menu
Compartir

Esquizofrenia catatónica: qué es, síntomas, causas y tratamiento

 
Por Iván Piquero. 30 junio 2021
Esquizofrenia catatónica: qué es, síntomas, causas y tratamiento
Imagen: Zhuanlan zhihu

La esquizofrenia es, sin duda, uno de los trastornos mentales más conocidos entre la población. Esto sucede, entre otras razones, porque su sintomatología (como las alucinaciones) puede llegar a ser muy llamativa para el resto de la población. No obstante se trata de un complejo trastorno que recoge otros síntomas menos llamativos, como por ejemplo el aplanamiento afectivo.

Pese a ser un trastorno bien definido, distintos casos de esquizofrenia pueden presentar particularidades que establezcan diferencias entre ellos. Por esta razón, las clasificaciones diagnósticas permiten realizar diagnósticos con especificadores. Uno de estos especificadores en el caso de la esquizofrenia es la catatonía. Continúa leyendo este artículo de Psicología-Online en el que nos centramos en la esquizofrenia catatónica: qué es, síntomas, causas y tratamiento.

Qué es la esquizofrenia catatónica

La esquizofrenia es un trastorno mental recogido en las principales clasificaciones diagnósticas DSM-5 (Asociación Americana de Psiquiatría) y CIE-11 (Organización Mundial de la Salud). Como hemos indicado, el diagnóstico puede ir acompañado de especificaciones que realiza el profesional, como el de catatonía.

La catatonía, según el diccionario de psicología de la Asociación Americana de Psiquiatría constituye un estado de rigidez muscular o una alteración del comportamiento motor que conlleva una serie de síntomas asociados, expuestos en el siguiente apartado de este artículo.

Por lo tanto, la esquizofrenia catatónica se produce cuando el paciente cumple los criterios para ser diagnosticado de esquizofrenia y, además, muestra sintomatología catatónica compatible para realizar la especificación de esquizofrenia catatónica.

Debemos también tener presente que la catatonía no es un estado exclusivo que aparezca en la esquizofrenia, y es que los estados catatónicos pueden aparecer también en otros cuadros diagnósticos como los trastornos bipolares y/o en trastornos depresivos mayores.

Síntomas de la esquizofrenia catatónica

La esquizofrenia, como ya hemos indicado, supone un trastorno complejo en el que puede aparecer una sintomatología muy variada. Para ordenar dicha sintomatología se ha propuesto una clasificación que recoge:

  • Síntomas positivos como las alucinaciones y/o los delirios.
  • Síntomas negativos en los que se engloban aquellos fenómenos que parecen estar “disminuídos” como el aplanamiento afectivo o la anhedonia.
  • Síntomas desorganizados, que recogen, por ejemplo, el comportamiento desorganizado y/o el afecto inapropiado.

Además de los síntomas típicos de la esquizofrenia, el especificador de catatonía requiere la presencia de una serie de síntomas para su diagnóstico. Siguiendo la clasificación DSM-5, deben estar presentes al menos tres o más de los siguientes síntomas:

  • Estupor: ausencia de actividad psicomotora.
  • Catalepsia: inducción pasiva de una postura mantenida contra la gravedad.
  • Flexibilidad cérea: resistencia leve y constante al cambio postural.
  • Mutismo: respuesta verbal ausente o escasa.
  • Negativismo: oposición o ausencia de respuesta a instrucciones o estímulos externos.
  • Adopción de una postura: mantenimiento espontáneo y activo de una postura contra la gravedad.
  • Manierismo: caricatura extraña, circunstancial de acciones normales.
  • Estereotipia: movimientos repetitivos, anormalmente frecuentes, no dirigidos hacia un objetivo.
  • Agitación, no influida por estímulos externos.
  • Muecas.
  • Ecolalia: imitación del habla de otra persona.
  • Ecopraxia: imitación de los movimientos de otra persona.

Causas de la esquizofrenia catatónica

Dada la diversidad fenomenológica de la esquizofrenia, a la hora de explicar el origen del trastorno deberemos atender a numerosas variables y causas que den cuenta de la aparición de todos sus síntomas. Desde las teorías biológicas se han postulado diferentes explicaciones:

  • Aquellas que se centran en aspectos genéticos: en ellas no se postula una heredabilidad del trastorno como tal, sino la predisposición a desarrollarla.
  • Las que estudian las alteraciones bioquímicas: sobre la alteración en el funcionamiento de neurotransmisores y neuromoduladores, catecolaminas, etc.
  • Otras hipótesis como las endocrinas, inmunitarias y/o neuroanatómicas, neurofisiológicas y relacionadas con el neurodesarrollo.

Dentro del mundo de la psicología, diferentes orientaciones han tratado de explicar el origen de la esquizofrenia, como las psicodinámicas, humanistas o las cognitivo-conductuales.

No obstante, como indicábamos anteriormente, no podemos reducir la explicación de un trastorno tan complejo a una sola causa. Por ello se han propuesto modelos integradores que recogen los datos de las diferentes propuestas etiológicas.

Entre estos modelos integradores destacamos el modelo de vulnerabilidad-estrés en el que interactúan diversos factores. Este modelo indica que, ante situaciones estresantes y bajo determinadas situaciones, una persona con vulnerabilidad puede desarrollar un episodio esquizofrénico.

Es importante, por último, señalar que tanto la aparición de esquizofrenia como la catatonía (de la misma forma que muchos otros cuadros diagnósticos de las clasificaciones) puede deberse a los efectos de alguna sustancia o medicación, siendo esta la causa directa de su aparición. Las clasificaciones diagnósticas además ofrecen diagnósticos específicos para estos casos.

Tratamiento de la esquizofrenia catatónica.

De la misma forma que las explicaciones causales deben abarcar toda la sintomatología, el tratamiento también debe cubrir todas las áreas alteradas de la esquizofrenia catatónica. En este sentido, siguiendo la clasificación entre síntomas positivos y negativos y tomando como referencia el capítulo de Godoy, J.F., Godoy-Izquierdo, D. y Vázquez, M.L. (2014)[1]:

  • El tratamiento farmacológico será la mejor elección para tratar los síntomas positivos (como alucinaciones y delirios) y se complementará con terapia psicológica y psicosocial. Este tipo de tratamiento también es el indicado para la catatonía en particular.
  • En cuanto a los síntomas negativos, sobre todo se tratarán y rehabilitarán las funciones básicas, especialmente las funciones cognitivas.

Este artículo es meramente informativo, en Psicología-Online no tenemos facultad para hacer un diagnóstico ni recomendar un tratamiento. Te invitamos a acudir a un psicólogo para que trate tu caso en particular.

Si deseas leer más artículos parecidos a Esquizofrenia catatónica: qué es, síntomas, causas y tratamiento, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Psicología clínica.

Referencias
  1. Godoy, J.F., Godoy-Izquierdo, D. y Vázquez, M.L. (2014) Espectro de la esquizofrenia y otros trastornos psicóticos. En Caballo, V.E., Salazar, I.C. Y Carrobles, J.A. (2014) Manual de Psicopatología y Trastornos Psicológicos. Madrid. Pirámide.
Bibliografía
  • Asociación Psiquiátrica Americana (2014). DSM-5. Guía de consulta de los criterios diagnósticos del DSM-5-Breviario. Madrid: Editorial Médica Panamericana.
  • Organización Mundial de la Salud (OMS) (2018) Clasificación Internacional de Enfermedades, 11.a revisión. Recuperado de https://icd.who.int/es

Escribir comentario

¿Qué te ha parecido el artículo?

Esquizofrenia catatónica: qué es, síntomas, causas y tratamiento
Imagen: Zhuanlan zhihu
Esquizofrenia catatónica: qué es, síntomas, causas y tratamiento

Volver arriba