menu
Compartir

¿Una persona con TOC se puede volver loca?

 
Por Alejandro Garcia Mingrone. 8 febrero 2024
¿Una persona con TOC se puede volver loca?

Si bien el TOC puede ser extremadamente difícil de manejar y puede causar mucho estrés y ansiedad, no se clasifica como una enfermedad que haga que alguien "se vuelva loco" en el sentido de perder el contacto con la realidad o volverse psicótico.

El TOC es tratable con terapia y, en algunos casos, medicación, lo que puede ayudar a las personas a controlar sus síntomas y mejorar su calidad de vida. En este artículo de Psicología-Online, te brindaremos información acerca de si una persona con TOC se puede volver loca, qué secuelas puede dejar y cómo ayudar a una persona con TOC que piensa que está loca.

También te puede interesar: ¿Una persona con TOC puede trabajar?

Por qué se relaciona el TOC con el miedo a volverse loco

El Trastorno Obsesivo Compulsivo (TOC) se relaciona con el miedo a volverse loco debido a la naturaleza de las obsesiones y compulsiones que experimentan las personas que lo padecen. Para muchas personas con TOC, sus obsesiones giran en torno a la idea de perder el control o volverse loco. Estos pensamientos obsesivos pueden incluir el miedo a hacer daño a otros, miedo a contaminarse, o miedo a cometer errores graves. La intensidad de estos pensamientos puede llevar a la persona a creer que está perdiendo la razón o que podría volverse loca.

Además, las compulsiones que realizan las personas con TOC, como rituales de lavado, verificación repetitiva o contar, pueden parecer irracionales para quienes no padecen el trastorno, lo que puede aumentar la sensación de estar perdiendo el control o de estar enloqueciendo.

En definitiva, la afirmación de "una persona con TOC se puede volver loca" no es cierta. El miedo a volverse loco en el TOC surge de las obsesiones relacionadas con perder el control y las compulsiones que la persona realiza para intentar evitar que esos pensamientos se conviertan en realidad, pero está asociado con el término de locura.

¿Las secuelas que deja el TOC se pueden asociar con lo que llamamos

Las secuelas que deja el Trastorno Obsesivo Compulsivo (TOC) no se pueden considerar "locura" en el sentido clásico del término. La locura es un término cargado de estigma que históricamente se ha utilizado de manera imprecisa para describir una amplia gama de condiciones mentales, y no es una forma precisa de describir los trastornos psiquiátricos.

La falta de un tratamiento adecuado para el TOC puede provocar secuelas duraderas que generan malestar repetido en muchas personas, lo que contribuye a la confusión generalizada entre el TOC y la locura. Aun así, hay diferencias claras que permiten un diagnóstico preciso, pero la estigmatización social que puede excluir de oportunidades laborales, educativas y sociales a quienes sufren estas secuelas. En este artículo aclaramos si Una persona con TOC puede trabajar.

El TOC en si es un trastorno mental reconocido que se caracteriza por obsesiones y compulsiones. Las personas con TOC no pierden el contacto con la realidad, como suele ser el caso en las enfermedades mentales graves como la esquizofrenia. En cambio, están plenamente conscientes de sus pensamientos y comportamientos, pero experimentan una ansiedad significativa y malestar debido a sus obsesiones y compulsiones.

Las secuelas del TOC pueden incluir dificultades en las relaciones interpersonales, interferencia en el funcionamiento diario, disminución de la calidad de vida y posiblemente depresión debido al estrés crónico. Sin embargo, estas secuelas no implican una pérdida total del contacto con la realidad ni una "locura" en el sentido tradicional.

¿Una persona con TOC se puede volver loca? - ¿Las secuelas que deja el TOC se pueden asociar con lo que llamamos

Cómo ayudar a las personas con TOC que piensan que están locas

Ayudar a las personas con TOC que piensan que están locas requiere comprensión, empatía y apoyo. Descubre formas de aliviar a aquellas personas que padecen las consecuencias del TOC a continuación:

  • Educa sobre el TOC: brinda información precisa sobre el TOC y sus síntomas para que la persona comprenda que sus pensamientos y comportamientos son parte de un trastorno mental y no indicativos de "locura". Busca información confiable con la finalidad de conocer mejor el cuadro clínico y no confundirlo no el hecho de estar loco/a.
  • No juzgues su comportamiento: si conoces las obsesiones de cada persona, es necesario que evites hacer cualquier comentario y/o acción que las refuerce todavía más.
  • Proporciona apoyo emocional: escucha activamente sus preocupaciones y muestra empatía hacia sus experiencias. Hazles saber que no están solos y que sus sentimientos son válidos.
  • Fomenta la búsqueda de ayuda profesional: anima a la persona a hablar con un profesional de la salud mental, como un psicólogo o psiquiatra, para obtener un diagnóstico adecuado y comenzar un tratamiento efectivo. Conciencia acerca de los diagnósticos, porque aunque la presencia de síntomas puede ser un motivo de alarma, lo cierto es que hay que marcar las diferencias con otros cuadros clínicos, para no sacar conclusiones precipitadas y recibir el tratamiento más adecuado en cada acaso.
  • Recomienda la terapia cognitivo-conductual (TCC): la TCC es un enfoque terapéutico efectivo para el TOC. Ayuda a las personas a identificar y desafiar sus pensamientos obsesivos, así como a aprender técnicas para reducir las compulsiones. Además, permite sobrellevar situaciones de miedo, estrés, ansiedad y/o cualquier otra problemática de un modo más ameno.
  • Promueve un entorno de apoyo: crea un entorno comprensivo y libre de juicios donde la persona se sienta segura para hablar sobre sus experiencias y buscar ayuda sin temor al estigma. La contención emocional tanto de familiares como de personas significativas del entorno social suele ser una ayuda valorada.
  • Sé paciente y comprensivo: la recuperación del TOC puede ser un proceso largo y desafiante. Sé paciente con la persona y reconoce sus esfuerzos en su camino hacia la recuperación.

Ante todo, recuerda que cada individuo es único y puede necesitar un enfoque personalizado para su recuperación. Lo más importante es mostrarles que hay esperanza y ayuda disponible para las personas con TOC. Si necesitas más consejos, no te pierdas este artículo sobre Cómo ayudar a una persona con TOC.

Este artículo es meramente informativo, en Psicología-Online no tenemos facultad para hacer un diagnóstico ni recomendar un tratamiento. Te invitamos a acudir a un psicólogo para que trate tu caso en particular.

Si deseas leer más artículos parecidos a ¿Una persona con TOC se puede volver loca?, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Psicología clínica.

Bibliografía
  • Asociación Estadounidense de Psiquiatría (2013). Manual Diagnóstico y Estadístico de los trastornos mentales (5.ª edición). Arlington: Editorial Médica Panamericana.
  • Toro Martínez, E. (2020). Formas psicóticas del trastorno obsesivo-compulsivo. Revista Argentina de Psiquiatría, 10 (31), 88-95.
  • Villarroya Sanz, S. (2016). El trastorno Obsesivo-compulsivo y la regulación emocional: una revisión bibliográfica. Universitat Jaume.

Escribir comentario

¿Qué te ha parecido el artículo?
¿Una persona con TOC se puede volver loca?
1 de 2
¿Una persona con TOC se puede volver loca?

Volver arriba