambio. Una buena manera de fomentar la creatividad es estimularse a sí mismo a través del cambio, porque incluso en las cosas más simples el cambio puede estimular el pensamiento. En la oficina, la casa o el estudio, trate de mover algunos muebles; si es posible, cambie la rutina matutina, o cambie su look o corte de pelo.
  • Habla. Los científicos explican que a menudo el cerebro es más activo cuando se trabaja con otros. Aprovecha entonces las ventajas del pensamiento colaborativo y habla todo lo que puedas: con los demás cuando haces compras, con amigos o familiares cuando estás cenando, y también entre tú y tú cuando trabajas.
  • Relájate y aprovecha el lado divertido. Tienes más posibilidades de ser creativo cuando estás relajado. Simples ejercicios de respiración y meditación pueden ser buenos preparativos para la creatividad. La risa, además, es buena para encender el pensamiento creativo: haces bromas, buscas libros y películas que te hagan reír y tratas de pasar tiempo con personas que consideras divertidas.
  • Haz ejercicio y resuelve acertijos. Para entrenar el pensamiento creativo un buen ejercicio es la técnica del brainstorming, literalmente "tormenta de cerebro", que consiste en inventar a rueda libre el mayor número de soluciones posibles a un problema: soluciones de todo tipo, incluso inverosímiles y/o buffe, sin que ninguna de ellas sea censurada en la fase inicial. Otro juego divertido para entrenar para ver la realidad desde nuevas perspectivas es esta: una vez que estés en la mesa, toma cualquier objeto (por ejemplo, una copa) y pregúntate: si no supieras lo que era, ¿qué nombre le daría? Si no supiera para qué era, ¿para qué lo usaría? Si no fuera lo que es, ¿qué sería? Por ejemplo, si lo volcara, ¿a qué se parece?

En este artículo encontrarás más infromación sobre Cómo desarrollar la creatividad.

Este artículo es meramente informativo, en Psicología-Online no tenemos facultad para hacer un diagnóstico ni recomendar un tratamiento. Te invitamos a acudir a un psicólogo para que trate tu caso en particular.

Si deseas leer más artículos parecidos a Pensamiento creativo: qué es, características y cómo potenciarlo, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Psicología cognitiva.

Bibliografía
  • Cavallin, F. (2015). Creatività, pensiero creativo e metodo. libreriauniversitaria.it
  • Gandolfi, C. (2017). Il processo creativo: come nasce un’idea. Recuperado de: https://www.balenalab.com/processo-creativo-come-nasce-idea/
  • Life Skills Italia (2021). Pensiero creativo. Recuperado de: https://www.lifeskills.it/le-10-lifeskills/pensiero-creativo/
  • Milani, A. (2017). Test della creatività: cosa sono e quanto sono utili. Recuperado de: https://www.pensarecreativo.com/test-creativita/
  • Phillips, C. (2012). 50 enigmi per sviluppare il pensiero creativo. Impariamo a pensare. Vallardi.
  • Rosati, L., Serio, N. (2004). Le dimensioni della creatività. Roma: Armando Editore.
  • Testa, A. (2012). Teorie e pratiche della creatività. Recuperado de: https://nuovoeutile.it/questioni-di-metodo-20-le-quattro-capacita-creative-fondamentali/

Escribir comentario

¿Qué te ha parecido el artículo?

Pensamiento creativo: qué es, características y cómo potenciarlo
Pensamiento creativo: qué es, características y cómo potenciarlo

Volver arriba